Un lu­gar donde la ca­li­dad se mi­de con ho­jas

Vivir y Comer - - Cita -

Des­de que co­men­zó a ope­rar, Tree House Lod­ge se ha ca­rac­te­ri­za­do por sus prác­ti­cas sos­te­ni­bles con el me­dio am­bien­te, pe­ro no co­mo una mo­da de con­cien­cia eco­lo­gis­ta, sino por con­vic­ción de su pro­pie­ta­rio.

Ta­les prác­ti­cas lo han lle­va­do a ser acree­dor de las cin­co ho­jas de la Cer­ti­fi­ca­ción pa­ra la Sos­te­ni­bi­li­dad Tu­rís­ti­ca (CST), emi­ti­da por el Ins­ti­tu­to Cos­ta­rri­cen­se de Tu­ris­mo (ICT).

Es­ta ca­li­fi­ca­ción es la má­xi­ma que emi­te el ICT a los ho­te­les que se ca­rac­te­ri­zan por ser 100% sos­te­ni­bles con el me­dio am­bien­te y con la co­mu­ni­dad en la que se lo­ca­li­zan.

“No es que de­ci­di­mos ser eco­ló­gi­cos por­que en­con­tra­mos un ni­cho en el mer­ca­do. Hi­ce es­to por­que creo en ello y por­que sien­to que es­ta es la for­ma co­rrec­ta de ha­cer las co­sas”, di­ce Ed­sart Be­sier.

Las ac­cio­nes a fa­vor del am­bien­te se re­fle­jan no so­lo en las ca­sas, que se cons­tru­ye­ron de for­ma que se ge­ne­ra­ra el me­nor im­pac­to en la na­tu­ra­le­za, si no tam­bién en pe­que­ños de­ta­lles. Por ejem­plo, el agua que abas­te­ce las vi­vien­das es de po­zo y las du­chas la ca­lien­tan me­dian­te el uso de pa­ne­les so­la­res.

To­das las vi­vien­das cuen­tan con eco­ti­nas donde los tu­ris­tas se pue­den dar ba­ños de agua ca­lien­te al ai­re li­bre. Son lla­ma­das así por­que el lí­qui­do es ca­len­ta­do con fue­go y ma­de­ra que ha sido desecha­da.

Ade­más, se ins­ta a los hués­pe­des a aho­rrar elec­tri­ci­dad y a re­ci­clar. Los desechos que se ge­ne­ran me­dian­te la ac­ti­vi­dad tu­rís­ti­ca son uti­li­za­dos pa­ra ha­cer com­post con el que se abo­na el jar­dín bo­tá­ni­co que Ed­sart ha cul­ti­va­do con se­mi­llas traí­das de aquí y de allá.

La co­mu­ni­dad es otro eje del plan sos­te­ni­ble. Ca­da día en el lu­gar se im­par­ten cla­ses de yo­ga, pi­la­tes y otras dis­ci­pli­nas a las que tie­nen ac­ce­so tan­to hués­pe­des co­mo ha­bi­tan­tes de la zo­na.

Tam­bién se organizan ta­lle­res de tea­tro y pin­tu­ra y se ins­ta a los ni­ños de las es­cue­las cer­ca­nas, me­dian­te vi­si­tas al lu­gar, a pre­ser­var la flo­ra y fau­na del Ca­ri­be.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.