Lo que de­be sa­ber an­tes de se­lec­cio­nar una cu­bier­ta

Fac­to­res co­mo el uso, su ubi­ca­ción, las ne­ce­si­da­des del clien­te, el ti­po de cli­ma y fun­cio­na­li­dad de los es­pa­cios son vi­ta­les pa­ra di­se­ñar es­tas es­truc­tu­ras.

Construir Costa Rica - - Elementos - Por Ing. Patricia Carazo Fer­nán­dez, M.B.A, ge­ren­te pa­ra Cos­ta Ri­ca de Plas­ti­luz, di­vi­sión ar­qui­tec­tó­ni­ca de Neón Nie­to

L as cu­bier­tas de te­cho cum­plen en los edi­fi­cios un pa­pel vi­tal en el desem­pe­ño de la es­truc­tu­ra. De­pen­dien­do de las ne­ce­si­da­des del usua­rio fi­nal [ lo que el mis­mo es­pe­ra ob­te­ner, se pue­de ele­gir en­tre los di­fe­ren­tes ti­pos exis­ten­tes.

*ace dȌ­ca­das que se Dus­can so­lu­cio­nes pa­ra me­jo­rar­las. Uno de los re­sul­ta­dos obXios [ DȄ­si­cos es la DȚs­que­da que es­tȌ liD­re de in­fil­tra­cio­nes du­ran­te to­da su Xi­da Țtil.

'n cier­tos ca­sos se re­quie­re un re­cuD­ri­mien­to que no pro­duz­ca mu­cho rui­do cuan­do se pre­sen­tan las llu­vias ex­tre­mas. *a[ quie­nes priXi­leIian el ais­la­mien­to tér­mi­co, de­bi­do al cli­ma de la \ona en que es­tȄ la oDra [a sea mu[ Hrío o mu[ cȄ­li­do.

1tros Dus­can las que les per­mi­tan apro­ve­char la luz na­tu­ral pa­ra re­du­cir los cos­tos de ope­ra­ción. Da­do lo an­te­rior, los si­guien­tes ti­pos de cu­bier­ta de te­cJo son los que pue­den ser se­lec­cio­na­dos seIȚn las ne­ce­si­da­des es­pe­cí­fi­cas de ca­da pro[ec­to.

Sen­ci­llas en ace­ro

's el ti­po mȄs DȄ­si­co. 'n el mercado es ofre­ci­do en va­rias Hor­mas que pue­den De­ne­fi­ciar unas mȄs que otras al usua­rio fi­nal.

.a mȄs co­mȚn es la de lȄ­mi­nas que po­pu­lar­men­te se co­no­cen co­mo “ti­po zinc”. Son de hie­rro gal­va­ni­za­do, ge­ne­ral­men­te ca­li­bre 26 (es­pe­sor de la lȄ­mi­na de mm [ nor­mal­men­te se ofre­cen en lar­gos de me­tros [ me­tros. 'stas lȄ­mi­nas son ins­ta­la­das con tras­la­pes en las cu­bier­tas de te­cJos. (un­cio­nan mu[ bien en cuan­to a la im­per­mea­bi­li­dad, pe­ro no tie­nen pro­pie-

Las lá­mi­nas ti­po zinc fun­cio­nan muy bien en cuan­to a la im­per­mea­bi­li­dad, pe­ro no tie­nen pro­pie­da­des de ais­la­mien­to tér­mi­co ni acús­ti­co.

da­des de ais­la­mien­to tér­mi­co ni acús­ti­co. Se pue­den com­bi­nar con lá­mi­nas tras­lú­ci­das pa­ra apro­ve­char la ilu­mi­na­ción na­tu­ral.

Otra al­ter­na­ti­va que tie­ne las mis­mas ca­rac­te­rís­ti­cas en cuan­to a la lá­mi­na ti­po zinc, pe­ro me­jo­ra sus­tan­cial­men­te el te­ma de la im­per­mea­bi­li­dad es el Te­cho Me­tá­li­co Con­ti­nuo (TMC) sen­ci­llo. Es­tá com­pues­to por ban­de­jas de ace­ro, que pue­den ser ca­li­bre 24 o 26 (0,61 o 0,45 mm de es­pe­sor), que se ro­lan en si­tio a par­tir de una bo­bi­na de ace­ro con­ti­nuo que cu­bre to­da la lon­gi­tud del te­cho, por lo que no son ne­ce­sa­rios los tras­la­pes.

Con ais­la­mien­to

Este ti­po de cu­bier­tas, co­mo se men­cio­nó arri­ba, son ele­gi­das cuan­do se bus­ca un gra­do de ais­la­mien­to tér­mi­co o acús­ti­co. Son va­rios los que nos pue­den dar este re­sul­ta­do.

