San­tua­rio de igua­nas

Vivir y Comer - - Cita -

El amor por las igua­nas y la ne­ce­si­dad de pre­ser­var una es­pe­cie que es­tá ex­pues­ta a las ame­na­zas hu­ma­nas lle­vó al pro­pie­ta­rio de Tree House Lod­ge a crear la fun­da­ción Igua­na Ver­de.

Se tra­ta de un lu­gar acon­di­cio­na­do pa­ra que estas es­pe­cies vi­van le­jos de la mano de ha­bi­tan­tes lo­ca­les que las cazan pa­ra co­mer­las y pa­ra realizar otras prác­ti­cas de­ri­va­das de creen­cias po­pu­la­res.

Igua­na Ver­de se encuentra den­tro de la fin­ca donde es­tán las ca­sas del árbol y da hogar a unas 40 igua­nas. Estas pue­den ser avis­ta­das de le­jos por los tu­ris­tas, ya que se en­cuen­tran en un te­rreno cer­ca­do pa­ra evi­tar que sean sus­traí­das.

“La im­por­tan­cia del pro­yec­to ra­di­ca en que un día se pue­dan lle­gar a li­be­rar a las igua­nas sin el te­mor de que sean sa­cri­fi­ca­das. En en­se­ñar a los ni­ños que es una es­pe­cie en pe­li­gro de ex­tin­ción. Si se ve tam­bién des­de el la­do tu­rís­ti­co, las igua­nas son una mar­ca del país, y lo tu­ris­tas vienen pre­gun­tan­do por ellas. Si des­apa­re­cen, eso tam­bién afec­ta al tu­ris­mo”, ad­mi­te Ed­sart Be­sier.

donde to­do co­men­zó. Fa­cha­da de Tree House, la pri­me­ra que se cons­tru­yó en el lu­gar.

Las ac­cio­nes a fa­vor del am­bien­te se re­fle­jan has­ta en los pe­que­ños de­ta­lles. Por ejem­plo, el agua que abas­te­ce las vi­vien­das es de po­zo y las du­chas la ca­lien­tan me­dian­te el uso de pa­ne­les so­la­res.

en lo al­to. La ma­yo­ría de ca­sas tie­nen ha­bi­ta­cio­nes en el se­gun­do ni­vel con vis­tas a los jar­di­nes y a la pla­ya.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Costa Rica

© PressReader. All rights reserved.