Una mi­ra­da a Vi­lla Her­mo­sa

El Tiempo - - OPINIÓN -

Su nom­bre es am­bi­cio­so; qui­zás, fru­to de las as­pi­ra­cio­nes de los co­mu­ni­ta­rios y lí­de­res so­cia­les que en su mo­men­to desea­ban que “Los Mu­los”, lle­va­ra un nom­bre más atrac­ti­vo, y que con ello así fue­ra vis­ta es­ta co­mu­ni­dad a los ojos del Es­ta­do.

Sin em­bar­go, no ha si­do el ca­so. Vi­lla Her­mo­sa, que bien pue­de con­ver­tir­se en un mu­ni­ci­pio her­mo­so, con to­das las con­di­cio­nes so­cia­les que ne­ce­si­tan sus po­bla­do­res pa­ra vi­vir dig­na­men­te, cada día atra­vie­sa por la pe­nu­ria de no con­tar prác­ti­ca­men­te con na­da.

Ape­nas, y eso hay que re­sal­tar­lo, ha si­do vis­ta por el Mi­nis­te­rio de Edu­ca­ción, en don­de el Go­bierno ha cons­trui­do tres es­cue­las, las que han si­do in­clui­das en la Jor­na­da de Tan­ta Ex­ten­di­da, y que su­man 82 au­las de aco­gen a 2,625 es­tu­dian­tes.

Pe­ro, Vi­lla Her­mo­sa, fue­ra más her­mo­sa, si las au­to­ri­da­des de turno co­lo­ca­ran en el Pre­su­pues­to Na­cio­nal de 2019 la cons­truc­ción de un hos­pi­tal mu­ni­ci­pal, de­bi­do a la den­si­dad de su po­bla­ción, la que su­pera los 100 mil ha­bi­tan­tes. En su to­ta­li­dad, los ha­bi­tan­tes de ese mu­ni­ci­pio de­ben ir a la co­mún ca­be­ce­ra, La Ro­ma­na y a otras zo­nas cer­ca­nas, en bus­ca de res­pues­ta del sis­te­ma de sa­lud pública.

Y, se­gui­mos con­si­de­ran­do que, Vi­lla Her­mo­sa fue­ra más her­mo­sa, si en su ex­ten­so te­rri­to­rio, ma­yor que la ciu­dad ca­be­ce­ra de la pro­vin­cia, se pu­sie­ra en mar­cha un Plan de Or­de­na­mien­to Te­rri­to­rial, pa­ra que la ex­pan­sión que lle­va esa zo­na de La Ro­ma­na crez­ca con or­den y no se con­vier­ta a fu­tu­ro en otro do­lor de ca­be­za pa­ra el Es­ta­do.

Y, fi­nal­men­te, Vi­lla Her­mo­sa fue­ra más her­mo­sa, si las au­to­ri­da­des mu­ni­ci­pa­les de turno pu­sie­ran aten­ción a los pe­di­dos de sus re­si­den­tes. Ca­si, a una­ni­mi­dad, cri­ti­can la ges­tión de su al­cal­de, Freddy John­son. Al­go es­tá ocu­rrien­do y de­be ser ob­ser­va­do.

Oja­lá y que a fu­tu­ro cer­cano, Vi­lla Her­mo­sa, mu­ni­ci­pio que co­lin­da con la Au­to­vía del Co­ral, por don­de tran­si­tan mi­les de vi­si­tan­tes na­cio­na­les e in­ter­na­cio­na­les, sea dig­na de ser vis­ta por los que to­man las de­ci­sio­nes, pa­ra que de una vez y por to­das se bo­rre la sombra de “Los Mu­los”, y re­sur­ja una her­mo­sa y or­ga­ni­za­da vi­lla.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Dominican Republic

© PressReader. All rights reserved.