LA TRANS­FOR­MA­CIÓN DE LAS TELCOS Y SUS RE­DES

Con la po­pu­la­ri­dad de los smartp­ho­nes, uso de aplicaciones y mo­vi­li­dad, las em­pre­sas de te­le­co­mu­ni­ca­cio­nes es­tán ha­cien­do in­ver­sio­nes en la in­fra­es­truc­tu­ra pa­ra dar abas­to con la de­man­da.

IT Now Rep. Dominicana - - SUMARIO - Ge­ral­di­ne Varela

Con la po­pu­la­ri­dad de los smartp­ho­nes, uso de aplicaciones y mo­vi­li­dad, las em­pre­sas de te­le­co­mu­ni­ca­cio­nes es­tán ha­cien­do in­ver­sio­nes en la in­fra­es­truc­tu­ra pa­ra dar abas­to con la de­man­da.

Los ser­vi­cios que pres­tan las em­pre­sas de te­le- co­mu­ni­ca­cio­nes han te­ni­do gran­des cam­bios en los úl­ti­mos años y no so­la­men­te porque hoy en día hay más te­lé­fo- nos mó­vi­les que per­so­nas, ni más ne­ce­si­dad de In­ter­net y de es­tar co­mu­ni­ca­dos, sino tam­bién porque gra­cias a aplicaciones como Fa­ce­book, What­sApp o Sky­pe han re­vo­lu­cio- na­do la for­ma en que usa­mos los ser­vi­cios de te­le­co­mu­ni­ca­cio­nes y es­to ha pro­vo­ca­do cam­bios de es­tra­te­gia en los ope­ra­do­res pa­ra su­plir las de­man­das de los usua­rios.

De acuer­do con Claudia Gó­mez de Juá­rez, ge­ren­te de Mar­ke­ting de Mo­vis­tar El Sal­va­dor, man­te­ner su ofer­ta en tec­no­lo­gía de pun­ta re­quie­re la rea­li­za­ción de una cons­tan­te in­ver­sión en la me­jo­ra de la red, por ello fue una de las pri­me­ras telcos en ofre­cer la red 4G en los paí­ses de la re­gión y pe­se a que El Sal­va­dor fue la co­la de es­ta tec­no­lo­gía, la red LTE ya se en­cuen­tra ins­ta­la­da des­de fi­na­les

“Con es­to pre­ten­de­mos ofre­cer los ser­vi­cios más no­ve­do­sos a nuestros clien­tes y en for­ma más ágil, ga­ran­ti­zan­do la ca­li­dad, am­plian­do la co­ber­tu­ra y una am­plia ban­da an­cha”. Ger­man Sán­chez, Gru­po ICE. Mar­ce­lo Ale­mán, Ti­go. “En cuan­to a la red mó­vil se es­tá en­fo­ca­do en la ex­pe­rien­cia de los smarthp­ho­nes, pues se­gún nues­tras es­ta­dís­ti­cas 6 de ca­da 10 smarthp­ho­ne que se ac­ti­van, nos obli­ga a in­ver­tir en in­fra­es­truc­tu­ra y mo­der­ni­zar­la cons­tan­te­men­te”.

de 2016 en di­cho país el cual tuvo una in­ver­sión de in­fra­es­truc­tu­ra de US$ 250 mi­llo­nes. “Nues­tra in­ver­sión tie­ne como prin­ci­pal eje re­for­zar y am­pliar la co­ber­tu­ra LTE y va­mos es­te año en la ten­den­cia de se­guir apos­tan­do por el cre­ci­mien­to y desa­rro­llo del LTE en el país. Con El Sal­va­dor, Mo­vis­tar com­ple­tó su hue­lla LTE en to­da Cen­troa­mé­ri­ca y ya que nues­tro ob­je­ti­vo es dar al clien­te la mejor red con la ma­yor ca­pa­ci­dad y la mejor ve­lo­ci­dad”, sos­tu­vo de Juá­rez. Con es­te ti­po de in­ver­sión en in­fra­es­truc­tu­ra los usua­rios se ven be­ne­fi­cia­dos al con­tar con una mejor co­nec­ti­vi­dad que les per­mi­te ser mu­cho más efi­cien­tes en sus pro­ce­sos pro­duc­ti­vos, la­bo­ra­les o de apren­di­za­je, ya que les ayu­da­na­ve­gar a la ve­lo­ci­dad que re­quie­re el mun­do digital.

“Una red como la LTE es un pun­to de par­ti­da pa­ra que los usua­rios pue­dan ir ac­ce­dien­do, a me­di­da se va­yan desa­rro­llan­do y co­mer­cia­li­zan­do, a nue­vos ser­vi­cios o pro­duc­tos como In­ter­net de las co­sas ( IoT), ser­vi­cios de ehealth; smart ci­ties, ser­vi­cios de ci­ber­se­gu­ri­dad, en­tre otros”, pun­tua­li­zó de Juá­rez.

