Pa­na­má Oes­te: De ciu­dad dor­mi­to­rio a gran me­tró­po­li

Construir Costa Rica - - Zona De Inversión - Por: Fé­lix Ruiz Rodríguez

Obras co­mo el cuar­to puen­te so­bre el Ca­nal de Pa­na­má y la cons­truc­ción de la Lí­nea 3 del Me­tro de Pa­na­má, po­ten­cia­rán a la “dé­ci­ma provincia”.

Pa­ra na­die es un se­cre­to el cre­ci­mien­to que ha ex­pe­ri­men­ta­do la ciu­dad de Pa­na­má des­de ha­ce más de una dé­ca­da. La fa­ma que pre­ce­de a la ca­pi­tal de este país cen­troa­me­ri­cano, con gran­des ras­ca­cie­los y una economía do­la­ri­za­da, han da­do pa­so con los años a un ver­ti­gi­no­so cre­ci­mien­to de su poD­la­ciȕn [ de las edi­fi­ca­cio­nes ver­ti­ca­les. Pe­ro, hoy día, la ur­be ca­pi­ta­li­na con­vul­sio­na por fal­ta de es­pa­cio y gran par­te de sus ha­bi­tan­tes han de­ci­di­do emi­grar ha­cia la nue­va provincia de Pa­na­má Oes­te.

El sec­tor de la cons­truc­ción no se de­tie­ne. Aun­que fue la ca­te­go­ría eco­nó­mi­ca con ma­yor pe­so en el Pro­duc­to In­terno Bru­to del país (16,7%), du­ran­te el pri­mer tri­mes­tre de 2017, la ver­dad es que la po­ca pla­ni­fi­ca­ción al mo­men­to de cons­truir, su­ma­do al en­ca­re­ci­mien­to de las pro­pie­da­des y te­rre­nos en la ciu­dad de Pa­na­má, ha em­pu­ja­do tan­to a na­cio­na­les co­mo a ex­tran­je­ros a op­tar por una vi­vien­da en las afue­ras de la ciu­dad. El des­tino más cer­cano y atrac­ti­vo pa­re­ce ser al otro la­do del Puen­te de las Amé­ri­cas, don­de el va­lor del me­tro cua­dra­do de tie­rra es más ac­ce­si­ble y don­de exis­te la po­si­bi­li­dad de cons­truir una me­tró­po­li más or­ga­ni­za­da, con­for­me a los es­tán­da­res de sus­ten­ta­bi­li­dad glo­bal de nues­tros días.

El des­per­tar de la ciu­dad dor­mi­to­rio

Lo que pa­re­cía una so­lu­ción se ha con­ver­ti­do en un caos. Ca­da día los ha­bi­tan­tes de la lla­ma­da ciu­dad dor­mi­to­rio, que se des­pla­zan ha­cia la ciu­dad de Pa­na­má pa­ra ir a sus tra­ba­jos, ex­pe­ri­men­tan una odi­sea: trá­fi­cos que su­pe­ran las dos ho­ras, en­tre otras vi­ci­si­tu­des. Es­ta fa­tí­di­ca reali­dad ha pro­pi­cia­do –co­mo en to­do- una opor­tu­ni­dad de oro, no solo pa­ra la in­dus­tria in­mo­bi­lia­ria, sino pa­ra to­do ti­po de in­ver­sio­nes que as­pi­ran a cap­tar una car­te­ra po­bla­cio­nal de más de 510.489 ha­bi­tan­tes.

“Se ve una po­bla­ción cre­cien­te de cla­se me­dia des­de San Car­los has­ta Pa­na­má Pa­cí­fi­co que de­man­da pro­duc­tos ser­vi­cios y re­si­den­cias”, in­di­có Jai­me de Saint Ma­lo, in­ver­sio­nis­ta y di­rec­tor de EDYFICA, una em­pre­sa de­di­ca­da al de­sa­rro­llo in­mo­bi­lia­rio ur­ba­nís­ti­co y que ha ini­cia­do pro­yec­tos en es­ta re­gión.

