Cu­pi­do y el Cis­ne: un sím­bo­lo de 150 años

La fa­mo­sa fuen­te en el cam­pus Ro­dri­go Facio na­ció pa­ra con­me­mo­rar el pri­mer acue­duc­to en San Jo­sé. Es­te es el pri­mer mo­nu­men­to sa­ni­ta­rio de Cos­ta Ri­ca

La Nacion (Costa Rica) - Ancora - - Historia -

Afi­na­les de 1943, cuan­do la Mu­ni­ci­pa­li­dad de San Jo­sé de­ci­dió eli­mi­nar la fuen­te del par­que Cen­tral pa­ra co­lo­car el quios­co ac­tual, el pri­mer in­dig­na­do fue el pe­rio­dis­ta Fran­cis­co Ma­ría Nú­ñez (18921984). Arre­me­tió con­tra la de­ci­sión y ase­gu­ró, con gran lu­ci­dez, que la fuen­te no era un tras­to vie­jo de hie­rro oxi­da­do, sino el pri­mer mo­nu­men­to sa­ni­ta­rio de Cos­ta Ri­ca.

Por ello, la Uni­ver­si­dad de Cos­ta Ri­ca (su due­ña des­de 1944) le rin­de ho­me­na­je a es­te mo­nu­men­to en sus 150 años de exis­ten­cia.

Su his­to­ria

La fuen­te se ins­ta­ló en el par­que Cen­tral y fun­cio­nó por pri­me­ra vez el 25 de oc­tu­bre de 1868; se tra­ta­ba del ele­men­to con­me­mo­ra­ti­vo del pri­mer acue­duc­to de San Jo­sé. An­tes, el agua de las ca­sas pro­ve­nía de los po­zos o de las ace­quias, sin el me­nor tra­ta­mien­to. La pu­ri­fi­ca­ción del agua no ocu­rrió de gol­pe. Fue un lar­go pro­ce­so de prue­ba y error, pe­ro aquel fue el prin­ci­pio, con la fuen­te co­mo sím­bo­lo.

Es­ta es­truc­tu­ra la tra­jo de In­gla­te­rra el in­ge­nie­ro Án­gel Mi­guel Ve­láz­quez por en­car­go de la Mu­ni­ci­pa­li­dad y per­ma­ne­ció en el par­que Cen­tral has­ta enero de 1944. Nú­ñez, en un ar­tícu­lo ti­tu­la­do “Con fondos del mi­nis­tro Fran­cis­co Ma­ría Igle­sias se cons­tru­yó el par­que Cen­tral de San Jo­sé” ( Dia­rio de Cos­ta Ri­ca, 9 de enero de 1944), de­ta­lla que la Mu­ni­ci­pa­li­dad de San Jo­sé acor­dó tras­la­dar­la a la plaza del Ae­ro­puer­to, en La Sa­ba­na.

Sin em­bar­go, las au­to­ri­da­des uni­ver­si­ta­rias se avi­va­ron y se la pi­die­ron a la Mu­ni­ci­pa­li­dad, que se las do­nó. Su des­tino fue la plaza fren­te al edi­fi­cio cen­tral de la UCR, en ba­rrio Gon­zá­lez La-hmann, inau­gu­ra­do en 1941 y de­mo­li­do ha­cia 1974, pa­ra dar pa­so a la cons­truc­ción del edi­fi­cio ac­tual del OIJ y la lla­ma­da plaza de la Jus­ti­cia.

En mar­zo de 1944, al fi­na­li­zar el pe­río­do del pri­mer rec­tor ofi­cial de la Uni­ver­si­dad, Ale­jan­dro Al­va­ra­do Qui­rós, la fuen­te que­da ins­ta­la­da fren­te al edi­fi­cio prin­ci­pal.

En 1953 se cons­tru­yó el pri­mer edi­fi­cio de lo que se­ría la Ciu­dad Uni­ver­si­ta­ria, en San Pe­dro de Mon­tes de Oca: el de la Fa­cul­tad de In­ge­nie­ría. A par­tir de ese año y has­ta 1957, las di­fe­ren­tes uni­da­des aca­dé­mi­cas cons­tru­ye­ron edi­fi­cios en el nue­vo cam­pus, por lo que en 1958, ya ca­si to­das las edi­fi­ca­cio­nes an­ti­guas es­ta­ban va­cías.

