La per­se­cu­ción de los mu­tan­tes

Dos pa­dres des­cu­bren que sus dos hi­jos tie­nen po­de­res en una so­cie­dad que odia a los mu­tan­tes. La vi­da de es­ta fa­mi­lia cam­bia­rá dra­má­ti­ca­men­te.

La Nacion (Costa Rica) - Teleguia - - TELEGUÍA RECOMIENDA - An­drés Díaz P. andres.diaz@na­cion.com

‘The Gif­ted’ con­ti­núa con la apues­ta de in­ver­tir en se­ries pro­ta­go­ni­za­das por hé­roes de Mar­vel, eso sí, se desa­rro­lla en un uni­ver­so dis­tin­to a Le­gion, otra se­rie de Fox.

El pe­ca­do de na­cer mu­tan­te se cas­ti­ga con per­se­cu­ción, dis­cri­mi­na­ción y mu­cha vio­len­cia. Es­te es el pan de to­dos los días pa­ra un gru­po de hu­ma­nos con ha­bi­li­da­des es­pe­cia­les; sin em­bar­go, ellos pre­pa­ran una con­tra­ofen­si­va pa­ra de­rro­car a la re­pre­sión. Se apro­xi­ma una gue­rra ci­vil y una fa­mi­lia de los su­bur­bios en pleno hu­ra­cán.

Es­ta es la pre­mi­sa de The Gif­ted, nue­va se­rie que se desa­rro­lla ba­jo las re­glas del uni­ver­so Mar­vel, el cual se ha ca­rac­te­ri­za­do a lo lar­go de los años por con­tar his­to­rias de se­res ex­tra­or­di­na­rios que son per­se­gui­dos so­lo por ser di­fe­ren­tes. Sin du­da, le sa­ca ki­lo­me­tra­je al po­pu­lar mun­do de los X-Men.

Es­ta historia tam­bién la he­mos vis­to en otras se­ries co­mo He­roes y Los 4400 ; sin em­bar­go, es­te nue­vo pro­yec­to pre­sen­ta­do por la ca­de­na Fox qui­zá pue­da agre­gar al­go nue­vo a la me­sa.

El fo­co se po­sa­rá so­bre los Struc­ker, fa­mi­lia nor­mal de los su­bur­bios es­ta­dou­ni­den­ses, quie­nes ten­drán que em­pa­car to­do y huir.

Los pro­ta­go­nis­tas. La historia nos pre­sen­ta a los her­ma­nos Lau­ren y Andy, dos ado­les­cen­tes nor­ma­les y co­rrien­tes que des­cu­bren, por obra de la ca­sua­li­dad, que tie­nen su­per­po­de­res.

Pa­ra­dó­ji­ca­men­te, el pa­triar­ca de la fa­mi­lia – Reed– tie­ne el pues­to co­mo fis­cal asig­na­do a “crí­me­nes” co­me­ti­dos por los mu­tan­tes. Él ten­drá que de­jar su pa­sa­do por el bien de sus hi­jos.

La ma­dre, Caitlin, es una en­fer­me­ra es­pe­cia­li­za­da en me­di­ci­na pa­ra los mu­tan­tes.

Pa­ra des­gra­cia de es­ta fa­mi­lia, la so­cie­dad en la que se desa­rro­lla la tra­ma se ca­rac­te­ri­za por dis­cri­mi­nar y per­se­guir a los hu­ma­nos con ha­bi­li­da­des es­pe­cia­les. In­clu­so, hay le­yes que aprue­ban la vio­len­cia en su contra. Fu­gi­ti­vos. Co­mo es de es­pe­rar, la fa- mi­lia ter­mi­na en la mi­ra de una agen­cia fe­de­ral, Sen­ti­nel Ser­vi­ces, que es li­de­ra­da por Ja­ce Tur­ner, agen­te sin es­crú­pu­los in­ter­pre­ta­do por el ac­tor Coby Bell.

