De­fen­so­res piden in­ves­ti­gar a Chi­qui­ta Brands

El Colombiano - - ACTUALIDAD - Por AFP ARCHIVO

Es­ta se­ría la pri­me­ra vez que la Cor­te Pe­nal In­ter­na­cio­nal ac­túa en con­tra de los eje­cu­ti­vos.

Organizaciones de­fen­so­ras de De­re­chos Hu­ma­nos anun­cia­ron ayer en Bo­go­tá que pe­di­rán a la Cor­te Pe­nal In­ter­na­cio­nal (CPI) que in­ves­ti­gue a los di­rec­ti­vos de la ba­na­ne­ra es­ta­dou­ni­den­se Chi­qui­ta Brands por fi­nan­ciar a pa­ra­mi­li­ta­res en Co­lom­bia.

“So­li­ci­ta­mos que la CPI am­plíe su exa­men pre­li­mi­nar en Co­lom­bia para in­cluir con­cre­ta­men­te a los eje­cu­ti­vos de Chi­qui­ta”, di­jo Di­mi­tris Ch­ris­to­po­ulos, pre­si­den­te de la Fe­de­ra­ción In­ter­na­cio­nal de De­re­chos Hu­ma­nos (FIDH), citado en un co­mu­ni­ca­do.

“El pe­so de la evi­den­cia es su­fi­cien­te para que la Fis­ca­lía de la CPI ac­túe en ca­so de que la jus­ti­cia co­lom­bia­na no sea ca­paz de ha­cer­lo”, agre­gó.

El pe­di­do al tri­bu­nal de jus­ti­cia in­ter­na­cio­nal, rea­li­za­do a tra­vés de un co­mu­ni­ca­do, bus­ca que se de­ter­mi­ne el rol de los eje­cu­ti­vos de la mul­ti­na­cio­nal “en la con­tri­bu­ción a crí­me­nes de le­sa hu­ma­ni­dad” co­me­ti­dos en­tre 1997 y 2004 por los pa­ra­mi­li­ta­res.

Se­gún las organizaciones, las in­da­ga­cio­nes de la CPI de­ben centrarse en 14 ex y ac­tua­les em­plea­dos, di­rec­ti­vos y miem­bros de la jun­ta di­rec­ti­va de Chi­qui­ta y de su an­ti­gua fi­lial Ba­na­dex — que no son co­lom­bia­nos ni tie­nen do­mi­ci­lio en el país— por ha­ber su­per­vi­sa­do la fi­nan­cia­ción a los pa­ra­mi­li­ta­res.

“Has­ta la fe­cha, nin­gún eje­cu­ti­vo ha ren­di­do cuen­tas,

a pe­sar de que la em­pre­sa con­fe­só ha­ber en­tre­ga­do millones de dó­la­res a pa­ra­mi­li­ta­res co­lom­bia­nos que ma­ta­ron, vio­la­ron, y des­apa­re­cie­ron a ci­vi­les”, in­di­có el bo­le­tín.

Es de re­cor­dar que Chi­qui­ta Brands se de­cla­ró cul­pa­ble en 2007 de ha­ber fi­nan­cia­do a las Au­to­de­fen­sas Uni­das de Co­lom­bia (Auc). Por esa ra­zón, la fir­ma fue san­cio­na­da con una mul­ta de 25 millones de dó­la­res tras acep­tar que en­tre­gó, en­tre 1997 y 2004, un to­tal de 1,7 millones de dó­la­res a los pa­ra­mi­li­ta­res su­pues­ta­men­te con el ob­je­ti­vo de pro­te­ger la vi­da de sus tra­ba­ja­do­res.

La Fis­ca­lía co­lom­bia­na de­cla­ró en fe­bre­ro pa­sa­do de­li­to

de le­sa hu­ma­ni­dad la fi­nan­cia­ción de pa­ra­mi­li­ta­res por par­te de ba­na­ne­ras, por lo que es­tos crí­me­nes son im­pres­crip­ti­bles en el país.

La so­li­ci­tud de es­te jue­ves fue rea­li­za­da por la FIDH, el Pro­gra­ma de De­re­chos Hu­ma­nos de la Uni­ver­si­dad de Har­vard y el Co­lec­ti­vo de Abo­ga­dos José Al­vear en nom­bre de la Co­mu­ni­dad de San José de Apar­ta­dó, en el de­par­ta­men­to de An­tio­quia.

En ca­so de que la CPI lo acep­te, es­ta se­ría la pri­me­ra vez que el or­ga­nis­mo in­ter­na­cio­nal ac­túa en con­tra de eje­cu­ti­vos cor­po­ra­ti­vos por fa­ci­li­tar crí­me­nes de le­sa hu­ma­ni­dad, ex­pli­ca­ron

FOTO

Es co­no­ci­do el al­can­ce que tu­vo el fe­nó­meno del pa­ra­mi­li­ta­ris­mo en el Ura­bá con el apoyo de al­gu­nas em­pre­sas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.