Más no es me­jor

A pe­sar del au­men­to en el nú­me­ro de pe­lí­cu­las, fal­tan triun­fos im­por­tan­tes a ni­vel in­ter­na­cio­nal, po­cos lar­go­me­tra­jes han al­can­za­do no­mi­na­cio­nes en los fes­ti­va­les más re­co­no­ci­dos;

Si - - Hay Cine -

De­sa­rro­llo Ci­ne­ma­to­grá­fi­co (FDC) ha au­men­ta­do ca­da año, lle­gan­do en el 2013 a 19.616 millones de pe­sos, tam­bién es bien sa­bi­do que los cos­tes de pro­duc­ción han ba­ja­do os­ten­si­ble­men­te al ha­cer­se más ase­qui­bles los equi­pos de gra­ba­ción y edi­ción, por en­de no todo el cre­ci­mien­to es res­pon­sa­bi­li­dad del apo­yo es­ta­tal.

Sin em­bar­go, la ayu­da del FDC es, más allá de las po­lí­ti­cas que aún ne­ce­si­tan ser re­vi­sa­das, qui­zá la úni­ca al­ter­na­ti­va pa­ra los ci­neas­tas jó­ve­nes que no cuen­tan con gran­des pre­su­pues­tos; un ejem­plo son los sie­te mil millones de pe­sos en in­cen­ti­vos eco­nó­mi­cos que fue­ron en­tre­ga­dos a 46 pro­yec­tos en di­fe­ren­tes eta­pas de pro­duc­ción el pa­sa­do jue­ves 19 de sep­tiem­bre.

Aun te­nien­do en cuen­ta es­to, la di­rec­to­ra de la Ci­ne­ma­te­ca del Ca­ri­be, María Fer­nan­da Mo­ra­les, pien­sa que el prin­ci­pal pro­ble­ma que en­fren­ta nues­tro ci­ne no es que no se asig­nen re­cur­sos de for­ma ade­cua­da, sino, más bien, que no hay gen­te que lle­ne las bu­ta­cas de los tea­tros. “A pe­sar del au­men­to en los es­tí­mu­los y el au­men­to en la pro­duc­ción, el pú­bli­co no es­tá for­ma­do, las per­so­nas aún pre­fie­ren ver pe­lí­cu­las ex­tran­je­ras y no apo­yan el ta­len­to na­cio­nal”.

Aun­que pa­rez­ca iró­ni­co, el fu­tu­ro del ci­ne no es­tá tan­to en las ma­nos de nues­tros ar­tis­tas y di­rec­to­res, sino en las ma­nos de los que va­mos a ver­lo, o me­jor, no va­mos; la ten­den­cia de asis­ten­cia a las pe­lí­cu­las na­cio­na­les es­tá a la ba­ja, 2 millones de es­pec­ta­do­res en el pri­mer se­mes­tre del 2011 con­tra un mi­llón y me­dio apro­xi­ma­da­men­te en el pri­mer se­mes­tre del 2013. El ci­ne es una ven­ta­na a la vi­sión e idio­sin­cra­sia de las so­cie­da­des de ca­da país; si que­re­mos que es­te ten­ga un fu­tu­ro, de­be­mos em­pe­zar a mi­rar por esa ven­ta­na.

Aun­que el nú­me­ro de pro­duc­cio­nes se in­cre­men­ta, aún ha­ce fal­ta es­pa­cio en las car­te­le­ras de los ci­nes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.