No­che de so­ne­ros

El cantautor cu­bano con­ta­gió al Jum­bo con el nos­tál­gi­co fi­lin de su vie­ja Ha­ba­na ➲ Her­mán Oli­ve­ra sor­pren­de­rá en el cie­rre de Ba­rran­qui­jazz.

El Heraldo (Colombia) - - PORTADA - Por Keryl Brod­meier

El sal­se­ro neo­yor­kino Her­man Oli­ve­ra abrió ano­che la tan­da de so­ne­ros en el Ba­rran­qui­jazz, en el Sa­lón Jum­bo, don­de fue aplau­di­do lar­ga­men­te por el pú­bli­co que go­zó con éxi­tos que in­ter­pre­tó con la Or­ques­ta de Ed­die Pal­mie­ri, co­mo Qué hu­ma­ni­dad y Pa bra­vo yo, en­tre otros. Su ac­tua­ción an­te­ce­dió la pre­sen­ta­ción de otros le­gen­da­rios so­ne­ros co­mo Is­mael Mi­ran­da y Ray de la Paz. En el pre­vio, el show se lo ro­bó el vir­tuo­so sa­xo­fo­nis­ta bo­go­tano An­to­nio Ar­ne­do. Hoy el cie­rre es a par­tir de las 5 de la tar­de, en la Pla­za de la Paz, con Alaín Pé­rez or­ques­ta, Gru­po Man­go e Is­rael Cha­rris Group.

Me­lo­días que aca­ri­cian los oí­dos. Eso cau­sa la voz de Pa­blo Mi­la­nés en quien la es­cu­cha.

Su­su­rros re­fres­can­tes pa­ra el al­ma se mez­cla­ron con las fi­nas no­tas de la gui­ta­rra de Mar­tín Ro­jas, fe­nó­meno de la lí­ri­ca po­pu­lar la­ti­noa­me­ri­ca­na con quien el cantautor no com­par­tía es­ce­na­rio ha­ce más de 25 años.

En la no­che de es­te vier­nes esa mez­cla mu­si­cal ex­qui­si­ta se en­tre­gó a Ba­rran­qui­lla en el Sa­lón Jum­bo del Country Club co­mo show cen­tral de Ba­rran­qui­jazz.

“Có­mo te atre­ves a in­ven­tar que ni te acuer­das”. Sin me­diar pa­la­bra esa co­no­ci­da es­tro­fa hi­zo es­ta­llar en aplau­sos a to­dos los aman­tes del bo­le­ro que pre­sen­cia­ban el con­cier­to de uno de los fun­da­do­res de la nue­va tro­va cu­ba­na.

Ter­mi­na­da la in­ter­pre­ta­ción de es­ta pie­za clá­si­ca del fi­lin cu­bano, ese mo­vi­mien­to mu­si­cal que na­ció en los años 40 pa­ra col­mar las me­lo­días de be­lle­za, el au­tor se di­ri­gió con ale­gría a los asis­ten­tes.

“Es­ta es una no­che ex­tra­or­di­na­ria pa­ra mí. Es la pri­me­ra vez que ven­go a Ba­rran­qui­lla, tan­tos años vi­si­tan­do Co­lom­bia me pre­gun­ta­ba por qué no me ha­bían traí­do. Pen­sa­ba ¿Se­rá que es fea?... pe­ro es más be­lla de lo que me ima­gi­né”.

No obs­tan­te, al­gu­nos de sus fa­ná­ti­cos re­cuer­dan ta­da­vía el con­cier­to que ofre­ció en el co­li­seo de la Uni­ver­si­dad de Nor­te en no­viem­bre del 2003.

La Puer­ta, Vol­ver, La Glo­ria eres tú, Ro­sa Mus­tia, Per­fi­dia, son al­gu­nos clá­si­cos de su re­per­to­rio que fue­ron co­rea­dos por los fa­ná­ti­cos de una de las jo­yas musicales de Cu­ba así co­mo Sil­vio Rodríguez y Noel Ni­co­la.

Los pre­sen­tes hi­cie­ron un pe­ri­plo por la vie­ja Ha­ba­na, dis­fru­tan­do esos clá­si­cos ro­mán­ti­cos que mar­ca­ron un hi­to mu­si­cal.

“Ven­go de Mia­mi. Coin­ci­dí en es­ta ciu­dad con Pa­blo Mi­la­nés, su mú­si­ca la es­cu­cho des­de siem­pre, con ella me­cí a mis hi­jos, ellos cre­cie­ron es­cu­chan­do es­ta lí­ri­ca tan es­ca­sa en la ac­tua­li­dad. Es im­pe­ran­te apo­yar es­pa­cios co­mo es­te en el que pri­me la cul­tu­ra y se aplau­da al­go más que esos géneros que no edi­fi­can”, ma­ni­fes­tó Cla­ri­beth Gó­mez, asis­ten­te al con­cier­to.

“Es­to no pue­de ser no mas que una can­ción, qui­sie­ra fue­ra una de­cla­ra­ción de amor ro­mán­ti­ca sin re­pa­rar en for­mas ta­les, que pon­ga freno a lo que sien­to aho­ra a rau­da­les”... eter­na­men­te Yo­lan­da.

Es­ta poe­sía he­cha can­ción fue uno de los te­mas más es­pe­ra­dos de la no­che, cu­yo eco re­so­nó en el re­cin­to mien­tras fa­ná­ti­cos can­ta­ban al uní­sono con Mi­la­nés esas sen­ti­das es­tro­fas.

La pa­re­ja de es­po­sos Ro­sa­rio Gó­mez y Ro­ber­to Gue­rre­ro se de­ja­ron lle­var por los so­ni­dos de los ins­tru­men­tos y la voz del can­tan­te de Ba­ya­mo.

En­tre­la­za­dos en un abra­zo se de­ja­ron arras­trar por el de­lei­te mu­si­cal que es Mi­la­nés pa­ra los sen­ti­dos.

“Pu­ra ins­pi­ra­ción”, men­cio­na Gó­mez mien­tras ta­ra­rea El bre­ve es­pa­cio en que no es­tás.

“Es­to es mu­cho más que mú­si­ca, es un pla­cer, un dis­fru­te, una ex­pe­rien­cia sen­so­rial mag­ni­fi­ca”, anotó.

En­tre aplau­sos y un sin­ce­ro abra­zo del pú­bli­co el cantautor de 75 años se des­pi­dió de Ba­rran­qui­jazz de­jan­do la puer­ta abier­ta pa­ra una vi­si­ta en tiem­pos ve­ni­de­ros. Co­mo an­te­sa­la a su pre­sen­ta­ción, Benny Green Trio le ob­se­quió al pú­bli­co una pu­ra mues­tra de jazz acom­pa­ña­do de Dez­ron Dou­glas en el ba­jo y el per­cu­sio­nis­ta Aa­ron Kim­mel pa­ra que ha­cia las 10 de la no­che Mi­la­nés de­ja­ra en la es­tan­cia la ma­gia de una no­che ex­tra­or­di­na­ria.

JO­SE­FI­NA VI­LLA­RREAL

RA­FAEL PO­LO

Los asis­ten­tes a la ter­ce­ra no­che del Fes­ti­val vi­bra­ron con las sen­ti­das in­ter­pre­ta­cio­nes de Pa­blo Mi­la­nés.

Benny Green Trío en el es­ce­na­rio del Sa­lón Jum­bo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.