Re­cuer­de: La muer­te no es el fi­nal

La se­gun­da par­te de la ter­ce­ra tem­po­ra­da de Fear the Wal­king Dead mos­tra­rá que com­par­tir y tra­ba­jar en equi­po es clave pa­ra man­te­ner­se con vi­da en el prin­ci­pio del fin, aun­que no a to­dos les gus­te.

La Nacion (Costa Rica) - Teleguia - - TELEGUÍA RECOMIENDA - Jes­si­ca Ro­jas Ch. jes­si­ca.ro­jas@nacion.com

To­do apun­ta a que el apo­ca­lip­sis zom­bie aca­ba­rá con la hu­ma­ni­dad, pe­ro Fear the Wal­king Dead nos re­cuer­da que la muer­te no es el fi­nal.

La se­gun­da par­te de la ter­ce­ra tem­po­ra­da de la se­rie de AMC nos pre­sen­ta a sus pro­ta­go­nis­tas cuan­do com­pren­den que, a pe­sar de ir y ve­nir en bus­ca de un lu­gar se­gu­ro, la úni­ca ma­ne­ra de sa­lir avan­te es de­jar las di­fe­ren­cias a un la­do y for­mar alian­zas entre los gru­pos de los vi­vos pa­ra afron­tar una amenaza en co­mún: los muer­tos vi­vien­tes. Adap­tar­se, com­par­tir y tra­ba­jar en equi­po es la clave, no hay mar­cha atrás; sin em­bar­go, no a to­dos les gus­ta. Man­te­ner a se­res que­ri­dos con vi­da, sea cual sea el pre­cio que ha­ya que pa­gar, es la me­ta. Mu­chos han que­da­do en el ca­mino y otros han bus­ca­do la con­ve­nien­cia per­so­nal; tal vez el fin jus­ti­fi­ca los me­dios. Res­guar­da­dos den­tron del Bro­ke Jaw Ranch, Ma­di­son (Kim Dic­kens) y su fa­mi­lia vi­ven un au­men­to en las ten­sio­nes dia­rias al acep­tar que la mi­li­cia va des­apa­re­cien­do, que los re­cur­sos vi­ta­les co­mo el agua y la co­mi­da tam­bién, ade­más de que hay una hor­da de zom­bies en los lí­mi­tes del ran­cho es­pe­ran­do por sa­ciar su ham­bre.

Ma­di­son ha­rá to­do lo po­si­ble por man­te­ner con vi­da a sus hi­jos Nick (Frank Di­lla­ne) y Ali­cia (Aly­cia Deb­nam-Ca­rey). Ella se ha con­ver­ti­do en una mu­jer du­ra, cal­cu­la­do­ra, en una lí­der. En es­ta opor­tu­ni­dad ten­drá que to­mar de­ci­sio­nes y pro­mo­ver una tre­gua entre la fa­mi­lia Ot­to con el clan de Na­tion pa­ra di­vi­dir ali­men­tos, ar­mas y ex­pe­rien­cias entre to­dos.

Es­to so­lo sig­ni­fi­ca­rá que los pro­ble­mas entre ca­da gru­po es­tén a la or­den del día. Los lí­de­res no per­mi­ti­rán que las per­so­nas a su car­go su­fran por los de­más, mu­cho me­nos que arries­guen sus vi­das por sal­var las de otros.

La his­to­ria se desa­rro­lla­rá en di­fe­ren­tes es­ce­na­rios, siem­pre man­te­nien­do li­ga­du­ras entre los pro­ta­go­nis­tas. Así las cosas, ve­re­mos a Strand (Col­man Do­min­go) dis­mi­nui­do, to­can­do fon­do en su vi­da, pe­ro con la con­sig­na de re­na­cer. Él bus­ca un alia­do pa­ra ha-

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.