Ella sor­pren­dió al mun­do por ha­cer po­le dan­ce em­ba­ra­za­da

PUBLIMETRO ha­bló con la ru­sa Svetla­na Vol­ko­va, de 32 años, para sa­ber más so­bre su hobby

Publimetro Medellin - - Nuestro Aniversario - STA­NIS­LAV KUPTSOV Me­tro World News

Es­ta con­ta­do­ra ru­sa, que aho­ra vi­ve en Sue­cia, sor­pren­dió al mun­do con sus fo­to­gra­fías ha­cien­do po­le dan­ce.

“Las fotos son im­pre­sio­nan­tes”, de­cla­ra­ron va­rios me­dios de co­mu­ni­ca­ción, pues en las imá­ge­nes se ve a Svetla­na ha­cien­do com­pli­ca­das acro­ba­cias, es­tan­do en una eta­pa avan­za­da de su em­ba­ra­zo.

“El bai­le en ba­rra es po­pu­lar en Eu­ro­pa, así co­mo to­mar al­gu­nas cla­ses du­ran­te el em­ba­ra­zo. Aun­que creo que los pe­rio­dis­tas es­tán más in­tere­sa­dos en que la prác­ti­ca pue­de cau­sar asom­bro, por­que para mu­chos, es­te ejer­ci­cio si­gue sien­do un ta­bú. ¡Y en mi ca­so, es­toy em­ba­ra­za­da! (ri­sas)”, se­ña­ló la mu­jer.

El Instagram de Svetla­na tie­ne fo­to­gra­fías in­creí­bles. Con un ves­ti­do de ba­ño y ta­co­nes al­tos, rea­li­za com­ple­jas ma­nio­bras en el tu­bo. Por ejem­plo, se cuel­ga bo­ca aba­jo, ar­quean­do su es­pal­da y afe­rrán­do­se al tu­bo con sus pies. O re­tra­ta a una es­tre­lla de mar, sos­te­nien­do el tu­bo con am­bas ma­nos y un pie.

“Du­ran­te el em­ba­ra­zo no hu­bo di­fi­cul­ta­des, so­lo cam­bié mi pro­gra­ma de ejercicios du­ran­te el sex­to mes, por­que ya te­nía pro­ble­mas para rea­li­zar al­gu­nos mo­vi­mien­tos”, di­jo Svetla­na. “Pe­ro en el no­veno mes, to­da­vía po­día ha­cer unos diez ejercicios”, agre­gó.

Se­gún Vol­ko­va, su gi­ne­cobs­te­tra sa­bía del po­le dan­ce y no le prohi­bió que lo hi­cie­ra, sino que, sim­ple­men­te, le re­co­men­dó que rea­li­za­ra los ejercicios con los que se sin­tie­ra có­mo­da.

“Que­ría de­mos­trar que el em­ba­ra­zo no es una en­fer­me­dad, y que se pue­de ha­cer ejer­ci­cio den­tro de unos lí­mi­tes ra­zo­na­bles”, des­ta­có. “El em­ba­ra­zo y el par­to se ha­cen más lle­va­de­ros con es­ta prác­ti­ca. Ade­más, el or­ga­nis­mo se re­cu­pe­ra más fá­cil des­pués del par­to”, ase­gu­ró Svetla­na.

“Que­ría de­mos­trar que el em­ba­ra­zo no es una en­fer­me­dad, y que se pue­de ha­cer ejer­ci­cio den­tro de unos lí­mi­tes ra­zo­na­bles”

Svetla­na Vol­ko­va

Leo, el hi­jo de Vol­ko­va, na­ció sano. Tal vez en el fu­tu­ro se de­di­ca­rá a los de­por­tes, co­mo la ma­dre.

“Em­pe­cé a estudiar po­le dan­ce ha­ce ca­si cua­tro años, tres me­ses des­pués del na­ci­mien­to de mi pri­mer hi­jo”, re­cor­dó Svetla­na. “Fue ne­ce­sa­rio re­cu­pe­rar la for­ma des­pués del em­ba­ra­zo. Al prin­ci­pio los ejercicios no fue­ron fá­ci­les, ni si­quie­ra era ca­paz de es­ca­lar el ca­ño y rea­li­zar un ‘gi­ro’. Lo ins­ta­lé en ca­sa y me en­tre­né con la ayu­da de You­tu­be. Es­toy in­vo­lu­cra­da con el de­por­te y lo se­gui­ré es­tan­do por un lar­go tiem­po”.

Sin em­bar­go, la gi­ne­cobs­te­tra Ju­lia­na Abae­va no es tan op­ti­mis­ta. “Nin­gún gi­ne­có­lo­go va a de­cir ‘haz ta­les ejercicios, cuel­ga tu ca­be­za para aba­jo’”, di­jo la mé­di­ca. “Es pre­fe­ri­ble que las em­ba­ra­za­das ha­gan otro ti­po de ejercicios, co­mo es­ti­ra­mien­tos o ac­ti­vi­da­des aso­cia­das con la res­pi­ra­ción. To­do pue­de y va a ir bien ¿pe­ro quién ga­ran­ti­za que no cae­rá o per­de­rá la orien­ta­ción? Hay mu­je­res em­ba­ra­za­das que se de­di­can a de­por­tes ex­tre­mos an­tes de dar a luz, pe­ro su de­ci­sión es pri­va­da, no po­de­mos re­co­men­dar es­to. En cual­quier ca­so, siem­pre de­be ha­ber mu­cha pre­pa­ra­ción”, se­ña­ló la mé­di­ca.

|COR­TE­SÍA

El hi­jo de Vol­ko­va na­ció sano y ac­ti­vo, aun­que la gi­ne­có­lo­ga obs­te­tra Ju­lia­na Abae­va no lo re­co­mien­da para cual­quier ti­po de per­so­na. |COR­TE­SÍA

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.