Ma­te­ria­les Ure

Es­te ne­go­cio fa­mi­liar es el chi­nea­do de sus due­ños, Ar­man­do Salazar y Sind­sey Ji­mé­nez, quie­nes de­ci­die­ron “ti­rar­se al agua” y con­ver­tir­se en em­pre­sa­rios, al com­prar un ne­go­cio ubi­ca­do en el cen­tro de la Guá­ci­ma.

TyT - - Contenido -

La Guá­ci­ma, Ala­jue­la.- Ar­man­do Salazar y su es­po­sa, Sind­sey Ji­mé­nez, tie­nen am­plio co­no­ci­mien­to en el área ferretera y de la cons­truc­ción, am­bos han tra­ba­ja­do en es­te sec­tor por mu­chos años; pe­ro des­de el 1° de ma­yo de­ci­die­ron dar el pa­so ha­cia su pro­pio ne­go­cio: Ma­te­ria­les Ure, ubi­ca­do en La Guá­ci­ma de Ala­jue­la.

Es­ta fe­rre­te­ría per­te­ne­cía a otra per­so­na, sin em­bar­go, Salazar ase­gu­ra que gra­cias a una opor­tu­ni­dad que se pre­sen­tó con el an­ti­guo due­ño, lo ad­qui­rie­ron “lla­ve en mano”.

“Me lla­mó a fi­na­les del año pa­sa­do, ha­bla­mos co­mo por tres me­ses, has­ta que nos pu­si­mos de acuer­do y gra­cias al im­pul­so de Sind­sey lo hi­ci­mos, por­que yo era un po­qui­to más re­ser­va­do o mie­do­so de “echar­me al agua”, pe­ro con el apo­yo de mi es­po­sa, de­ci­di­mos com­prar”, re­cuer­da.

Los nue­vos pro­pie­ta­rios desean dar­le con­ti­nui­dad al ne­go­cio y por eso van a se­guir uti­li­zan­do el mis­mo nom­bre y man­tu­vie­ron el per­so­nal que te­nía an­te­rior­men­te la fe­rre­te­ría. Eso les ha re­sul­ta­do be­ne­fi­cio­so, por­que son per­so­nas de la zo­na y con mu­cho co­no­ci­mien­to.

Ar­man­do afir­ma que en es­tos me­ses les ha ido muy bien y que in­clu­so, el ne­go­cio ha so­bre­pa­sa­do sus ex­pec­ta­ti­vas. “Los pro­vee­do­res nos han apo­ya­do en un 100% y los clien­tes tam­bién. He­mos he­cho co­sas bá­si­cas, co­mo au­men­tar el sur­ti­do de la fe­rre­te­ría, por­que ha­bía mu­cho fal­tan­te y he­mos me­ti­do com­ple­men­tos de pro­duc­to”.

Cam­bios

Es­cu­char a los clien­tes ha si­do im­por­tan­te pa­ra es­tos fe­rre­te­ros, pues gra­cias a eso han in­tro­du­ci­do lí­neas que eran im­por­tan­tes pa­ra ellos, por ejem­plo, aho­ra ven­den mesas ple­ga­bles y aba­ni­cos de pie.

“Es­tar el día a día en la fe­rre­te­ría ha he­cho que las ven­tas ten­gan un cre­ci­mien­to bas­tan­te im­por­tan­te en el tri­mes­tre que te­ne­mos tra­ba­jan­do. A pe­sar de que al­gu­nas fe­rre­te­rías se que­jan de que la si­tua­ción es­tá di­fí­cil, a no­so­tros en lo per­so­nal nos ha ido bien, ob­via­men­te por los pe­que­ños cam­bios que he­mos he­cho en el cor­to pla­zo, com­bi­na­do con la ex­pe­rien­cia y el co­no­ci­mien­to que te­ne­mos”, ex­pli­ca Salazar.

Al­go que se de­be re­sal­tar, es que el si­tio don­de se ubi­ca Ma­te­ria­les Ure, tie­ne 20 años de

per­te­ne­cer a dis­tin­tas fe­rre­te­rías, por lo que ya es un pun­to con­so­li­da­do.

Ade­más, aho­ra abren me­dio­día los do­min­gos, y es­to les ha traí­do be­ne­fi­cios. Ar­man­do re­cuer­da que el do­min­go que abrie­ron por pri­me­ra vez, re­ci­bie­ron la vi­si­ta de 60 clien­tes, y eso “sin ha­cer mu­cho rui­do”.

¡Es­tra­te­gias!

Es­tos em­pre­sa­rios tie­nen di­fe­ren­tes es­tra­te­gias co­mer­cia­les, en­tre ellas, el ser­vi­cio al clien­te per­so­na­li­za­do, el tra­to que se les da, el se­gui­mien­to –cons­tan­te­men­te los vi­si­tan-, la ra­pi­dez, el or­den y el sur­ti­do de la fe­rre­te­ría son cla­ves.

Otro as­pec­to im­por­tan­te es el par­queo. En su ca­so, tie­nen al fren­te una ca­lle­ci­ta, que es una ser­vi­dum­bre, y la uti­li­zan pa­ra eso. Tam­bién es­tán em­pe­zan­do a uti­li­zar re­des so­cia­les, rea­li­zan fe­rias, ri­fas, pro­mo­cio­nes y tra­ba­jan en rea­li­zar un plan de mer­ca­deo bien es­truc­tu­ra­do pa­ra el 2019.

Asi­mis­mo, les be­ne­fi­cia su re­la­ción co­mer­cial con la fran­qui­cia Di­sen­sa. Los apo­yan a ni­vel de bran­ding –mar­ca-, en el área de mer­ca­deo, con pre­cios com­pe­ti­ti­vos, van a em­pe­zar a usar un soft­wa­re nue­vo, tie­nen fuen­tes de fi­nan­cia­mien­to por me­dio de es­ta fran­qui­cia y pró­xi­ma­men­te los clien­tes van a po­der tra­mi­tar bo­nos de vi­vien­da en Ure. Fi­nal­men­te, Salazar ase­gu­ra que el éxi­to de una fe­rre­te­ría es sa­ber mar­car bien los pre­cios y sa­ber com­prar; es im­pres­cin­di­ble co­no­cer a qué se le pue­de “me­ter” un po­qui­to más del mar­gen y a qué pro­duc­tos no se les ga­na tan­to. “¡Co­no­cer el mer­ca­do, esa es la cla­ve del éxi­to!”

Par­te del éxi­to de Ma­te­ria­les Ure es ser co­no­ci­do en el pue­blo co­mo “la fe­rre­te­ría del cen­tro” e in­clu­so es un ne­go­cio que se uti­li­za co­mo pun­to de re­fe­ren­cia a ni­vel de di­rec­cio­nes.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.