Cri­sis pega brin­cos

NI­CO­LÁS MA­DU­RO APRUE­BA “PLAN CO­NE­JO” EN LUCHA CON­TRA EL HAM­BRE

La Teja - - Nacionales - AFP Ca­ra­cas Co­mer car­ne Tie­ne en­car­ga­do. A cam­biar el chip.

resulta un enor­me lu­jo para la ma­yor par­te de los ve­ne­zo­la­nos por la cri­sis eco­nó­mi­ca que vi­ve el país, pe­ro el go­bierno cree te­ner la so­lu­ción con el “plan co­ne­jo”, una ini­cia­ti­va para in­cen­ti­var la cría ycon­su­mo dee­sos ani­ma­les.

“Para la pro­teí­na ani­mal , que es un­te­ma tan im­por­tan­te, se apro­bó ini­ciar un ‘plan co­ne­jo’, por­que los co­ne­jos ade­más se re­pro­du­cen como co­ne­jos”, bro­meó Ma­du­ro la no­che del martes en una ca­de­na de ra­dio y te­le­vi­sión.

El man­da­ta­rio di­jo que el plan ha­ce par­te de la ofen­si­va con­tra la “gue­rra eco­nó­mi­ca” –como se re­fie­re a la cri­sis– y se lo en­car­gó a Freddy Ber­nal, je­fe de un pro­gra­ma de ven­ta de ali­men­tos sub­si­dia­dos en sec­to­res po­pu­la­res.

Ber­nal en­tre­gó re­cien­te­men­te un pri­mer lo­te de crías en ba­rrios po­bres, pe­ro se­gún di­jo tu­vo un re­vés: la gen­te se en­ca­ri­ñó con los ma­mí­fe­ros y “los aga­rró como mas­co­tas”.

“Hay un pro­ble­ma cul­tu­ral, pues nos han en­se­ña­do que el co­ne­jo es bien bo­ni­to, pe­ro vién­do­lo desde el pun­to de vis­ta de la gue­rra (eco­nó­mi­ca) una co­ne­ja pa­re y en dos meses te­ne­mos un co­ne­jo de dos ki­los y me­dio”, se­ña­ló du­ran­te la alo­cu­ción de Ma­du­ro.

Por ello, pro­pu­so una cam­pa­ña “para que se en­tien­da que el co­ne­jo no es una mas­co­ta, sino dos ki­los y me­dio de car­ne con al­ta pro­teí­na y sin co­les­te­rol pues­ta en la me­sa de los ve­ne­zo­la­nos”.

Ber­nal co­men­tó que “mu­cha gen­te les pu­so nom­bres a los co­ne­jos, se los lle­vó a dor­mir a la ca­ma”, por lo que re­ver­tir ese pa­trón de con­duc­ta “es par­te de la ba­ta­lla para ga­nar la gue­rra eco­nó­mi­ca”.

El go­bierno so­cia­lis­ta tam­bién in­si­nuó a la cría de ca­bras para re­em­pla­zar el con­su­mo de car­ne va­cu­na.

La tre­men­dain­fla­ción que afec­ta al país –que se­gún el FMI es­ca­la­rá a 720% es­te año– ha lle­va­do a que un ve­ne­zo­lano con sa­la­rio mí­ni­mo ten­ga que des­ti­nar 10% de su in­gre­so para com­prar un ki­lo de car­ne.

A ello se su­ma la es­ca­sez de va­rios ali­men­tos.

El “plan co­ne­jo” desató la ira de opo­si­to­res como Hen­ri­que Ca­pri­les, quien lo ca­li­fi­có como un “mal chis­te”.

“¿Es una ma­ma­de­ra de ga­llo? (bro­ma) ¿Us­te­des creen que los ve­ne­zo­la­nos so­mos es­tú­pi­dos?”, di­jo Ca­pri­les, al de­nun­ciar el fra­ca­so de otras ini­cia­ti­vas del go­bierno como los ga­lli­ne­ros ver­ti­ca­les y la agri­cul­tu­ra ur­ba­na.

Ni­co­lás Ma­du­ro no acep­ta que la cri­sis se de­be a las ma­las de­ci­sio­nes de su Go­bierno.

LA NA­CION, AR­GEN­TI­NA/GDA

Al­gu­na gen­te se en­ca­ri­ña y no se los co­me.

ECUAVISA

Para Ma­du­ro la cri­sis se de­be a otros, no a sus de­ci­sio­nes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.