Pa­ra es­ca­par de es­te equi­po de po­li­cías, los Struc­ker de­be­rán re­cu­rrir a una or­ga­ni­za­ción clan­des­ti­na cu­ya mi­sión es mo­vi­li­zar a los mu­tan­tes ha­cia di­fe­ren­tes paí­ses. Es­te con­jun­to es si­mi­lar al gru­po del Fe­rro­ca­rril sub­te­rrá­neo, que mo­vi­li­za­ba a es­cla­vos ne­gros,

du­ran­te la épo­ca de la gue­rra ci­vil en Es­ta­dos Uni­dos.

Con lo vis­to en los ade­lan­tos pre­sen­ta­dos por Fox, se pue­de asu­mir que el pe­que­ño Andy des­pier­ta sus po­de­res por la pro­vo­ca­ción de los ma­to­nes de la es­cue­la. El don del pe­que­ño se ase­me­ja a las ha­bi­li­da­des psí­qui­cas del pro­fe­sor Xavier – ca­be­ci­lla de los mu­tan­tes en los pri­me­ros ca­pí­tu­los de los X-Men–; al per­der el con­trol, se ge­ne­ra una enor­me ex­plo­sión en el re­cin­to edu­ca­ti­vo.

Su her­ma­na, quien do­mi­na un po­co más sus ha­bi­li­da­des pa­ra con­tro­lar los ele­men­tos, lo­gra sal­var el día. Eso sí, es­te in­ci­den­te en­cien­de to­das las alar­mas de los Sen­ti­nel Ser­vi­ces. Di­cho equi­po, que tam­bién apa­re­ció en la pe­lí­cu­la X-Men: Días del fu­tu­ro pa­sa­do , es el bra­zo del go­bierno pa­ra opri­mir a los grá­fi­ca. Pos­te­rior­men­te, La her­man­dad fue re­to­ma­da por otros mu­tan­tes co­mo Mys­ti­que, Mes­me­ro y Xorn. Qui­zá la se­rie ten­ga es­pa­cio pa­ra es­tos sos­pe­cho­sos usua­les de la lon­ge­va fran­qui­cia de Mar­vel; por el momento, ten­dre­mos que es­pe­rar.

Pro­duc­ción.

La ca­de­na de te­le­vi­sión Fox vol­ve­rá a ex­plo­tar la mi­na de oro de los hé­roes de la ca­sa de no­ve­las grá­fi­cas de Mar­vel. mu­tan­tes.

Por el momento, es­ta or­ga­ni­za­ción re­pre­si­va es el prin­ci­pal an­ta­go­nis­ta de la se­rie.

Por otro la­do, los in­te­gran­tes de la re­sis­ten­cia Mu­tant Un­der­ground se pre­sen­tan co­mo la úni­ca es­pe­ran­za de los Struc­ker. Es­te gru­po es­tá li­de­ra­do por Thun­der­bird, quien cuenta con una ca­pa­ci­dad atlé­ti­ca ex­tra­or­di­na­ria, así co­mo co­mo una fuer­za de vo­lun­tad de­ter­mi­nan­te.

Con ellos tam­bién es­tá Eclip­se, quien pue­de ma­ni­pu­lar los fo­to­nes; Blink, quien se pue­de te­le­trans­por­tar a gran ve­lo­ci­dad, y Po­la­ris, quien cuenta con la ha­bi­li­dad de ma­ni­pu­lar los me­ta­les, si­mi­lar a Mag­ne­to, uno de los los an­ta­go­nis­tas más re­co­no­ci­dos de la fran­qui­cia. Du­ran­te el ade­lan­to se men­cio­na una her­man­dad de mu­tan­tes, la cual po­dría re­fe­rir­se al po­de­ro­so gru­po que for­mó Mag­ne­to en las pri­me­ras en­tre­gas de la no­ve­la

Fox.

La fa­mi­lia Struc­ker es­tá com­pues­ta por Lau­ren, Andy, Caitlin y Reed; ellos ha­rán to­do lo po­si­ble pa­ra huir de los po­li­cías del go­bierno.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.