UN MU­RAL DE TO­DOS

A MU­RAL OF ALL

Arte por Excelencias - - Chile - EDU­AR­DO ÁVI­LA

La ima­gen de la in­te­gra­ci­ón la­ti­no­a­me­ri­ca­na ti­e­ne una de sus mayo­res re­pre­sen­ta­ci­o­nes en el im­pre­si­o­nan­te mu­ral que en­cu­en­tra cu­al­qui­er vi­a­je­ro a su paso por la her­mo­sa ciu­dad de Con­cep­ci­ón, en Chi­le. Ur­gi­do de com­par­tir la ima­gen que se pre­sen­tó en la pi­na­co­te­ca de la Uni­ver­si­dad lo­cal, tra­to de ofre­cer la vi­si­ón de un vi­a­je­ro más, que re­cor­ri­en­do el bas­to su­e­lo chi­le­no se de­tu­vo unos mi­nu­tos an­te tan gran­de obra.

El mu­ral Pre­sen­cia de Amé­ri­ca La­ti­na es hoy una ex­pre­si­ón del mo­sai­co cul­tu­ral que so­mos los la­ti­no­a­me­ri­ca­nos. Esa «uni­ón cul­tu­ral, ge­né­ti­ca e his­tó­ri­ca de Amé­ri­ca La­ti­na» nos mu­es­tra el sub­con­ti­nen­te desde la mirada de los pu­e­blos en peren­ne luc­ha y proyec­ci­ón de fu­tu­ro, jamás una his­to­ria pa­sa­da o es­tan­ca­da en un ti­em­po pa­sa­do.

Desde el tra­ba­jo de pro­mo­ci­ón cul­tu­ral de la Ca­sa de Ibe­ro­a­mé­ri­ca en Hol­guín, Cuba, si­em­pre so­me­te­mos a de­ba­te es­as ra­í­ces que nos unen y el in­di­so­lu­ble la­zo que se for­ta­le­ce a pe­sar de las he­ri­das que la em­pre­sa de con­quis­ta hin­có en lo más pro­fun­do de nu­es­tra iden­ti­dad. Muc­has ve­ces, la in­com­pren­si­ón o el do­lor acu­mu­la­do en más de cin­co si­glos re­sul­ta ar­gu­men­to ma­ni­do pa­ra ne­gar el proyec­to cul­tu­ral de la Fiesta de la Cul­tu­ra Ibe­ro­a­me­ri­ca­na.

Esa esen­cia, que se re­su­me en el gi­gan­tes­co mu­ral de la be­lla ciu­dad de Con­cep­ci­ón, es la mis­ma in­vi­ta­ci­ón que ha­ce­mos ca­da oc­tu­bre pa­ra com­pren­der­nos en un de­ve­nir que no se ago­ta desde la ló­gi­ca de una his­to­ria or­to­do­xa y hue­ca que des­co­no­ce la com­pli­ci­dad de los que la asu­mi­mos co­mo pro­pia, vi­va y en peren­ne de­cons­truc­ci­ón.

No fal­ta el mis­ti­cis­mo de una Amé­ri­ca que se de­fi­en­de desde su cul­tu­ra, que ti­e­ne lo re­al ma­ra­vi­llo­so de Car­pen­ti­er en el ros­tro de su gen­te. La he­ren­cia de nu­es­tros pu­e­blos ori­gi­na­ri­os, acen­tu­a­da por el sím­bo­lo ro­jo de Zon­te­moc y con­fun­di­da a ba­se de hier­ro y fuego con la he­ren­cia ne­gra y blan­ca de Afri­ca y Eu­ro­pa, ar­ro­jan­do los nu­e­vos co­lo­res de esa pi­el mes­ti­za de nu­es­tra cos­mo­go­nía.

Fru­to de esa so­li­da­ri­dad que se des­pi­er­ta en los mo­men­tos di­fí­ci­les, se eri­ge es­te in­men­so mu­ral de tres­ci­en­tos me­tros cu­a­dra­dos, ini­ci­a­do en no­vi­em­bre de 1964 y fi­na­li­za­do en abril de 1965. La obra, ob­se­quia­da por el go­bi­er­no me­xi­ca­no tras el gran ter­re­mo­to de Chi­le, fue en­car­ga­da al pin­tor me­xi­ca­no Jor­ge Gonzá­lez Ca­ma­re­na.

Pre­si­di­do por el ver­so de Ne­ru­da «Y no hay be­lle­za co­mo es­ta be­lle­za de Amé­ri­ca ex­ten­di­da en sus cer­ros de pi­e­dra y po­de­río, en sus rí­os atá­vi­cos y eter­nos», el mu­ral re­mi­te, desde la ima­gen des­nu­da que apa­re­ce en el cen­tro has­ta las más am­pli­as des­crip­ci­o­nes que se re­pro­du­cen en to­da su di­men­si­ón, a la ri­que­za de una cul­tu­ra que se ex­pan­de desde el mul­ti­co­lor li­na­je de sus pa­be­llo­nes pa­tri­os.

En Con­cep­ci­ón hay un mu­ral de to­dos, nu­es­tro, de los que ama­mos es­ta ti­er­ra que más que su­e­lo es Patria Gran­de.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Cuba

© PressReader. All rights reserved.