En abril de ese año, Ro­dri­go Facio Bre­nes le so­li­ci­tó al presidente mu­ni­ci­pal, Jai­me Tor­mo (en car­ta fe­cha­da, 14 de ma­yo de 1958), el per­mi­so pa­ra tras­la­dar la fuen­te al nue­vo cam­pus y pro­te­ger­la. “Me re­fie­ro a la fuen­te que por mu­chos años es­tu­vo en el cen­tro del Par­que Cen­tral, y que, a solicitud de la Uni­ver­si­dad, en mo­men­tos en que es­ta se res­ta­ble­cía, fue ubi­ca­da en­fren­te de lo que en­ton­ces era su edi­fi­cio cen­tral”, fi­na­li­za el do­cu­men­to. La solicitud fue apro­ba­da por el mu­ni­ci­pio, aun­que la fuen­te no se mo­vió.

Fue en noviembre de 1966 cuan­do se eli­mi­na y traslada su úl­ti­mo ves­ti­gio (la pi­la de hie­rro), pues al­gu­nas par­tes (in­clu­yen­do el cis­ne) se fue­ron ca­yen­do, a cau- sa del de­te­rio­ro. Des­man­te­la­da e in­com­ple­ta pa­só a San Pe­dro de Mon­tes de Oca, a un pre­dio con­ti­guo a los ta­lle­res de car­pin­te­ría y trans­por­tes (al oes­te de la Rec­to­ría ac­tual).

En 1969, cuan­do era rec­tor Car­los Mon­ge Alfaro, Jor­ge Mario Del­ga­do Ma­dri­gal, se­cre­ta­rio de la Fa­cul­tad de Agro­no­mía, la en­con­tró aban­do­na­da en aquel si­tio y su­po que el res­to de par­tes es­ta­ban en un plan­tel del Mi­nis­te­rio de Obras Pú­bli­cas y Trans­por­tes (MOPT), por lo que su­gi­rió re­unir los pe­da­zos, re­pa­rar­la e ins­ta­lar­la en uno de los jar­di­nes internos del nue­vo edi­fi­cio de Agro­no­mía, cu­ya cons­truc­ción ape­nas co­men­za­ba. Con el au­xi­lio del di­rec­tor ad­mi­nis­tra­ti­vo, Car­los Caa­ma­ño Re­yes, se hi­zo la solicitud ante el Con­se­jo Uni­ver­si­ta­rio, que dio su vis­to bueno.

Del­ga­do y un gru­po de alum­nos res­ca­ta­ron la fuen­te y, con el apo­yo del in­ge­nie­ro Jor­ge Nan­ne Mi­chaud, je­fe de par­ques de la Mu­ni­ci­pa­li­dad de San Jo­sé, trabajaron en la re­cu­pe­ra­ción de la obra. En los ta­lle­res de la Mu­ni­ci­pa­li­dad, Nan­ne res­tau­ró la fi­gu­ra del cis­ne, cu­yas alas es­ta­ban que­bra­das. Se ha­bían per­di­do va­rias pie­zas pe­que­ñas, tan­to del pla­to co­mo del fus­te, así que la Fun­di­ción Chi­rino, ubi­ca­da en el Pa­so de la Va­ca, las mo­de­ló y fun­dió, sin cos­to al­guno pa­ra la Uni­ver­si­dad.

En la Fa­cul­tad de Agro­no­mía

El edi­fi­cio nue­vo de la Fa­cul­tad de Agro­no­mía se inau­gu­ró en 1972 y la fuen­te fue co­lo­ca­da en su pa­tio in­terno a ini­cios de 1973.

En la dé­ca­da de 1980 se pre­sen­tó ante el Con­se­jo Uni­ver­si­ta­rio un pro­gra­ma de desa­rro­llo ur­ba­nís­ti­co de los al­re­de­do­res de la Uni­ver­si­dad. En fe­bre­ro de 1987, se acor­dó em­pe­zar la pri­me­ra eta­pa del pro­yec­to lla­ma­do Dis­tri­to Uni­ver­si­ta­rio, el cual, des­de el ini­cio, con­tem­pla­ba co­lo­car la fuen­te en una plaza fren­te a la Biblioteca Car­los Mon­ge Alfaro. Los pri­me­ros en opo­ner­se al tras­la­do fue­ron los es­tu­dian­tes de Agro­no­mía, pe­ro el rec­tor, Fernando Du­rán Aya­ne­gui in­ter­vino y lo­gró un acuer­do que sa­tis­fi­zo a las par­tes.