Otra tel­co que es­tá trans­for­man­do su in­fra­es­truc­tu­ra pa­ra dar abas­to con la de­man­da ac­tual de red de las em­pre­sas y los con­su­mi­do­res es Ti­go que des­de el 2012 ini­cio un pro­ce­so de mo­der­ni­za­ción en las re­des de da­tos pa­ra te­le­fo­nía mó­vil, fi­ja e In­ter­net.

“En cuan­to a la red mó­vil se es­tá en­fo­ca­do en la ex­pe­rien­cia de los smarthp­ho­nes, pues se­gún nues­tras es­ta­dís­ti­cas 6 de ca­da 10 smarthp­ho­ne que se ac­ti­van, nos obli­ga a in­ver­tir en in­fra­es­truc­tu­ra y mo­der­ni­zar­la cons­tan­te­men­te por lo que es­ta­mos ad­qui­rien­do más red e im­ple­men­ta­do es­tra­te­gias como “All you can app”, pa­ra per­mi­tir a los usua­rios uti­li­zar sus ap­pli­ca­cio­nes sin con­su­mir da­tos”, de­ta­lló Mar­ce­lo Ale­mán, CEO pa­ra El Sal­va­dor de Ti­go.

Las in­ver­sio­nes en la in­fra­es­truc­tu­ra de las telcos tam­bién es­tán ali­nea­das con el ob­je­ti- vo de am­pliar los ac­ce­sos a re­des, en­tre más cre­cen los usua­rios mó­vi­les den­tro y fue­ra de las em­pre­sas, estas ins­ti­tu­cio­nes es­tán cam­bian­do su vi­sión ha­cia una era de re­des ro­bus­tas.

Pa­ra Ger­man Sán­chez, je­fe de la Di­vi­sión In­fra­es­truc­tu­ra de Gru­po ICE, de­ta­lló que en­tre las in­ver­sio­nes que eje­cu­tan en las di­fe­ren­tes ca­pas de la red de te­le­co­mu­ni­ca­cio­nes tie­nen como me­ta am­pliar la red de ac­ce­so mó­vil, ac­ce­so fi­jo so­bre to­do en fi­bra óp­ti­ca, re­des de trans­por­te, ac­ce­so in­ter­na­cio­nal, equi­pos de co­re, con­trol y pla­ta­for­mas de ser­vi­cio pa­ra lo­grar su­plir las ne­ce­si­da­des de los usua­rios.

“Con es­to pre­ten­de­mos ofre­cer los ser­vi­cios más no­ve­do­sos a nuestros clien­tes y en for­ma más ágil, ga­ran­ti­zan­do la ca­li­dad, am­plian­do la co­ber­tu­ra, y ofre­cien­do una am­plia ban­da an­cha”, sos­tu­vo Sán­chez.

Es­tos pro­ce­sos de trans­for­ma­ción se es­tán dan­do a lo lar­go de la re­gión, en el ca­so de Guatemala, Raúl Alas, ge­ren­te de Co­mu­ni­ca­ción y RRPP de Te­le­fó­ni­ca, ase­gu­ró que la em­pre­sa ini­ció ha­ce dos años un plan de trans­for­ma­ción de la red, me­dian­te el cual han ac­tua­li­za­do los equi­pos de nú­cleo de red de voz, da­tos y la mayoría de red de trans­mi­sión de fi­bra óp­ti­ca y mi­cro­on­das.

“La red 4G LTE le per­mi­te a nuestros usua­rios al­can­zar con­sis­ten­te­men­te las ve­lo­ci­da­des más al­tas de In­ter­net mó­vil. Es­ta in­ver­sión nos per­mi­te pro­veer una red de

Joel Chá­vez, Hua­wei. “Po­see­mos apa­ra­tos que pue­den so­por­tar es­ta tec­no­lo­gía, pe­ro la red 5G no se ha im­ple­men­ta­do aún. Creo que es­te ti­po de tec­no­lo­gía, en la re­gión, no la ve­ría­mos an­tes del 2020”. Juan Fran­cis­co Mar­tí­nez, Ca­saTIC. “Des­de mi pun­to de vis­ta, creo que las com­pa­ñías no han he­cho las in­ver­sio­nes que de­be­rían de ha­cer prin­ci­pal­men­te porque, en el ca­so de El Sal­va­dor, no hay se­gu­ri­dad ju­rí­di­ca y eso res­ta con­fian­za pa­ra dar­le ce­le­ri­dad a los pro­ce­sos de in­no­va­ción pues las in­ver­sio­nes que rea­li­zan las Telcos son in­ver­sio­nes mi­llo­na­rias que no se van a re­cu­pe­rar en tres me­ses y sin se­gu­ri­dad ju­rí­di­ca es di­fí­cil”.

da­tos mó­vil con mejor ca­li­dad y ve­lo­ci­dad en la re­gión. Fiel a es­ta prio­ri­dad, con­ti­nua­mos for­ta­le­cien­do nues­tra in­fra­es­truc­tu­ra, pa­ra man­te­ner una co­nec­ti­vi­dad ro­bus­ta y se­gu­ra”, sos­tu­vo Alas.

