¿Es­tá to­man­do de­ma­sia­do?

¿Cual­quier mo­ti­vo es bueno pa­ra be­ber? ¿No­ta que la pla­ta no le rin­de por­que se la Or­ga­ni­za­ción Mun­dial de la Sa­lud, puede ayu­dar­lo a dar­se cuen­ta si

SoHo - Censurado (Colombia) - - Sumario -

A(ca­si) to­dos nos ha pa­sa­do: nos em­bo­rra­cha­mos has­ta la in­cons­cien­cia y al día si­guien­te pro­me­te­mos de­jar el tra­go. Y unos días des­pués, la his­to­ria se re­pi­te: otra bo­rra­che­ra, otro gua­ya­bo, otra pro­me­sa. Pe­ro ju­ra­mos que lo te­ne­mos con­tro­la­do, que lo sa­be­mos ma­ne­jar. Eso pa­sa, nos de­ci­mos. El al­cohol es un pro­ble­ma pa­ra otros, nun­ca pa­ra no­so­tros.

Ade­más, es­ta­mos con­ven­ci­dos –y or­gu­llo­sos– de que Co­lom­bia es, a fin de cuen­tas, un país de be­be­do­res: el úl­ti­mo es­tu­dio nacional de con­su­mo de sus­tan­cias psi­coac­ti­vas, rea­li­za­do en 2013, re­gis­tró que el 87 % de los co­lom­bia­nos en­tre 12 y 65 años al­gu­na vez ha to­ma­do tra­go y que el 36 % lo ha­ce re­gu­lar­men­te. Pa­ra com­ple­tar, una encuesta de Fe­nal­co en­con­tró que las ven­tas de al­cohol au­men­ta­ron un 11,25 % en el úl­ti­mo año; es de­cir, po­de­mos es­tar en la quie­bra, e igual siem­pre hay pla­ta pa­ra com­prar tra­go.

Pe­ro en el fon­do nos preo­cu­pa. He­mos vis­to cómo el al­cohol aca­ba con al­gún fa­mi­liar, con al­gún ami­go. Y no que­re­mos dar­nos cuen­ta de que no ma­ne­ja­mos el tra­go, sino es el tra­go el que nos ma­ne­ja a no­so­tros. Nos da miedo no po­der iden­ti­fi­car esa lí­nea del­ga­da en­tre “el úl­ti­mo y ya” y “sír­va­se otro que el cuer­po aguan­ta”. Y las ci­fras res­pal­dan ese miedo: se­gún el mis­mo es­tu­dio del que ya ha­bla­mos, la for­ma de to­mar del 31 % de los con­su­mi­do­res de al­cohol en Co­lom­bia es “ries­go­sa” o “per­ju­di­cial”.

Por eso, es im­por­tan­te hacer un ba­lan­ce de nues­tra con­di­ción y des­cu­brir al­gu­nas se­ña­les que pue­den in­di­car­nos que al­go no an­da bien. ¿Cómo? Pen­san­do, por ejem­plo, si usa el tra­go pa­ra hacer lle­va­ble una an­sie­dad o un mo­men­to de ra­bia, o si de pron­to es­tá be­bien­do en ho­ras la­bo­ra­les o min­tién­do­les a sus fa­mi­lia­res pa­ra po­der to­mar. Mejor di­cho, de­dí­que­le diez mi­nu­tos pa­ra res­pon­der es­te cues­tio­na­rio de la Or­ga­ni­za­ción Mun­dial de la Sa­lud (OMS), que le ayu­da­rá a de­fi­nir su si­tua­ción ac­tual con el tra­go. Al ter­mi­nar, nos agra­de­ce­rá. Créa­nos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Colombia

© PressReader. All rights reserved.