U2 HA­BLA SO­BRE SU NUE­VO DIS­CO

La ban­da ir­lan­de­sa ex­plo­ró las mo­ti­va­cio­nes de­trás de su nue­vo dis­co, Songs of Ex­pe­rien­ce, que se lan­za hoy y del que ya se co­no­ció el sen­ci­llo You’re The Best Thing About Me. En es­te re­to­ma­ron las can­cio­nes que ins­pi­ra­ron su an­te­rior ál­bum, pe­ro tam­bién

Publimetro Cali - - PORTADA -

Songs of Ex­pe­rien­ce es el dis­co con el que U2 pu­so a es­pe­rar a sus fa­ná­ti­cos por tres años, lue­go de su úl­ti­mo dis­co Songs of In­no­cen­ce (2014) que dio de qué ha­blar cuan­do fue lan­za­do gra­tui­ta­men­te por Ap­ple.

Pe­ro la his­to­ria pa­ra es­te nue­vo dis­co des­de ya se ve muy di­fe­ren­te. La re­vis­ta Rolling Sto­ne ya dio su ve­re­dic­to, so­bre es­te ál­bum y pro­me­te fi­na­li­zar 2017 por lo al­to. Al­gu­nos crí­ti­cos, in­clu­so, han lle­ga­do a de­cir que el ál­bum es lo me­jor que ha pro­du­ci­do U2 en su his­to­ria.

La ban­da de Bono, que vi­si­tó Co­lom­bia por pri­me­ra vez el pa­sa­do 7 de oc­tu­bre pa­ra ce­le­brar los 30 años de The Jos­hua Tree, un dis­co que mar­có un an­tes y un des­pués en su ca­rre­ra, ha­bló so­bre es­ta nue­va eta­pa y el nue­vo dis­co.

Lle­van dos años y me­dio crean­do Songs of Ex­pe­rien­ce, ¿qué sien­ten al te­ner­lo ya ter­mi­na­do?

The Ed­ge: Así es, es­ta­mos muy felices. Yo he es­ta­do es­cu­chán­do­lo por pri­me­ra vez co­mo si fue­ra un fan. Y ha si­do al­go así co­mo, ‘¡oh!, no re­cor­da­ba es­to y aque­llo’… en­cuen­tro par­tes que me gus­tan de aquí y de allá en el dis­co. Co­sas que sim­ple­men­te sur­gie­ron, pe­ro que no no­tas al mo­men­to de la crea­ción.

Bono: ¡Re­sul­tó ex­ce­len­te! (ri­sas) yo si­go di­cién­do­les a to­dos los que quie­ren a la ban­da: ‘gra­cias por su pa­cien­cia’.

¿Có­mo se compara con la crea­ción del Songs of In­no­cen­ce?

T.E.: Por su­pues­to que exis­te una es­pe­cie de te­ji­do co­nec­ti­vo en­tre las can­cio­nes que co­men­za­mos en las se­sio­nes de Songs of In­no­cen­ce o in­clu­so an­tes. Creo que tra­ba­jar con Dan­ger Mou­se en ese dis­co real­men­te nos dio las ba­ses pa­ra em­pe­zar a pro­bar con otros trucos de pro­duc­ción que po­dría­mos agre­gar a lo que ya es­tá­ba­mos ha­cien­do. Así que en Songs of Ex­pe­rien­ce real­men­te usa­mos esa ven­ta­ja, por­que es­to nos per­mi­te apro­ve­char lo que ha­ce­mos co­mo ban­da y que na­die más tie­ne. Pe­ro tam­bién ca­be acla­rar que no es­tá­ba­mos tra­tan­do de en­ca­jar en un ti­po de gra­ba­ción tra­di­cio­nal.

¿Bono, us­ted si­guió el con­se­jo del poe­ta y no­ve­lis­ta ir­lan­dés Bren­dan Ken­nelly de es­cri­bir “co­mo si ya se es­tu­vie­ra muer­to”?

B: Sí. ¿Qué es eso que ne­ce­si­tas de­cir? y ¿qué quie­res de­cir­les a las per­so­nas que te im­por­tan y las per­so­nas que amas?

A co­mien­zos de 2017 di­je­ron que ha­bían pau­sa­do la gra­ba­ción del ál­bum pa­ra re­fle­xio­nar so­bre los gran­des cam­bios po­lí­ti­cos de Eu­ro­pa y Amé­ri­ca, ¿es­ta re­fle­xión se mez­cló con to­do lo per­so­nal?

B: El apo­ca­lip­sis per­so­nal y po­lí­ti­co se unie­ron (ri­sas). Pe­ro, si so­mos ho­nes­tos, lo per­so­nal em­pu­jó a lo po­lí­ti­co fue­ra del ál­bum. Lo chis­to­so es que en The Blac­kout te­ne­mos am­bas co­sas. Cuan­do se te apa­gan las lu­ces te en­cuen­tras a ti mis­mo en la os­cu­ri­dad. Si eso apli­ca pa­ra la vi­da per­so­nal tam­bién pue­de apli­car pa­ra la po­lí­ti­ca. Nos han apa­ga­do las lu­ces, pe­ro es en es­te mo­men­to de con­fu­sión y du­da, en es­tos días os­cu­ros, cuan­do real­men­te re­des­cu­bri­mos nues­tros va­lo­res, si so­mos lo su­fi­cien­te­men­te in­te­li­gen­tes. Así que lo que me pa­só real­men­te so­lo me con­fir­mó lo que su­ce­día afue­ra en el mun­do.

