Ser­gio Pá­ja­ro Es­tu­dian­te de Ne­go­cios In­ter­na­cio­na­les

Es es­tu­dian­te de Ne­go­cios In­ter­na­cio­na­les y ha­ce sus prác­ti­cas en Goo­gle Co­lom­bia. Al cul­mi­nar desea se­guir tra­ba­jan­do en lo que lo apa­sio­na, el Mer­ca­deo Di­gi­tal.

Gente Caribe - - Índice - TEX­TO Lo­rai­ne Obre­gón Do­na­do Ins­ta­gram: @lo­re013 FO­TOS Archivo par­ti­cu­lar

“So­ña­dor y apa­sio­na­do por el Mer­ca­deo Di­gi­tal”, así se de­fi­ne el es­tu­dian­te de Ne­go­cios In­ter­na­cio­na­les, Ser­gio Pá­ja­ro Rojas.

Cuen­ta que su gus­to por el Mer­ca­deo Di­gi­tal obe­de­ce a que es de gran al­can­ce pa­ra to­das las em­pre­sas, en com­pa­ra­ción con otros me­dios. Ase­gu­ra que no re­quie­re in­ver­sio­nes gran­des, de mo­do que cual­quier or­ga­ni­za­ción, por pe­que­ña que sea, pue­de op­tar por es­te.

Con­ti­núa ha­blan­do y di­ce que ini­ció su for­ma­ción pro­fe­sio­nal gra­cias a una be­ca que re­ci­bió por el re­sul­ta­do de sus prue­bas Ic­fes y, en su úl­ti­mo año de la ca­rre­ra, tu­vo la opor­tu­ni­dad de in­gre­sar a un pro­gra­ma de do­ble ti­tu­la­ción en Fran­cia.

Pe­ro, ¿por qué ne­go­cios? Él re­cuer­da que es­ta área le atra­jo du­ran­te sus dos úl­ti­mos años es­co­la­res. Fue ne­ce­sa­rio pre­gun­tar­se qué que­ría lle­gar a ser en un fu­tu­ro.

“Eran va­rias pre­gun­tas que sur­gían en mí. Y pen­sé que no que­ría en­fo­car­me en un so­lo te­ma, sino co­no­cer un po­co de ca­da co­sa. Yo que­ría ser una per­so­na que en­ten­die­ra có­mo fun­cio­nan las em­pre­sas, sus pro­ce­sos en ge­ne­ral. En re­su­mi­das cuen­tas, que­ría sa­ber có­mo se mue­ve el mun­do de los ne­go­cios y co­no­cer otras cul­tu­ras y ha­blar otros idio­mas; así que to­do es­to me lle­vó a los Ne­go­cios In­ter­na­cio­na­les”, cuen­ta con con­vic­ción.

PRÁC­TI­CAS PRO­FE­SIO­NA­LES. Du­ran­te su es­ta­día en Fran­cia, Pá­ja­ro, de 21 años, men­cio­na que re­ci­be una no­ti­fi­ca­ción por par­te de la uni­ver­si­dad. El men­sa­je era pre­ci­so, “Goo­gle abri­ría en Co­lom­bia su con­vo­ca­to­ria Goo­gle Bu­si­ness In­terns­hip Pro­gram”. A par­tir de ahí, Pá­ja­ro se ani­ma, da el pa­so y re­co­rre un ca­mino que du­ra no me­nos de seis me­ses.

“El pro­ce­so fue muy se­lec­ti­vo. Apli­qué en di­ciem­bre del año pa­sa­do y el re­sul­ta­do lo die­ron en ma­yo del pre­sen­te. Apli­ca­ron es­tu­dian­tes de to­das par­tes de Co­lom­bia, de las me­jo­res uni­ver­si­da­des del país. Lo pri­me­ro que hi­cie­ron fue un fil­tro de ho­jas de vi­da, lue­go hi­cie­ron en­tre­vis­tas con una com­pa­ñía de ta­len­tos, en Re­cur­sos Hu­ma­nos de Goo­gle Bra­sil, más dos con el equi­po en Bo­go­tá; to­do fue on­li­ne. Al

fi­na­li­zar es­te pro­ce­so, me die­ron la gran no­ti­cia”.

Con­si­de­ra que su for­ma­ción en la uni­ver­si­dad y desem­pe­ño aca­dé­mi­co le subió pun­tos en la con­vo­ca­to­ria. No obs­tan­te, re­sal­ta que es­to no lo es to­do, pues la em­pre­sa eva­lúa ex­haus­ti­va­men­te a las per­so­nas, mi­de la ca­pa­ci­dad de ac­tuar en dis­tin­tas si­tua­cio­nes del día a día, y exa­mi­na en la per­so­na com­pe­ten­cias co­mo el aná­li­sis y la sín­te­sis.

“En lo per­so­nal creo que soy muy apa­sio­na­do y ten­go gran­des sue­ños. Goo­gle va­lo­ra to­do eso. En las en­tre­vis­tas ellos tra­tan de co­no­cer lo más que pue­dan de quien as­pi­ra al pues­to, pues en­tien­den que no so­mos so­lo no­tas y ho­ja de vi­da. Do­mi­nar el in­glés per­fec­ta­men­te tam­bién es re­le­van­te (...) La vi­sión de Goo­gle es­tá cen­tra­da en con­se­guir jó­ve­nes que ten­gan ga­nas y de­seo de apren­der”, ex­pre­sa el ba­rran­qui­lle­ro.

