Car­la Fa­xas IS­LA ADEN­TRO

A la moda - - Miranda Referentes - FO­TO­GRA­FÍA: FUENTE EX­TER­NA

AL PRE­GUN­TAR­LE POR SU PRI­ME­RA EX­PE­RIEN­CIA DE VIA­JE, CAR­LA CUEN­TA QUE ES HI­JA DE DOS AVEN­TU­RE­ROS, CRE­CIó VIA­JAN­DO AL­RE­DE­DOR DE LA IS­LA CON SUS PA­DRES, DES­CU­BRIEN­DO LAS BE­LLE­ZAS QUE NOS RO­DEAN. YA DE ADUL­TA, SE HA DE­CI­DI­DO A DO­CU­MEN­TAR TO­DO LO QUE CO­NO­CíA A TRA­VéS DE SUS VIA­JES, CREAN­DO JUN­TO A @ARIELDELMAR, EL PRO­YEC­TO IS­LA ADEN­TRO QUE LA

TRAE HAS­TA NUES­TRAS Pá­GI­NAS.

CUéN­TA­NOS UN PO­CO DE TI, DE TUS ES­TU­DIOS Y TU EX­PE­RIEN­CIA AN­TES DE DE­DI­CAR­TE A LOS VIA­JES.

Es­tu­dié mar­ke­ting en la PUCMM, es de­cir, que soy li­cen­cia­da en Mer­ca­deo. An­tes de de­di­car­me a Is­la Aden­tro, tra­ba­ja­ba en el cen­tro cul­tu­ral de un ban­co de la República Do­mi­ni­ca­na. He he­cho va­rios pro­yec­tos en­fo­ca­dos al ar­te y la fo­to­gra­fía so­cial. Siem­pre he te­ni­do muy cla­ro que no importa dón­de es­té o qué es­té ha­cien­do, mi tra­ba­jo tie­ne que im­pac­tar de ma­ne­ra po­si­ti­va a las per­so­nas, no importa si es un gru­po gran­de o pe­que­ño.

¿QUé TE SIG­NI­FI­Có TU PRI­ME­RA EX­PE­RIEN­CIA DE VIA­JE?

Les cuen­to que soy hi­ja de dos aven­tu­re­ros, cre­cí via­jan­do al­re­de­dor de la is­la con mis pa­dres, acam­pan­do y co­ci­nan­do en la ca­sa de la gen­te de los cam­pos. Re­cuer­do un día a mis pa­dres dis­cu­tien­do por la can­ti­dad de co­mi­da que iban a lle­var a uno de los via­jes a la pla­ya. Mi mamá de­cía: "Car­los, voy a me­ter más co­mi­da en las ne­ve­ri­tas" y la respuesta de mi pa­pá fue ca­si de pe­lí­cu­la:

"Mi amor, no es ne­ce­sa­rio, yo pes­ca­ré nues­tra co­mi­da y la co­cino fres­ca"... La ver­dad que no re­cuer­do mi pri­mer via­je co­mo tal, pe­ro sí que ca­da via­je de ni­ña y adul­ta ha mar­ca­do mi vi­da, y ha he­cho que vea a la gen­te y al mun­do co­mo si fue­ran mi fa­mi­lia, mi ca­sa.

¿Có­MO SE DES­PER­Tó POR COM­PLE­TO TU IN­TE­RéS DE DES­CU­BRIR EL MUN­DO?

Fue en el pri­mer via­je jun­to a mis pa­dres fue­ra del país, a Cos­ta Ri­ca. Te­nía unos

