LÓ­GI­CAS

El Colombiano - - OPINIÓN - Por JU­LIÁN PO­SA­DA pri­mi­zia­su­per@hot­mail.com

Siem­pre me ha asom­bra­do cier­ta ló­gi­ca im­pe­ran­te, en bue­na par­te de nues­tra so­cie­dad pre­va­le­ce la idea del cen­tro co­mer­cial co­mo eje del mun­do, se­gu­ra­men­te he­re­da­da de la cul­tu­ra nor­te­ame­ri­ca­na y de esa ob­se­sión por pa­re­cer lo que no so­mos; he­mos he­cho de ese lu­gar el pun­to de en­cuen­tro, el par­que en el que so­cia­li­za­mos, el gue­to en el que nos “ha­lla­mos a sal­vo”, la bur­bu­ja que al igual que la 4x4 en­cie­rra y aís­la de un ex­te­rior que se per­ci­be no­ci­vo, esas es­ce­no­gra­fías per­mi­ten que mu­chos aún crean que con­su­mir re­di­me. Otra ló­gi­ca bien nues­tra di­ce que hay que ha­cer ren­ta­ble ca­da me­tro cua­dra­do de es­te te­rri­to­rio, de­ci­di­mos en­ton­ces al­te­rar her­mo­sos pai­sa­jes co­mo el de Las Pal­mas, lo que fue una vía ver­de la es­ta­mos con­vir­tien­do en un bu­le­var co­mer­cial in­tran­si­ta­ble y abu­rri­do, en el que los in­ver­sio­nis­tas su­pe­ran los éxi­tos co­mer­cia­les y se asis­te im­po­ten­te al des­fa­lle­ci­mien­to de cien­tos de co­mer­cian­tes que no en­cuen­tran la clien­te­la o la ren­ta­bi­li­dad anun­cia­das.

Me cues­ta aún más en­ten­der que la gen­te con­vier­ta en tem­plo el cen­tro co­mer­cial y va­ya a orar y a oír mi­sa al lu­gar por ex­ce­len­cia del con­su­mo, creo que eso di­ce mu­cho de no­so­tros y de nues­tras con­tra­dic­cio­nes, ce­le­brar allí a un dios que ali­men­ta el es­pí­ri­tu re­sul­ta por lo me­nos pa­ra­dó­ji­co. Tam­bién di­ce mu­cho, y no por di­ver­ti­do, sino por pa­té­ti­co, el que en me­dio de unas plan­tas (sin­té­ti­cas) se ex­tien­da un ta­pe­te (sin­té­ti­co) que si­mu­la cés­ped, se dis­pon­gan unos man­te­les y la gen­te acu­da en ma­sa a ha­cer pic nic con su fa­mi­lia y ami­gos. Es­ta es­ce­na la he vis­to no en uno, sino en dos cen­tros co­mer­cia­les; re­sul­ta la­men­ta­ble y ab­sur­do que pre­fi­ra­mos el en­cie­rro al ai­re li­bre, se­gu­ra­men­te son con­se­cuen­cias de una épo­ca en la que la ca­lle era el te­rri­to­rio del pe­li­gro, me di­rán al­gu­nos, va­ya ló­gi­cas ex­tra­ñas aña­do yo.

En USA, el lu­gar de ori­gen de los cen­tros co­mer­cia­les, la si­tua­ción es­tá cam­bian­do, las ten­den­cias mu­dan y tar­de o tem­prano ter­mi­na­rán re­fle­ján­do­se por aquí, in­ter­net que to­do lo trans­for­ma, al­te­ró nues­tros mo­de­los y for­mas de con­su­mo, hoy se ne­ce­si­tan me­nos es­pa­cios fí­si­cos pa­ra la com­pra. Se­gún un ar­tícu­lo de la re­vis­ta For­bes es­te año se ce­rra­rán en Es­ta­dos Uni­dos en­tre sie­te mil y diez mil tien­das, la ma­yo­ría ubi­ca­das en cen­tros co­mer­cia­les, los in­ver­sio­nis­tas y los pro­pie­ta­rios de lo­ca­les es­tán preo­cu­pa­dos y pa­re­cen no en­ten­der la im­por­tan­cia de fle­xi­bi­li­zar pre­cios y usos del es­pa­cio, hoy se ha­ce ne­ce­sa­rio ser crea­ti­vos pa­ra re­con­fi­gu­rar es­tás áreas en fun­ción de lo que el clien­te bus­ca y ne­ce­si­ta, en Mary­land y Co­lo­ra­do ya se han de­mo­li­do un par de cen­tros co­mer­cia­les pa­ra edi­fi­car pro­yec­tos de otro ti­po.

Tar­de o tem­prano su­ce­de­rá lo mis­mo con el vehícu­lo, que tam­bién he­mos he­cho cen­tro y eje de nues­tras vi­das y en fun­ción del cual he­mos desa­rro­lla­do la ciu­dad y des­trui­do el pai­sa­je, la apa­ri­ción del co­che au­tó­no­mo ha­rá ob­so­le­to el que co­no­ce­mos hoy y exi­gi­rá por fin (oja­lá) que nues­tras ciu­da­des y es­pa­cios se pien­sen en fun­ción del hom­bre y no de las co­sas, en fun­ción del ser y no so­lo del te­ner y pa­re­cer

Se­gún la re­vis­ta For­bes, es­te año se ce­rra­rán en Es­ta­dos Uni­dos en­tre 7.000 y 10.000 tien­das, la ma­yo­ría ubi­ca­das en cen­tros co­mer­cia­les.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.