En 1991 se dio ini­cio a la cons­truc­ción de la plaza, a car­go de la em­pre­sa Cons­trial S.A. El con­tra­to con­tem­pla­ba la res­tau­ra­ción y co­lo­ca­ción de la fuen­te, ade­más de una lo­za de ce­men­to y es­ca­li­na­ta de ac­ce­so. La em­pre­sa sub­con­tra­tó al es­cul­tor Max Ulloa Ro­yo, con el fin de ha­cer la res­tau­ra­ción. La fuen­te te­nía mu­chas pie­zas da­ña­das, por lo que fue ne­ce­sa­rio mo­de­lar­las y fun­dir­las; el tra­ba­jo de are­na­do (lim­pie­za abra­si­va) se hi­zo en la em­pre­sa Wes­to­ma­tic, en Ocho­mo­go y el mo­de­la­do y fun­di­ción, en el ta­ller In­dus­trial Vi­lla­nea, en San Se­bas­tián.

El jue­ves 27 de fe­bre­ro de 1992 se inau­gu­ró la plaza San­to To­más con la fuen­te co­mo pro­ta­go­nis­ta.

A lo lar­go de es­tos 150 años, mu­chas en­ti­da­des pú­bli­cas han que­ri­do con­tar en­tre sus ac­ti­vos con la desea­da fuen­te. Ci­te­mos dos ejem­plos. En ju­nio de 1970, el Ser­vi­cio Na­cio­nal de Acue­duc­tos y Al­can­ta­ri­lla­dos so­li­ci­tó la do­na­ción de la fuen­te, pues ese año, se inau­gu­ra­ría el pro­yec­to de Puen­te de Mulas y se desea­ba po­ner­la en un si­tio apro­pia­do, co­mo re­cuer­do de un si­glo de es­fuer­zos por do­tar de agua po­ta­ble a la po­bla­ción. Ade­más, la Mu­ni­ci­pa­li­dad de San Jo­sé, en fe­bre­ro de 1973, pre­ten­dió ob­te­ner la fuen­te pa­ra usar­la co­mo sím­bo­lo del ses­qui­cen­te­na­rio de la de­cla­ra­ción de San Jo­sé co­mo ca­pi­tal de la Re­pú­bli­ca y co­lo­car­la fren­te a la es­qui­na no­res­te de la Sa­ba­na –ac­tual­men­te, la Agen­cia Dat­sun–. Co­mo es ob­vio, am­bas so­li­ci­tu­des fue­ron de­ne­ga­das por el Con­se­jo Uni­ver­si­ta­rio.

En el 1987, du­ran­te la ad­mi­nis­tra­ción del Ós­car Arias Sán­chez y con Car­los Fran­cis­co Echeverría co­mo mi­nis­tro de Cul­tu­ra, la fuen­te fue de­cla­ra­da co­mo Pa­tri­mo­nio His­tó­ri­co y Ar­qui­tec­tó­ni­co de Cos­ta Ri­ca.

EL AU­TOR ES FI­LÓ­LO­GO, EN­SA­YIS­TA E IN­VES­TI­GA­DOR.

FO­TO DE AU­TOR DES­CO­NO­CI­DO, SIN FE­CHA DE­TER­MI­NA­DA (EN­TRE 1944 Y 1959).

La obra en las an­ti­guas ins­ta­la­cio­nes de la UCR en ba­rrio Gon­zá­lez Lah­mann.

LUIS FERNANDO CAM­POS PA­RA LN.

Una ima­gen del 2015 de la fuen­te en la plaza San­to To­más de la UCR, en el cam­pus Ro­dri­go Facio.

MA­NUEL GÓMEZ MIRALLES PU­BLI­CA­DA EN EL ÁL­BUM 'LA CIU­DAD DE SAN JO­SÉ 1871-1921' (1972).

El par­que Cen­tral y la fuen­te con­vo­ca­ban di­fe­ren­tes cla­ses so­cia­les. Fo­to­gra­fía de 1915.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.