Por su par­te, Jor­ge Gar­cía Ica­za, pre­si­den­te de Gru­po GEA, un con­glo­me­ra­do de em­pre­sas a car­go del Par­que Lo­gís­ti­co de Va­ca­mon­te, es de la opi­nión de que este te­rri­to­rio, al oc­ci­den­te de la cuen­ca del Ca­nal de Pa­na­má y que li­mi­ta al sur con el océano Pa­cí­fi­co, tie­ne un po­ten­cial in­creí­ble. La dis­po­ni­bi­li­dad de tie­rra a pre­cios ra­zo­na­bles y desa­rro­llos

Tan solo los per­mi­sos de cons­truc­ción en los dis­tri­tos de Arrai­ján y La Cho­rre­ra au­men­ta­ron un 50% en los úl­ti­mos cin­co años, se­gún la Con­tra­lo­ría Ge­ne­ral de la Re­pú­bli­ca.

pri­va­dos bien or­ga­ni­za­dos co­mo Playa Do­ra­da, Cos­ta Ver­de, Ar­bo­le­da, en­tre otros, son al­gu­nas de las cua­li­da­des que des­ta­ca Gar­cía Ica­za de es­ta provincia.

“La na­tu­ra­le­za, la tran­qui­li­dad y la per­cep­ción de es­tar en el in­te­rior de la Re­pú­bli­ca, ha­cen de la nue­va provincia una po­ten­cial zo­na de in­ver­sión en el país”, des­ta­có el em­pre­sa­rio.

De acuer­do con la Con­tra­lo­ría Ge­ne­ral de la Re­pú­bli­ca, tan solo los per­mi­sos de cons­truc­ción en los dis­tri­tos de Arrai­ján y La Cho­rre­ra, au­men­ta­ron un 50% en los úl­ti­mos cin­co años. De US$208,3 mi­llo­nes que re­cau­da­ron es­tas au­to­ri­za­cio­nes en 2012, hu­bo un incremento de US$104,6 mi­llo­nes al cie­rre de 2016, cuan­do su­mó US$312,9 mi­llo­nes.

Di­cha de­man­da dis­pa­ró, del mis­mo mo­do, la va­lo­ri­za­ción de la tie­rra. El me­tro cua­dra­do pue­de ir des­de los US$5 has­ta más de US$200, de­pen­dien­do del ti­po de pro­yec­to que se quie­ra desa­rro­llar.

In­for­ma­ción su­mi­nis­tra­da por de la Di­rec­ción de Aná­li­sis Eco­nó­mi­co y So­cial del Mi­nis­te­rio de Economía y Finanzas (MEF) de Pa­na­má, que es­tu­dia, a su vez, los da­tos del Ins­ti­tu­to Na­cio­nal de Es­ta­dís­ti­cas y Cen­so (INEC), con­fir­ma el com­por­ta­mien­to del cos­to me­dio anual del me­tro cua­dra­do de cons­truc­ción pa­ra es­tos dos dis­tri­tos, du­ran­te los años com­pren­di­dos en­tre 2014 a 2016 y el pri­mer tri­mes­tre de 2017.

Es­tas es­ti­ma­cio­nes in­di­can que el dis­tri­to de Arrai­ján, en 2016, re­gis­tró un cos­to me­dio anual del me­tro cua­dra­do en US$389,80, mien­tras que en los pri­me­ros tres me­ses de este año la ci­fra ya ha as­cen­di­do a US$430,63. En tan­to, La Cho­rre­ra tu­vo un cos­to me­dio anual del me­tro cua­dra­do en US$363,31, el año pa­sa­do y a mar­zo de 2017, el mon­to ron­da­ba los US$292,58.

No obs­tan­te, as­pec­tos co­mo el al­za en el pre­cio del me­tro cua­dra­do, la ca­ren­cias de infraestructuras y ser­vi­cios pú­bli­cos bá­si­cos, po­dría sig­ni­fi­car la dis­mi­nu­ción de pro­yec­tos en es­ta re­gión o bien el de­sa­rro­llo de es­tos, pe­ro de ma­ne­ra más mo­de­ra­da. El INEC mar­ca una no­ta­ble dis­mi­nu­ción en la can­ti­dad de me­tros cua­dra­dos cons­trui­dos en 2016 en re­la­ción al mis­mo pe­rio­do del año 2015, to­da­vía usan­do co­mo re­fe­ren­cia los dis­tri­tos de Arrai­ján y La Cho­rre­ra, los más po­bla­dos de Pa­na­má Oes­te.

En el pri­me­ro se re­gis­tra un tí­mi­do au­men­to de 2% en 2016 con res­pec­to a 2015 y el se­gun­do, tu­vo una dis­mi­nu­ción de 17% en la can­ti­dad de me­tros cua­dra­dos cons­trui­dos.

