Au­to­mó­vi­les au­tó­no­mos

La Opinión - Mundo Infantil - - Avances Tecnológicos -

To­da­vía hay nu­me­ro­sos re­tos por re­sol­ver pa­ra que los vehícu­los au­tó­no­mos y sin con­duc­tor sean una reali­dad en las ca­rre­te­ras y ca­lles de las ciu­da­des, y se cree que la tran­si­ción se­rá len­ta a lo lar­go de las pró­xi­mas dé­ca­das; otros, sin em­bar­go, pien­san que los co­ches au­tó­no­mos se­rán al­go ha­bi­tual en 2025, y que ha­brán re­em­pla­za­do a la to­ta­li­dad de los vehícu­los ac­tua­les en 2030.

Los ex­per­tos del sec­tor creen que la ad­qui­si­ción de vehícu­los au­tó­no­mos por par­te de los con­su­mi­do­res se­rá po­co a po­co, pe­ro en en­cues­tas he­chas en Es­ta­dos Uni­dos, la ma­yo­ría de per­so­nas adul­tas que par­ti­ci­pa­ron afir­ma­ron que es­ta­rían en­can­ta­dos. La im­plan­ta­ción de los au­to­mó­vi­les au­tó­no­mos trae­ría nu­me­ro­sas ven­ta­jas, pe­ro tam­bién gra­ves in­con­ve­nien­tes.

Ven­ta­jas:

• Re­sol­ve­ría pro­ble­mas am­bien­ta­les, pues la ma­yo­ría se­rían vehícu­los eléc­tri­cos que no con­ta­mi­nan, po­dría fre­nar­se y has­ta re­ver­tir­se la ten­den­cia del ca­len­ta­mien­to glo­bal re­du­cien­do drás­ti­ca­men­te la de­pen­den­cia de los com­bus­ti­bles fó­si­les.

• Evi­ta­ría de­ce­nas de mi­les de muertes anua­les, al re­du­cir los ac­ci­den­tes.

• In­cre­men­ta­ría nues­tra pro­duc­ción, da­do que po­dría­mos em­plear el tiem­po de tra­ve­sía en ha­cer otras co­sas.

• Apa­re­ce­rían nue­vas em­pre­sas y sec­to­res com­ple­tos que aho­ra mis­mo ni si­quie­ra po­dría­mos ima­gi­nar.

Prin­ci­pa­les in­con­ve­nien­tes:

• Des­truc­ción ma­si­va de em­pleos.

• Si los fa­bri­can­tes de au­to­mó­vi­les caen, las in­dus­trias au­xi­lia­res cae­rán con ellos: las ase­gu­ra­do­ras, las fi­nan­cie­ras, los par­quea­de­ros, los fa­bri­can­tes de ac­ce­so­rios pa­ra au­to­mó- vi­les… to­dos se ve­rán afec­ta­dos.

Los vehícu­los au­tó­no­mos tam­bién lle­ga­rán a otros sec­to­res co­mo los ca­mio­nes, au­to­bu­ses, ex­ca­va­do­ras, fur­go­ne­tas de re­par­to…

Los con­duc­to­res pro­fe­sio­na­les des­apa­re­ce­rían… Se­rá ne­ce­sa­ria una re­es­truc­tu­ra­ción na­da fá­cil de la eco­no­mía, pe­ro el re­sul­ta­do no tie­ne por qué ser ne­ga­ti­vo; ha­brá nue­vas in­ven­cio­nes y des­cu­bri­mien­tos que, pro­ba­ble­men­te, da­rán lu­gar a la crea­ción de nue­vas in­dus­trias que to­da­vía no po­de­mos ima­gi­nar, y sur­gi­rán nue­vos em­pleos.

Por otra par­te, al des­apa­re­cer la ne­ce­si­dad de te­ner un au­to­mó­vil en pro­pie­dad, los con­su­mi­do­res se aho­rra­rán el gas­to que su­po­ne pa­ra las fa­mi­lias la com­pra de un vehícu­lo y to­do ese di­ne­ro es­ta­rá dis­po­ni­ble pa­ra gas­tar e in­ver­tir. Eso po­dría mar­car el co­mien­zo de una era de efi­cien­cia, in­no­va­ción y crea­ción de em­pleo sin pre­ce­den­tes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.