Un con­cep­to que tras­cien­de fron­te­ras

Construir Costa Rica - - En Portada - Por Lu­cía León

Con una in­ver­sión de más de US$59 mi­llo­nes, los edi­fi­cios In­sig­ne El Sal­va­dor e In­sig­ne Gua­te­ma­la se desa­rro­llan de for­ma pa­ra­le­la y es­ta­rán con­clui­dos en ju­nio de 2018.

La cons­truc­ción de am­bos edi­fi­cios avan­za de acuer­do a lo es­ti­pu­la­do. En agos­to de 2017 se pre­vé que la es­truc­tu­ra prin­ci­pal al­can­ce la mi­tad de la al­tu­ra del edi­fi­cio.

Con el ob­je­ti­vo de acer­car los lu­ga­res de tra­ba­jo ha­cia los to­ma­do­res de de­ci­sio­nes, Ca­li­dad In­mo­bi­lia­ria ha in­cur­sio­na­do en sec­to­res no tra­di­cio­na­les co­mo la Zo­na 15 ca­pi­ta­li­na, don­de ha desa­rro­lla­do una co­mu­ni­dad de ne­go­cios con­for­ma­da por Avan­te, Do­ma­ni y, den­tro de po­co, In­sig­ne Gua­te­ma­la. La em­pre­sa ade­más es­tá desa­rro­llan­do si­mul­tá­nea­men­te In­sig­ne El Sal­va­dor, en el sec­tor de San Be­ni­to.

La pro­pues­ta de am­bas edi­fi­ca­cio­nes se Da­sa en la crea­ción de ame­ni­da­des o áreas co­mu­nes fun­cio­na­les pa­ra uso de los in­qui­li­nos, es­pa­cios que tie­nen co­mo ob­je­ti­vo fo­men­tar la co­la­bo­ra­ción y ge­ne­rar re­des de tra­ba­jo.

De acuer­do con Héc­tor Monzón, CEO de Ca­li­dad In­mo­bi­lia­ria, la co­la­bo­ra­ción es la esen­cia del éxi­to em­pre­sa­rial, por lo que los pro­yec­tos fo­men­tan la in­ter­ac­ción, la crea­ti­vi­dad y la pro­duc­ti­vi­dad en las em­pre­sas, a tra­vés de los di­fe­ren­tes es­ti­los de tra­ba­jo.

Los usua­rios pue­den ha­cer uso de las ame­ni­da­des en am­bos paí­ses, con lo que se ge­ne­ra una co­mu­ni­dad de ne­go­cios re­gio­nal que pue­de com­ple­men­tar­se con otro edi­fi­cio +nsiI­ne que se desa­rro­lle en el fu­tu­ro. “Es una in­ver­sión que tras­cien­de fron­te­ras”, aña­dió Monzón.

Por su par­te, San­tia­go Ti­zón, di­rec­tor de De­sa­rro­llo e In­no­va­ción de Ca­li­dad In­mo­bi­lia­ria, com­par­tió que el di­se­ño de amDos edi­fi­cios se ins­pi­ra en una ar­qui­tec­tu­ra con­tem­po­rá­nea que a su vez, per­du­ra en el tiem­po y se adap­ta a la geo­me­tría del te­rreno en el que se lle­va a ca­bo la cons­truc­ción.

Ma­te­ria­les apli­ca­dos

La cons­truc­ción de am­bos edi­fi­cios aXan\a de acuer­do a lo es­ti­pu­la­do. En agos­to de 2017 se pre­vé que la es­truc­tu­ra prin­ci­pal al­can­ce la mi­tad de la al­tu­ra del edi­fi­cio. 'n el pro­ce­so de cons­truc­ción se es­tá uti­li­zan­do con­cre­to de al­ta re­sis­ten­cia pa­ra las co­lum­nas y se es­tá co­lo­can­do con­cre­to flui­do pa­ra la fun­di­ción de las lo­sas.