La Cá­ma­ra Pa­na­me­ña de la Cons­truc­ción (Ca­pac), ci­tan­do ci­fras de la Con­tra­lo­ría, coin­ci­de en que en los úl­ti­mos años los per­mi­sos de cons­truc­ción en es­ta zo­na man­tu­vie­ron un cre­ci­mien­to del 40% (2013), 21% (2014) y 37% (2015). Sin em­bar­go, el año 2016 hu­bo una dis­mi­nu­ción del 5% y pa­ra el pri­mer tri­mes­tre de este año, con res­pec­to a los pri­me­ros tres me­ses del año pa­sa­do, el de­cre­ci­mien­to ha si­do del 22% -con­si­de­ran­do los mon­tos de in­ver­sión-.

Con to­do y es­to, el flu­jo de in­ver­sión en am­bos dis­tri­tos de la “dé­ci­ma provincia” ha au­men­ta­do un 37%, en los úl­ti­mos cua­tro años, se­gún da­tos de la Di­rec­ción de Aná­li­sis Eco­nó­mi­co y So­cial del MEF.

El go­bierno cen­tral y los go­bier­nos lo­ca­les tam­bién han com­pro­me­ti­do re­cur­sos pa­ra el de­sa­rro­llo de la nue­va provincia. En­tre es­tas in­ver­sio­nes so­bre­sa­le el cuar­to puen­te so­bre el Ca­nal de Pa­na­má, la ex­pan­sión de la ca­rre­te­ra de Pa­na­má-Arrai­ján a ocho ca­rri­les, el co­rre­dor de pla­yas y la cons­truc­ción de la Lí­nea 3 del Me­tro de Pa­na­má. To­dos es­tos pro­yec­tos con­tem­plan una in­ver­sión su­pe­rior a los US$3.000 mi­llo­nes, que de­ben ser ejecutados en los próximos cin­co años, es­ti­man ex­per­tos de la Cá­ma­ra de Co­mer­cio, In­dus­tria y Agri­cul­tu­ra de Pa­na­má (CCIAP).

Al res­pec­to, el Mi­nis­te­rio de Vi­vien­da y Or­de­na­mien­to Te­rri­to­rial pre­ci­só que la in­ver­sión pú­bli­ca pro­gra­ma­da pa­ra la provincia de Pa­na­má Oes­te en ma­te­ria in­mo­bi­lia­ria es de 75 mi­llo­nes que De­ne­fi­cia­rá a más de 65.000 fa­mi­lias.

Pa­ra es­ta provincia se man­tie­ne en eje­cu­ción 2.314 so­lu­cio­nes ha­bi­ta­cio­na­les con el de­sa­rro­llo de pro­yec­tos co­mo Ciu­dad Es­pe­ran­za, que lle­va un avan­ce de 38% y con una in­ver­sión de US$137 mi­llo­nes; en Arrai­ján y Pra­de­ras de Nue­va Gor­go­na, las obras han al­can­za­do un 5% de avan­ce y una in­ver­sión to­tal de US$2,1 mi­llo­nes, al igual que en Cha­me.

Con el pro­gra­ma Te­chos de Es­pe­ran­za se han ges­tio­na­do y cons­trui­do 5.000 vi­vien­das, me­dian­te pro­ce­sos de li­ci­ta­ción, la in­ver­sión ha si­do de US$56,6 mi­llo­nes que pre­ten­den De­ne­fi­ciar a . per­so­nas. Otro de los pro­gra­mas de la car­te­ra de vi­vien­da pa­na­me­ña es el Bono So­li­da­rio de Vi­vien­da, cu­ya in­ver­sión so­bre­pa­sa los US$37.6 mi­llo­nes.

De Saint Ma­lo, quien tam­bién es pre­si­den­te del Con­se­jo Na­cio­nal de Ur­ba­nis­mo de Pa­na­má, con­si­de­ra que Pa­na­má Oes­te es­tá pa­san­do de te­ner ciu­da­des dor­mi­to­rio a ser una provincia en don­de más de la mi­tad de sus re­si­den­tes ya la­bo­ran lo­cal­men­te.