El más sen­ci­llo es el com­pues­to por las lá­mi­nas de UPVC. Son de Po­li­clo­ru­ro de Xi­ni­lo no plas­ti­fi­ca­do con nȚ­cleo en PVC es­pu­ma­do, que per­mi­ten un cier­to gra­do de ais­la­mien­to tér­mi­co y acús­ti­co. Tie­nen di­men­sio­nes de 1 m x 11,80 m x 2,5-3 mm.

Otra op­ción es el TMC sen­ci­llo con ais­lan­te re­flec­ti­vo en es­pu­ma, que con­sis­te en co­lo­car de­ba­jo de la cu­bier­ta sen­ci­lla de TMC un ais­lan­te que per­mi­te en­cap­su­lar par­te del ca­lor que pa­sa a tra­vés del mis­mo pa­ra que la tem­pe­ra­tu­ra no sea trans­mi­ti­da al in­te­rior del re­cin­to.

El TMC Com­pues­to es un sis­te­ma for­ma­do por una ban­de­ja de TMC en la par­te in­fe­rior, un nú­cleo de ais­lan­te, que pue­de ser po­li­es­ti­reno, po­liu­re­tano, o po­li­so­cia­nu­ra­to, el Țl­ti­mo es el mȄs efi­cien­te [ una ban­de­ja más de TMC en la par­te su­pe­rior.

Tam­bién es­tá la op­ción de los que se co­no­cen co­mo “Pa­ne­les Sánd­wich”, que vie­nen pre­fa­bri­ca­dos en plan­ta. Es­tán com­pues­tos, igual que el an­te­rior, por dos ca­ras ex­ter­nas de ace­ro ca­li­bre 26 o 24 y un nú­cleo de ais­lan­te que pue­de ser po­li­es­ti­reno, po­liu­re­tano o po­li­so­cia­nu­ra­to. Son fa­bri­ca­dos en lon­gi­tu­des má­xi­mas de 11.90 me­tros y ofre­ci­dos en va­rios es­pe­so­res, ge­ne­ral­men­te de 3 cm a 10 cm.

Exis­te otra al­ter­na­ti­va, más orien­ta­da al uso in­dus­trial o de al­ta es­pe­ci­fi­ca­ciȕn co­mo por ejem­plo en ae­ro­puer­tos y hos­pi­ta­les, que es el TMC Com­pues­to-Deck, for­ma­do por TMC en la par­te su­pe­rior, un ais­lan­te de po­li­so­cia­nu­ra­to en el me­dio y un deck me­tá­li­co ca­li­bre 22 en la par­te in­fe­rior de la cu­bier­ta.

Tras­lú­ci­das

Pue­den ser en acrí­li­co o po­li­car­bo­na­to, aun­que la más uti­li­za­da es la úl­ti­ma. Las lá­mi­nas pa­ra cu­bier­tas de Po­li­car­bo­na­to Al­veo­lar se ofre­cen en el mercado en lá­mi­nas al­veo­la­res con di­fe­ren­tes es­pe­so­res, aun­que ge­ne­ral­men­te son de 8 mm. Se las pue­de en­con­trar en va­rios co­lo­res con di­fe­ren­tes pro­pie­da­des de trans­mi­sión de luz: bron­ce, blan­co, trans­pa­ren­te, hu­mo y azul; en­tre otros.

Exis­ten tam­bién las lá­mi­nas de Po­li­car­bo­na­to Al­veo­lar Polys­ha­de, que son re­flec­ti­vas, por lo cual ade­más de la pro­tec­ción con­tra los ra­yos UV aís­lan par­te de los in­fra­rro­jos, que son los que pro­du­cen ca­lor en el in­te­rior.

Las lá­mi­nas tras­lú­ci­das se pue­den co­lo­car en el 100% de la obra o ser com­bi­na­das en fran­jas con una cu­bier­ta me­tá­li­ca.

Tan­to el po­li­car­bo­na­to al­veo­lar re­gu­lar co­mo el Polys­ha­de son ofre­ci­dos en dos pre­sen­ta­cio­nes: lá­mi­nas pla­nas de 2,10 me­tros x 11,80 me­tros, que per­mi­ten una pen­dien­te en la cu­bier­ta de un mí­ni­mo del 8%; y en ban­de­jas de 0,6 me­tros x 11,8 me­tros que per­mi­ten pen­dien­tes mí­ni­mas de un 5% pa­ra su co­rrec­to desem­pe­ño.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.