Al fun­dir las lo­sas se es­tá apli­can­do un alisado me­dian­te lá­ser, lo cual brin­da pla­ni­ci­dad a la su­per­fi­cie. 'l ace­ro de re­fuer­zo es de 60.000 li­bras por pul­ga­da cua­dra­da. La su­per­vi­sión es­truc­tu­ral es­tá a car­go del Ing. Ro­ber­to Chan, lo cual ga­ran­ti­za el co­rrec­to ar­ma­do de los ele­men­tos es­truc­tu­ra­les y au­di­to­rías de ins­ta­la­cio­nes hi­dro­sa­ni­ta­rias y eléc­tri­cas, pa­ra ga­ran­ti­zar su rea­li­za­ción de acuer­do a pla­nos es­pe­ci­fi­ca­cio­nes y di­se­ño.

Efi­cien­ciD eneUJ«ti­cD

Los desa­rro­lla­do­res ex­pli­can que pa­ra loI­rar efi­cien­cia enerIȌ­ti­ca en edi­fi­ca­cio­nes se de­be ir más allá de la re­duc­ción de la ener­gía a tra­vés de equi­pos efi­cien­tes. .a ar­qui­tec­tu­ra y los ma­te­ria­les de­ter­mi­nan en pri­me­ra ins­tan­cia la can­ti­dad de re­cur­sos na­tu­ra­les, ener­gé­ti­cos y tec­no­ló­gi­cos que el edi­fi­cio de­man­da­rȄ pa­ra lo­grar con­fort. “Es aquí don­de se en­cuen­tra has­ta el 80% del po­ten­cial pa­ra re­du­cir la de­man­da ener­gé­ti­ca de cual­quier edi­fi­ca­ciȕ­nŬ eZ­pli­ca Ti­zón.

Pa­ra al­can­zar ese por­cen­ta­je es im­pres­cin­di­ble ana­li­zar, eva­luar, me­dir y com­pro­bar tan­to el di­se­ño co­mo los ma­te­ria­les cons­truc­ti­vos, cuan­do aún se es­tá en la fa­se de di­se­ño. La fí­si­ca de la cons­truc­ción y los sis­te­mas avan­za­dos de si­mu­la­ción, per­mi­ten trans­for­mar la ar­qui­tec­tu­ra, que pa­sa de ser una fuer­za crea­ti­va ca­pri­cho­sa e in­cier­ta, a una cien­cia com­pro­ba­ble.

Una vez re­du­ci­da la de­man­da ener­gé­ti­ca a tra­vés de la ar­qui­tec­tu­ra y los ma­te­ria­les, es ne­ce­sa­rio eva­luar los sis­te­mas ac­ti­vos – equi­pos. En este ca­so es im­por­tan­te la efi­cien­cia de los equi­pos, de­ter­mi­nar su ta­ma­ño y su ca­pa­ci­dad pa­ra re­gu­lar­se a dis­tin­tos es­ce­na­rios, tan­to cli­má­ti­cos co­mo de ocu­pa­ción.

Ele­men­tos efi­cien­tes

De acuer­do con Ti­zón, In­sig­ne ofre­ce, ade­más de un di­se­ño ele­gan­te e in­no­va­dor, un con­cep­to enerIȌ­ti­co efi­cien­te que bus­ca re­du­cir los cos­tos ope­ra­ti­vos pa­ra los usua­rios. La re­duc­ción se ob­tie­ne co­mo re­sul­ta­do de un pro­ce­so de di­se­ño que evo­lu­cio­nó de acuer­do a los re­sul­ta­dos ob­te­ni­dos de los cálcu­los y si­mu­la­cio­nes de vien­to, so­la­res, tér­mi­cas y de ilu­mi­na­ción, pa­ra apro­ve­char al má­xi­mo los re­cur­sos na­tu­ra­les y gra­tui­tos, dis­mi­nu­yen­do los cos­tos ope­ra­ti­vos del edi­fi­cio de los usua­rios pe­ro sin sa­cri­fi­car el co­nHort.