“El nú­me­ro (de per­so­nas que de­ci­den que­dar­se en la zo­na) si­gue su­bien­do, de­bi­do a la gran con­cen­tra­ción de pro­duc­tos y ser­vi­cios, que in­clu­si­ve em­pie­zan a ge­ne­rar nue­vas

Jai­me de Saint Ma­lo In­ver­sio­nis­ta y di­rec­tor de EDYFICA “Lo más im­por­tan­te que re­quie­re es­ta zo­na es la ge­ne­ra­ción de pla­zas de tra­ba­jo, ser­vi­cios de sa­lud y de educación”,

pla­zas de tra­ba­jo lo­cal­men­te, si­tua­ción ne­ce­sa­ria pa­ra me­jo­ras de la ca­li­dad de vi­da de sus ciu­da­da­nos, la mo­vi­li­dad de la Ciu­dad de Pa­na­má y la com­pe­ti­ti­vi­dad del país a ni­vel in­ter­na­cio­nal”, ma­ni­fes­tó el em­pre­sa­rio en este sen­ti­do.

Re­tos

La provincia de Pa­na­má de Oes­te se vis­lum­bra co­mo una gran me­tró­po­li con gran­des atrac­cio­nes, y por lo tan­to tie­ne la opor­tu­ni­dad de con­ver­tir­se en un asen­ta­mien­to ur­bano con meLor pla­ni­fi­ca­ciȕn. 2anamȄ 2ací­fi­co una \ona es­pe­cial del país ubi­ca­da a la en­tra­da de es­ta re­gión, ha da­do mues­tras de que se pue­de cons­truir un com­ple­jo re­si­den­cial con al­tos es­tán­da­res y que ha si­do desa­rro­lla­do pa­ra­le­la­men­te a un im­por­tan­te cen­tro in­dus­trial, que al­ber­ga un gran nú­me­ro de mul­ti­na­cio­na­les de re­co­no­ci­mien­to in­ter­na­cio­nal, al me­jor es­ti­lo de Si­li­con Va­lley, en Es­ta­dos Uni­dos.

Sin em­bar­go, más allá del eLem­plo de 2anamȄ 2ací­fi­co, hay co­mu­ni­da­des de es­ta zo­na que le fal­tan sen­si­ti­vas me­jo­ras en cuan­to a in­fra­es­truc­tu­ra, así co­mo me­jo­rar los ser­vi­cios bá­si­cos pa­ra la re­co­lec­ción de ba­su­ra, la red de al­can­ta­ri­lla­do, dis­tri­bu­ción de agua po­ta­ble, seguridad, sa­lud, educación, es­to por men­cio­nar al­gu­nos.

Los gre­mios em­pre­sa­ria­les y de la cons­truc­ción, que han pues­tos sus ojos en es­ta re­gión, re­co­no­cen es­tas li­mi­ta­cio­nes. “Lo más im­por­tan­te que re­quie­re es­ta zo­na es la ge­ne­ra­ción de pla­zas de tra­ba­jo, ser­vi­cios de sa­lud y de educación”, re­sal­ta el di­rec­tor de EDYFICA.

“En la me­di­da que el go­bierno cen­tral y el go­bierno lo­cal in­vier­tan e im­ple­men­ten me­di­das que le per­mi­tan a la em­pre­sa pri­va­da in­ver­tir en es­tas tres ra­mas, es­ta provincia ge­ne­ra­rá mu­cha ri­que­za que po­drá ser com­par­ti­da en­tre sus re­si­den­tes”, con­clu­yó.

El ex­pre­si­den­te de CCIAP, Gar­cía Ica­za, coin­ci­dió con De Saint Ma­lo y aña­dió que se re­quie­ren, tam­bién es­cue­las de ex­ce­len­cia y me­jor transporte pú­bli­co con sis­te­mas de ali­men­ta­do­res de cara al fu­tu­ro sis­te­ma de me­tro.

A pe­sar de la des­ace­le­ra­ción eco­nó­mi­ca del país, Pa­na­má Oes­te es ca­da vez más pu­jan­te. Ofre­ce des­de vi­vien­da de in­te­rés so­cial e in­te­rés pre­fe­ren­cial has­ta re­si­den­cias que su­pe­ran los US$400.000. Tam­bién se ha cons­trui­do un cen­tro co­mer­cial que ha des­con­ges­tio­na­do los prin­ci­pa­les cen­tros de com­pras y es­par­ci­mien­to de la ciu­dad ca­pi­tal. Mar­cas de tien­das y ca­de­nas de su­per­mer­ca­dos han apos­ta­do por este sec­tor en fran­co cre­ci­mien­to. Al­go que que­da cla­ro es que la con­quis­ta de este cer­cano oes­te no ha lleIa­do a su fin.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.