Bono, ¿la ma­yo­ría de las le­tras fue­ron con­ce­bi­das co­mo car­tas pa­ra sus se­res que­ri­dos?

B: Sí. Pe­ro in­clu­so The Show­man tie­ne un men­sa­je pa­ra la au­dien­cia. Tie­nes una car­ta pa­ra Amé­ri­ca con Ame­ri­can Soul por­que, ya sa­bes, Es­ta­dos Uni­dos ha si­do una mu­sa pa­ra no­so­tros, sien­do sin­ce­ros.

¿Get Out of Your Own Way es­tá de­di­ca­da a sus hi­jas?

B: Em­pe­cé es­cri­bien­do pa­ra mis hi­jas, pe­ro es­tas le­tras ter­mi­na­ron sien­do pa­ra no­so­tros mis­mos. Uno pre­di­ca lo que ne­ce­si­ta es­cu­char. Pe­ro tam­bién es un re­tra­to de una chi­ca jo­ven y enamo­ra­da. De re­pen­te te das cuen­ta de que ellos son lo úni­co que im­por­ta: tus hi­jos, tus ami­gos, tu fa­mi­lia.

T.E.: Al igual que mu­chas de nues­tras can­cio­nes, tra­ta­mos de no ser tan es­pe­cí­fi­cos co­mo pa­ra im­pe­dir la exis­ten­cia de otras in­ter­pre­ta­cio­nes. Siem­pre lo pien­so co­mo: ‘so­mos nues­tros peo­res enemi­gos’. Se tra­ta de ha­cer lo que real­men­te quie­res ha­cer. Po­dría­mos ha­cer mu­cho más, pe­ro siem­pre so­mos nues­tro prin­ci­pal obs­tácu­lo. Me pa­sa muy se­gui­do (ri­sas).

Lights of Ho­me in­clu­ye una par­ti­ci­pa­ción de Haim y el riff es­tá ba­sa­do en un sen­ci­llo de ellas de 2014, My Song 5, ¿có­mo pa­só eso?

B: He es­ta­do re­tan­do a Ed­ge. Mu­cha de la es­cri­tu­ra de can­cio­nes in­die ha si­do de­ja­da atrás por lo que su­ce­de con la mú­si­ca pop, hip hop y dan­ce. Pe­ro los ar­cos de las me­lo­días son mu­cho más ori­gi­na­les. Una de las ra­zo­nes por las que el hip hop es di­ver­ti­do es por­que la gen­te pue­de ha­cer sam­ples. Eso da mu­cha li­ber­tad. Le de­cía a Ed­ge: ‘Si quie­res ha­cer sam­ples, haz­lo’. ¿Por qué no? Creo que el pun­to es la li­ber­tad. Li­ber­tad pa­ra di­ver­tir­te. Con­ver­tir­lo en un par­que de di­ver­sio­nes don­de tie­nes ac­ce­so a una pa­le­ta de co­lo­res más am­plia.

TE.: Es un ba­jo fan­tás­ti­co. Lo es­cu­cha­mos y pen­sa­mos ¡wow! Es­tu­vi­mos con las chi­cas de Haim en Los Án­ge­les y eran muy co­ol y ta­len­to­sas. Lle­nas de ideas y can­cio­nes.

Por úl­ti­mo, pa­ra us­te­des, ¿dón­de en­ca­ja es­te ál­bum en el ca­tá­lo­go de U2?

T.E.: Bueno, pues las re­fe­ren­cias a la po­lí­ti­ca es­tán ahí, pe­ro tam­po­co es­ta­mos abru­man­do a la au­dien­cia con ellas. Es­tán en el con­tex­to de las co­sas más per­so­na­les, que creo que con­for­man el ele­men­to más im­por­tan­te. Esas son las co­sas que per­du­ran. El cli­ma po­lí­ti­co cam­bia­rá. Oja­lá en al­gu­nas dé­ca­das, la gen­te no se acuer­de fá­cil­men­te de quién era Do­nald Trump. Pe­ro las pro­duc­cio­nes que per­du­ran son las que tie­nen una ten­den­cia a lo po­lí­ti­co/per­so­nal, eso es lo que pa­sa­rá la prue­ba del tiem­po.

B: Can­ción por can­ción, se­ría muy di­fí­cil su­pe­rar­lo. Es nues­tra me­jor co­lec­ción de can­cio­nes, se­gu­ro.

“Em­pe­cé es­cri­bien­do pa­ra mis hi­jas, pe­ro es­tas le­tras ter­mi­na­ron sien­do pa­ra no­so­tros mis­mos. Uno pre­di­ca lo que ne­ce­si­ta es­cu­char” Bono

| AN­TON CORBIJN

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.