11 o 12 años y te­nía la in­fluen­cia de mis ami­gas de co­le­gio que ha­bían vi­si­ta­do EE.UU en su via­je de com­pras anual. Mi mamá di­jo una ma­ña­na: "Des­pier­ten que nos va­mos de com­pras", yo pen­sé en un

mall gi­gan­te, lleno de tien­das, pues ella nos lle­vó al mer­ca­do de fru­tas y ar­te­sa­nía de San Jo­sé, Cos­ta Ri­ca. No en­ten­día na­da, me pre­gun­ta­ba qué ha­cía­mos ahí. Al pa­sar de los años vien­do fotos, re­cor­dé esa ex­pe­rien­cia y abra­cé a ma­mi, le di las gra­cias por en­se­ñar­me que cuan­do se sa­le del pa­tio, pues se sa­le a co­no­cer las di­fe­ren­tes reali­da­des y si­tua­cio­nes del país que se vi­si­ta, y aun­que lo que es­tá crea­do pa­ra el tu­ris­ta tam­bién lo po­de­mos co­no­cer, te­ne­mos que sa­ber que no es lo úni­co.

Y EN NUES­TRO PAÍS, ¿QUé DES­CU­BRIS­TE?

Fue en el Fuer­te Re­so­lí, Na­ja­yo, Rep. Do­mi­ni­ca­na. Creo que te­nía unos 19 o 20 años y aca­ba­ba de com­prar mi pri­me­ra cá­ma­ra pro­fe­sio­nal. Era un via­je con el fin de prac­ti­car long­board (de­por­te pa­re­ci­do al ska­te­board), pe­ro eso fue lo que me­nos hi­ce. Co­men­cé a co­no­cer e in­te­rac­tuar con la gen­te, a ha­cer fotos y a in­te­grar­me a lo que esa co­mu­ni­dad es­ta­ba ha­cien­do en ese mo­men­to. Ahí co­men­zó to­do, a par­tir de en­ton­ces di­je es­to es lo que quie­ro ha­cer, aquí en el país y el mun­do. Co­no­cer, do­cu­men­tar y en­se­ñar las di­fe­ren­tes reali­da­des.

TU HAS DE­MOS­TRA­DO UN GRAN IN­TE­RéS POR EL TU­RIS­MO Y DES­CU­BRIR LA BE­LLE­ZA DE NUES­TRA IS­LA, ¿Có­MO SE DES­PER­Tó ESE IN­TE­RéS EN TI?

Te­nía mu­chas ga­nas de sa­lir a co­no­cer Su­ra­mé­ri­ca, apren­der so­bre pue­blos ori­gi­na­rios y so­bre la cul­tu­ra en ge­ne­ral. Aho­rré por dos años pa­ra ha­cer eso, y un día ha­blan­do con una bue­na ami­ga so­ció­lo­ga me di cuen­ta que ella, sien­do chi­le­na co­no­cía más de mi cul­tu­ra y tra­di­cio­nes. En ese mo­men­to pen­sé que có­mo iba a po­der aprovechar lo de otros paí­ses, si no ha­bía apren­di­do a amar en to­ta­li­dad el mío. Esa fue una de las ra­zo­nes por las que ini­cia­mos Is­la Aden­tro.

PA­RA AQUE­LLOS QUE BUS­CAN VIA­JAR A LO IN­TERNO DEL PAÍS, ¿QUé RECOMIENDAS?

Que co­mien­cen por nues­tros par­ques na­cio­na­les, los cua­les tie­nen mu­cho que ofre­cer y al mis­mo tiem­po son se­gu­ros, si quie­ren ha­cer cam­ping. Tam­bién pue­den vi­si­tar las ca­sas cer­ti­fi­ca­das de Is­la Aden­tro, las cua­les son ca­sas de lu­ga­re­ños se­gu­ras pa­ra via­je­ros y apor­tar con su vi­si­ta a la eco­no­mía de esas fa­mi­lias. Ac­tual­men­te, te­ne­mos tres en Ba­ní, San Juan y Ba­raho­na.

TUS TIPS PA­RA LO­GRAR FOTOS ES­PEC­TA­CU­LA­RES AL VIA­JAR...

Aprovechar los ama­ne­ce­res y atar­de­ce­res, les ase­gu­ro que ten­drán co­lo­res her­mo­sos en su fotos.

VIA­JAR NO ES CARO CUAN­DO ABRES TU MEN­TE Y TE ADAP­TAS AL LU­GAR.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Dominican Republic

© PressReader. All rights reserved.