EN PRI­VA­DO

La O (Cúcuta) - - En Privado -

¿Cuál es su dis­cur­so pa­ra ha­cer reír?

Me ba­so en esas pe­que­ñas co­sas que es­tán a nuestro al­re­de­dor en el co­ti­diano pe­ro que nor­mal­men­te de­ja­mos pa­sar des­aper­ci­bi­das. Esas pe­que­ñas co­sas que nos ha­cen la vi­da un po­qui­to mi­se­ra­ble, pa­ra apren­der a reír­nos in­clu­so de lo que no nos gus­ta. Eso nos ha­ce más fuer­tes.

‘‘En­tren la ro­pa’ es un re­frán di­cho por ma­más y abue­las ¿a qué eta­pa de su vi­da o epi­so­dios lo tras­la­da?

En efec­to es un di­cho que nos re­mon­ta a nues­tra in­fan­cia, cuan­do mu­chos vi­vía­mos en ca­sa con pa­tio. Pe­ro el nom­bre tie­ne más que ver con mi suer­te que con el di­cho de abue­la, siem­pre que voy a al­gu­na ciu­dad a pre­sen­tar mi show, llue­ve.

¿Hay al­go que en su vi­da que ha­ya sa­li­do peor de lo que ima­gi­na­ba?

De­cir la ver­dad. La gen­te no es­tá acos­tum­bra­da a que le di­gan las co­sas en la ca­ra, en­ton­ces se ofen­den fá­cil.

¿Có­mo fue la cons­truc­ción de es­te ‘stand up’?

Co­mo to­dos mis shows, es un tra­ba­jo cons­tan­te de ob­ser­va­ción, lue­go de es­cri­tu­ra y des­pués de en­sa­yos cons­tan­tes. En ca­da fun­ción sa­le al­go nue­vo y me­jo­ra el es­pec­tácu­lo.

En una en­tre­vis­ta an­te­rior con­tó que los po­lí­ti­cos le dan buen ma­te­rial pa­ra sus mo­nó­lo­gos. En es­te año elec­to­ral ¿cuán­to ha re­ca­ba­do de aque­llos que an­he­lan un pues­to gu­ber­na­men­tal?

Los po­lí­ti­cos nos dan ma­te­rial pa­ra el hu­mor to­dos los días. En es­ta co­yun­tu­ra elec­to­ral me da mucha cu­rio­si­dad que la gen­te so­lo re­pi­te lo que es­cu­cha y no se to­ma el tra­ba­jo de leer o in­ves­ti­gar las pro­pues­tas. En nuestro ca­nal de Youtu­be ‘5 mi­nu­ti­tos

más’ hi­ci­mos un es­pe­cial de política y ha­bla­mos de to­do eso.

Ha­blan­do de ‘5 mi­nu­ti­tos más’ ¿ha­bía di­men­sio­na­do el éxi­to en el que se ha con­ver­ti­do es­te for­ma­to di­gi­tal?

La ver­dad no, es un pro­yec­to que em­pe­zó so­lo pa­ra di­ver­tir­nos y si­gue sien­do así. Estamos muy con­ten­tos de ver el cre­ci­mien­to que ha te­ni­do y se­gui­re­mos tra­ba­jan­do pa­ra que ca­da vez crez­ca mu­chí­si­mo más.

En Co­lom­bia ¿cuán­ta cul­tu­ra de ‘stand up’ hay?

Ha ido cre­cien­do con los años y, con res­pec­to a otros paí­ses de La­ti­noa­mé­ri­ca, es muy gran­de. La ma­yo­ría del pú­bli­co ya diferencia en­tre stand-up co­medy y los chis­tes tra­di­cio­na­les o la imi­ta­ción. Co­lom­bia es uno de los po­cos paí­ses de Amé­ri­ca la­ti­na en los que la gen­te va a tea­tro a ver pro­fe­sio­na­les de la stand-up co­medy.

“Gra­cias a ‘Co­me­dian­tes de la no­che’, he­mos lle­ga­do a un ni­vel más al­to en nuestro tra­ba­jo. gra­cias a ‘Co­me­dian­tes de la no­che’, he­mos lle­ga­do a un ni­vel más al­to en nuestro tra­ba­jo”.

¿Qué tan va­lio­sos han si­do es­pa­cios co­mo ‘Co­me­dian­tes de la no­che’ pa­ra el de­sa­rro­llo de la co­me­dia en Co­lom­bia?

Muy im­por­tan­te, gra­cias a ‘Co­me­dian­tes de la no­che’, he­mos lle­ga­do a un ni­vel más al­to en nuestro tra­ba­jo. Tan­to el pú­bli­co co­mo el co­me­dian­te han apren­di­do a va­lo­rar es­te ofi­cio. Ese pro­gra­ma hi­zo vi­si­ble un for­ma­to que ac­tual­men­te le gus­ta mu­chí­si­mo a los co­lom­bia­nos.

¿Qué es la co­me­dia pa­ra Ri­car­do Que­ve­do?

La me­jor ma­ne­ra pa­ra desaho­gar­me y es­tar un po­co más tran­qui­lo. Ha­cer reír es re­la­jan­te, una per­so­na re­la­ja­da no sa­le a in­sul­tar o a ser vio­len­ta. Es un me­ca­nis­mo pa­ra vi­vir me­nos a la de­fen­si­va. Pa­ra des­ar­mar­nos.

¿Qué lo ha­ce reír a us­ted?

Co­sas sen­ci­llas, por lo ge­ne­ral la des­gra­cia pro­pia. Cuan­do te­ne­mos ma­la suer­te, al prin­ci­pio da ra­bia, pe­ro des­pués de un ra­to es di­ver­ti­do acor­dar­se de al­go que sa­lió mal. En las co­sas per­fec­tas no hay co­me­dia.

¿Qué ca­lla el co­ra­zón de un co­me­dian­te?

Cuan­do mi co­ra­zón me ha­ble, le pre­gun­to. Pro­me­ti­do. (Ri­sas)

¿A qué se de­di­ca­ría si no fue­ra co­me­dian­te?

No sé. Yo es­tu­dié co­mu­ni­ca­ción so­cial y pe­rio­dis­mo pe­ro creo que se­ría un mal co­mu­ni­ca­dor por­que yo no ten­go pe­los en la len­gua, ya me ha­brían echa­do de mu­chos lu­ga­res por no adap­tar­me a la lí­nea editorial (ri­sas).

¿Vol­ve­rá al ci­ne?

Sí. Vol­ve­re­mos muy pron­to al ci­ne, estamos tra­ba­jan­do en un nue­vo pro­yec­to que sal­drá en enero del 2019. Vie­nen co­sas muy gran­des y mu­chas sor­pre­sas pa­ra ha­cer­los reír.

Es­te 14 de abril vuel­ve a Cúcuta, ¿có­mo des­cri­be al pú­bli­co nor­te­san­tan­de­reano?

Es un pú­bli­co in­creí­ble­men­te ge­ne­ro­so con­mi­go y siem­pre he sen­ti­do un ca­ri­ño muy gran­de cuan­do me pre­sen­to en Cúcuta. Sien­do ho­nes­to, Cúcuta es la ciu­dad a la que siem­pre es­pe­ro vol­ver pron­to, siem­pre la pa­so ge­nial. Gra­cias por eso.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.