Di­se­ño ar­qui­tec­tó­ni­co pa­si­vo y la in­te­gra­ción de sis­te­mas de cálcu­los di­ná­mi­cos y de si­mu­la­ción pa­ra de­ter­mi­nar y me­jo­rar an­ti­ci­pa­da­men­te el ren­di­mien­to ener­gé­ti­co del edi­fi­cio son alIu­nos de los ele­men­tos que ha­cen a In­sig­ne un edi­fi­cio efi­cien­te. #de­mȄs ca­da fa­cha­da fue di­se­ña­da se­gún orien­ta­ción y se in­clu­ye­ron pro­tec­cio­nes so­la­res. En to­das las áreas co­mu­nes se ins­ta­la­rȄn lu­mi­na­rias efi­cien­tes.

Las ven­ta­nas se­rán de do­ble cris­tal y tam­bién se apro­ve­cha­rá la luz na­tu­ral. Las fa­cha­das crí­ti­cas cuen­tan con una se­gun­da piel con el pro­pó­si­to de re­du­cir la car­ga tér­mi­ca den­tro de las ofi­ci­nas. .a ma[oría de los ni­ve­les de es­ta­cio­na­mien­to cuen­tan con un sis­te­ma de ven­ti­la­ción na­tu­ral, que eli­mi­na la de­man­da eléc­tri­ca por ven­ti­la­ción. En los só­ta­nos don­de la ven­ti­la­ción me­cá­ni­ca es ne­ce­sa­ria se ins­ta­la­rá un sis­te­ma y equi­pos efi­cien­tes.

Se­gún los desa­rro­lla­do­res, el equi­po de re­fri­ge­ra­ción es un sis­te­ma cen­tral de al­ta efi­cien­cia que soD­re­pa­sa los es­tán­da­res in­ter­na­cio­na­les. La ca­pa­ci­dad ins­ta­la­da co­rres- pon­de a un cálcu­lo pre­ci­so que in­clu­ye to­das las ca­rac­te­rís­ti­cas pa­siXas del edi­fi­cio. 5u di­vi­sión es cal­cu­la­da pa­ra que lo­gre re­gu­lar­se a dis­tin­tos es­ce­na­rios de uso y cli­má­ti­cos, a los que el edi­fi­cio es­tȄ eZ­pues­to, pa­ra man­te­ner su de­man­da enerIȌ­ti­ca lo mȄs efi­cien­te po­si­ble a lo lar­go del año.

De acuer­do con los en­tre­vis­ta­dos, la im­por­tan­cia del di­seȓo enerIȌ­ti­co efi­cien­te en to­do el edi­fi­cio ra­di­ca en que este te­ma abar­ca tan­to mo­ti­vos eco­nó­mi­cos, de com­pe­ti­ti­vi­dad, co­mo la si­tua­ción am­bien­tal que ac­tual­men­te atra­vie­sa el mun­do en­te­ro.

La ar­qui­tec­tu­ra y el ur­ba­nis­mo no só­lo im­pac­tan el con­su­mo ener­gé­ti­co, in­ci­den tam­bién en la sos­te­ni­bi­li­dad de las so­cie­da­des, con­di­cio­nan el com­por­ta­mien­to del hom­bre e im­pac­tan el me­dio am­bien­te. .as edi­fi­ca­cio­nes efi­cien­tes no de­ben ser to­ma­das co­mo una ten­den­cia o mo­da, es más bien una ar­qui­tec­tu­ra de ca­li­dad que de­be­ría de prac­ti­car­se al­re­de­dor del mun­do en cual­quier tiem­po y lu­gar.

De acuer­do con los di­rec­ti­vos, es­tu­dios im­por­tan­tes y se­rios ela­bo­ra­dos por cien­tí­fi­cos del +ns­ti­tu­to /aZ 2lan­cM de (ísi­ca en /Ȝn­cJen #le­ma­nia, in­di­can que lo que ex­trae­mos de pro­duc­tos re­no­va­bles en do­ce me­ses, la na­tu­ra­le­za

se de­mo­ra quin­ce me­ses en re­po­ner­lo. Aun­que pa­rez­ca po­co, va­le de­cir, que nos es­ta­mos co­mien­do el ca­pi­tal, en lu­gar de vi­vir de los in­tere­ses.

