LA VI­DA EN RO­SA DE PARIS HIL­TON EN IBIZA

Hola Costa Rica - - Contenido -

SU fa­ma de alo­ca­da y di­le­tan­te he­re­de­ra la pre­ce­de, pe­ro, de­trás de su ha­lo de mu­ñe­qui­ta ru­bia que vi­ve por y pa­ra su ima­gen, en­vuel­ta en un fre­ne­sí de fies­tas, lu­jo y fri­vo­li­dad, Paris Hil­ton de­fien­de que es una mu­jer tra­ba­ja­do­ra —muy tra­ba­ja­do­ra— y a la que le gus­ta «ha­cer fe­liz a la gen­te» (fe­liz es una de sus pa­la­bras fa­vo­ri­tas). Las ci­fras y los he­chos la res­pal­dan: mi­llo­na­ria por he­ren­cia y por mé­ri­tos pro­pios, a sus trein­ta y cin­co años ha con­ver­ti­do su nom­bre en una mar­ca glo­bal que le re­por­ta im­por­tan­tes su­mas de di­ne­ro: solo con su lí­nea de cos­mé­ti­cos y fra­gan­cias, ha ob­te­ni­do unas ga­nan­cias de 1.500 mi­llo­nes de dó­la­res y tie­ne abier­tas en to­do el mun­do más de 50 tien­das, don­de ven­de per­fu­mes, bol­sos, re­lo­jes, za­pa­tos,… Tras pro­bar suer­te en di­fe­ren­tes cam­pos, in­clui­do un «reality show», la bis­nie­ta de Con­rad Hil­ton, fun­da­dor de Hil­ton Worldwide, quie­re se­guir la tra­di­ción fa­mi­liar y pre­ten­de abrir tres ho­te­les de lu­jo, en Nue­va York, Du­bái y Las Vegas. Le en­can­ta ser una mu­jer de ne­go­cios, pe­ro lo que de ver­dad le apa­sio­na es ha­cer bai­lar a la gen­te. Y es su fa­ce­ta de DJ la que, un ve­rano más, ha traí­do a Paris a Ibiza con su fies­ta Foam & Dia­monds (es­pu­ma y dia­man­tes) hos­ted by Paris Hil­ton, que lle­na cada sábado la sa­la Am­ne­sia.

—Se ha di­cho que es­te po­dría ser el úl­ti­mo ve­rano que ven­gas a Ibiza…

—Lle­vo vi­nien­do a Ibiza desde que soy una ado­les­cen­te. Ha­ce cin­co años que ten­go mi re­si­den­cia co­mo DJ en Am­ne­sia, y no ten­go la me­nor du­da de que va a ha­ber mu­chos más. Mi ca­rre­ra co­mo DJ

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.