LA PLA­NEA­CIÓN DE UN PRO­YEC­TO

Espacios - - CONTENIDO -

Sar­mien­to ex­pli­ca que den­tro del sis­te­ma de feng shui exis­ten dis­tin­tas es­cue­las y en los pro­yec­tos re­si­den­cia­les se ana­li­zan las más im­por­tan­tes de­pen­dien­do del con­cep­to. Es así co­mo pa­ra el di­se­ño de si­tio que to­ma en cuen­ta el te­rreno, se usa la es­cue­la clá­si­ca del feng shui lla­ma­da Xuan Kong. Con es­ta se es­co­ge el me­jor de los ocho pun­tos car­di­na­les pa­ra lo­ca­li­zar la en­tra­da prin­ci­pal de to­do el pro­yec­to, ade­más de la orien­ta­ción de la fachada de ca­da edi­fi­cio y to­do el com­ple­jo re­si­den­cial. Otros ele­men­tos que se to­man en cuen­ta con es­ta es­cue­la son los lu­ga­res pa­ra la co­lo­ca­ción de pis­ci­nas, fuen­tes o es­pe­jos de agua, ade­más de la re­la­ción con la ubi­ca­ción del agua real co­mo los ríos cir­cun­dan­tes. Es­te ti­po de elec­cio­nes ba­sa­das en feng shui tam­bién se lle­van a lo in­terno de la re­si­den­cia, por ejem­plo se con­cep­tua­li­za que los es­pa­cios im­por­tan­tes co­mo el dor­mi­to­rio prin­ci­pal, en­tra­da y co­ci­na se si­túen en áreas que po­ten­cien las bue­nas re­la­cio­nes, sa­lud y pros­pe­ri­dad res­pec­ti­va­men­te, ex­pli­ca la es­pe­cia­lis­ta. Fi­nal­men­te se pue­den crear jar­di­nes de po­der y crear es­pa­cios con­si­de­ran­do los an­chos de ca­lles, ace­ras y ac­ce­sos, en­tre otros.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.