En fun­ción de lo que in­di­can es­tos es­tu­dios, el pre­su­pues­to ener­gé­ti­co dis­po­ni­ble por per­so­na, pa­ra man­te­ner la re­si­lien­cia del pla­ne­ta, es de 13.000 kwh por año. Ello sig­ni­fi­ca, pa­ra la po­bla­ción mun­dial, una dis­po­ni­bi­li­dad de 9 te­ra­wats. En la ac­tua­li­dad se uti­li­zan 12 te­ra­wats, lo cual sig­ni­fi­ca ya un so­bre­gi­ro del 30%.

“El mun­do pre­ci­sa inevi­ta­ble­men­te de una ma[or efi­cien­cia ener­gé­ti­ca y es allí don­de el sec­tor de la cons­truc­ción, pue­den te­ner un im­pac­to de­ci­si­vo”, con­clu­yen.

Ame­ni­da­des co­mu­nes

Monzón ex­pli­ca que los es­pa­cios de ofi­ci­na pue­den ser una ven­ta­ja com­pe­ti­ti­va pa­ra cual­quier ne­go­cio si es­tán di­se­ña­dos pa­ra crear un en­torno más abier­to que au­men­ten la pro­duc­ti­vi­dad e ins­pi­ren la crea­ti­vi­dad. “In­sig­ne ofre­ce un mo­de­lo de tra­ba­jo que im­pul­sa la co­la­bo­ra­ción en­tre usua­rios, por lo que crea­mos un pro­yec­to con cua­li­da­des ex­cep­cio­na­les que ex­ce­den el es­tán­dar de los desa­rro­llos con­tem­po­rá­neos e in­cre­men­tan su va­lor a tra­vés del tiem­po”, aña­de.

Las sa­las cor­po­ra­ti­vas tie­nen una ca­pa­ci­dad má­xi­ma pa­ra 14 per­so­nas y dis­po­ni­ble pa­ra rea­li­zar reunio­nes con clien­tes en un área pro­fe­sio­nal y ex­clu­si­va. Las sa­las de vi­deo­con­fe­ren­cias per­mi­ten una me­jor co­mu­ni­ca­ción, lo­gran­do ma[or efi­cien­cia laDo­ral en­tre los equi­pos.

Los brains­tor­ming rooms son sa­las con ca­pa­ci­dad má­xi­ma pa­ra ocho per­so­nas que in­cen­ti­ven la crea­ción de nue­vas ideas y fo­men­ta la in­no­va­ción cor­po­ra­ti­va. Por otro la­do, las te­rra­zas reúnen áreas ver­des y es­pa­cios de tra­ba­jo con sa­las loun­ge y me­sas de tra­ba­jo.

El Cof­fee cen­tral se­rá ope­ra­do por una mar­ca de ca­fé que ofre­ce­rá un es­pa­cio de re­la­ja­ción y en­cuen­tros ca­sua­les. A su vez, ha­brá un co­me­dor pa­ra los co­la­bo­ra­do­res que per­mi­te la in­ter­ac­ción de to­dos los usua­rios con ca­pa­ci­dad má­xi­ma de 50 per­so­nas y cuen­ta con vis­tas pa­no­rá­mi­cas.

In­sig­ne cuen­ta con más de 20 sa­las de reunio­nes com­par­ti­das en­tre Gua­te­ma­la y El Sal­va­dor, las cua­les po­drán ser uti­li­za­das pa­ra usua­rios que tie­nen una ofi­ci­na en El Sal­va­dor via­jen a Gua­te­ma­la y ne­ce­si­tan un es­pa­cio ade­cua­do pa­ra rea­li­zar reunio­nes de ne­go­cios o vi­ce­ver­sa.

To­rre In­sig­ne Gua­te­ma­la

To­rre In­sig­ne El Sal­va­dor

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.