Es­pe­ci­fi­ca que el apoyo de su ma­dre fue cla­ve pa­ra ha­cer reali­dad es­te sue­ño y cum­plir las me­tas que ha al­can­za­do has­ta el mo­men­to.

Sus prác­ti­cas se­rán du­ran­te seis me­ses, de ju­lio a di­ciem­bre, y re­sal­ta que allí ha­ce par­te del equi­po de gran­des cuen­tas pa­ra Cen­troa­mé­ri­ca y el Ca­ri­be, en el que ma­ne­jan al­gu­nas de las mar­cas anun­cian­tes más gran­des del mer­ca­do. En es­te, desa­rro­llan so­lu­cio­nes di­gi­ta­les (to­da la pla­ta­for­ma pu­bli­ci­ta­ria).

Men­cio­na que la­bo­ra co­mo apoyo del equi­po en la crea­ción de da­tos cla­ves pa­ra ge­ne­rar va­lor a la em­pre­sa. “Se tra­ta de es­tra­te­gias y pro­pues­tas de desa­rro­llo di­gi­tal pa­ra los prin­ci­pa­les clien­tes”.

Pá­ja­ro tie­ne a su car­go la re­co­pi­la­ción y aná­li­sis de da­tos re­la­cio­na­dos con el es­ta­do di­gi­tal de Cen­troa­mé­ri­ca y el Ca­ri­be.

Es­ta ex­pe­rien­cia la ca­li­fi­ca co­mo un sue­ño. Se­ña­la que ad­mi­ra el am­bien­te in­for­mal que ma­ne­jan, pues, se­gún él, per­mi­te que el em­plea­do se sien­ta a gus­to, sin de­jar de la­do la exi­gen­cia. Así mis­mo, da a co­no­cer que es el lu­gar idó­neo pa­ra desa­rro­llar tan­to las ha­bi­li­da­des co­mo el co­no­ci­mien­to ad­qui­ri­do en la aca­de­mia.

Pa­ra él las ins­ta­la­cio­nes del lu­gar “ha­cen que to­do lo que su­ce­da pa­rez­ca un sue­ño. Hay salas de jue­go, de es­par­ci­mien­to, es­pa­cio pa­ra to­mar sies­ta, gim­na­sio y spa, en­tre otros. La ali­men­ta­ción la brin­da el lu­gar de for­ma gra­tui­ta y no exi­ge el cum­pli­mien­to de un ho­ra­rio, por­que tra­ba­jan por ob­je­ti­vos”.

Por otro la­do, Pá­ja­ro en­fa­ti­za en que es de su­ma im­por­tan­cia man­te­ner­se in­for­ma­do. Por lo tan­to, al fi­na­li­zar su jor­na­da la­bo­ral op­ta por leer no­ti­cias que le per­mi­tan es­tar al tan­to de lo que su­ce­de en el mun­do; sin de­jar de la­do sus se­ries de te­le­vi­sión de cual­quier gé­ne­ro.

Do­mi­na el in­glés, por­tu­gués y fran­cés, y es­tá con­ven­ci­do de que pa­ra al­can­zar los sue­ños es vi­tal com­pro­me­ter­se con lo que se an­he­la. Sig­ni­fi­ca, se­gún él, sa­lir­se de la zo­na de con­fort y ha­cer to­do lo po­si­ble por al­can­zar­lo. Re­cal­ca que se tra­ta de no con­for­mar­se ni for­mu­lar excusas; es, ni más ni me­nos, te­ner com­pro­mi­so.

Ad­mi­te que pen­sar en lo que ven­drá al cul­mi­nar sus prác­ti­cas le ator­men­ta to­dos los días. Di­ce que apli­ca­rá a va­can­tes en ca­so de que Goo­gle abra con­vo­ca­to­rias. Sino, tie­ne cla­ro que desea se­guir tra­ba­jan­do en Mer­ca­deo Di­gi­tal o en em­pre­sas de tec­no­lo­gía y mul­ti­na­cio­na­les. Aho­ra, no des­car­ta la po­si­bi­li­dad de bus­car opor­tu­ni­da­des en otro país, pe­ro su prio­ri­dad en el pre­sen­te es cul­mi­nar sus prác­ti­cas, en­tre­gar su tra­ba­jo de prác­ti­cas y re­ci­bir su tí­tu­lo co­mo pro­fe­sio­nal.

Con­clu­ye que sue­ña con un em­pren­di­mien­to que ten­ga mu­chos re­sul­ta­dos en el bus­ca­dor de Goo­gle. GC

UN PEN­SA­MIEN­TO... “Pa­ra al­can­zar los sue­ños es im­por­tan­te com­pro­me­ter­se con lo que se an­he­la”.

LA DE­FI­NI­CIÓN DE SU TRA­BA­JO... “Goo­gle es el lu­gar idó­neo pa­ra que las per­so­nas desa­rro­llen to­das sus ha­bi­li­da­des”.

Des­de las ins­ta­la­cio­nes de Goo­gle Co­lom­bia, Ser­gio Pá­ja­ro di­ce que sus prác­ti­cas allí son un sue­ño he­cho reali­dad.

A sus 21 años, Ser­gio Pá­ja­ro do­mi­na cua­tro idio­mas: es­pa­ñol, in­glés, por­tu­gués y fran­cés.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.