Los ex­per­tos coin­ci­den en que la de­man­da de los usua­rios por una red más ro­bus­ta es lo que mar­ca el si­guien­te pa­so en cuan­to a tec­no­lo­gía y las es­tra­te­gias a se­guir. Pa­ra Pa­tri­cia Te­no­rio, di­rec­to­ra de Mer­ca­deo de Gru­po ICE, la es­tra­te­gia de red de­be ba­sar­se en la bús­que­da de la efi­cien­cia ope­ra­ti­va en mi­ni­mi­za­ción de cos­tos vía con­ver­gen­cia de red que per­mi­ta con­tar con un por­ta­fo­lio am­plio, in­no­va­dor y com­pe­ti­ti­vo, así como agi­li­zar los tiem­pos de res­pues­ta que el mer­ca­do de­man­da.

“Una de las lí­neas de ac­ción de nues­tra em­pre­sa, como par­te de la es­tra­te­gia, ha si­do la ex­pan­sión de la fi­bra óp­ti­ca en va­rias zo­nas del país, lo que nos per­mi­te ofre­cer ma­yor co­ber­tu­ra, ma­yo­res ve­lo­ci­da­des, una ofer­ta em­pa­que­ta­da de so­lu­cio­nes dúo y tri­ple play, ofre­cien­do un ser­vi­cio de muy al­ta ca­li­dad”, sos­tu­vo Te­no­rio.

Y aun­que pa­ra mu­chos ha­blar de fi­bra óp­ti­ca po­dría ser la puer­ta de en­tra­da pa­ra la tec­no­lo­gía 5G, los ex­per­tos ase­gu­ran que aún es de­ma­sia­do pre­ma­tu­ro. Aún es­tá en mar­cha la im­ple­men­ta­ción y for­ta­le­ci­mien­to de la tec­no­lo­gía de cuar­ta ge­ne­ra­ción. En el mun­do, 5G ape­nas es una red en desa­rro­llo que no ha sa­li­do al mer­ca­do. El ca­mino de fi­bra óp­ti­ca

La fi­bra óp­ti­ca se ha con­ver­ti­do en un pilar en la trans­for­ma­ción de los gran­des ope­ra­do­res, ya que ga­ran­ti­za el trans­por­te de da­tos a ma­yor ve­lo­ci­dad e in­mu­ni­dad de rui­dos elec­tro­mag­né­ti­cos. Es­to a su vez per­mi­te am-

de red de­be ba­sar­se en la bús­que­da de la efi­cien­cia ope­ra­ti­va en mi­ni­mi­za­ción de cos­tos vía con­ver­gen­cia de red que per­mi­ta con­tar con un por­ta­fo­lio am­plio, in­no­va­dor y com­pe­ti­ti­vo, así como agi­li­zar los tiem­pos de res­pues­ta que el mer­ca­do de­man­da.

pliar la ga­ma de ser­vi­cios y la ca­li­dad de los mis­mos.

“La prin­ci­pal ven­ta­ja del uso de la fi­bra óp­ti­ca como me­dio de co­ne­xión ha­cia los clien­tes es su in­mu­ni­dad a rui­dos elec­tro­mag­né­ti­cos y su gran ca­pa­ci­dad de trans­por­te de ban­da an­cha, lo cual nos per­mi­te lle­gar más le­jos pa­ra co­nec­tar clien­tes. A mo­do de ejem­plo, un ser­vi­cio de 12Mbps que se sir­ve por me­dio de co­bre como el ADSL2+ tie­ne un al­can­ce má­xi­mo de 1Km, pe­ro con la fi­bra óp­ti­ca se pue­de lle­gar has­ta más de 20km con ser­vi­cios de 100Mbps y su­pe­rio­res”, ase­gu­ró Ger­man Sán­chez, je­fe de la Di­vi­sión In­fra­es­truc­tu­ra de Gru­po ICE.

Y aun­que pa­ra el ex­per­to el des­plie­gue en fi­bra óp­ti­ca brin­da­rá el trans­por­te idó­neo pa­ra un fu­tu­ro desa­rro­llo en 5G, donde la ban­da an­cha mó­vil se ve­rá for­ta­le­ci­da por un rá­pi­do ac­ce­so a la red de trans­por­te y una en­tre­ga se­gu­ra de los pa­que­tes que la red 5G tra­sie­gue, es­ta tec­no­lo­gía es­tá le­jos de ser im­ple­men­ta­da en la re­gión.

Mar­ce­lo Ale­mán, de Ti­go, ase­gu­ró que la em­pre­sa tra­ba­ja de ma­ne­ra si­mul­tá­nea con la red HFC (Hí­bri­do, Fi­bra, Coa­xial) que combina la fi­bra óp­ti­ca y el ca­ble coa­xial, y fi­bra óp­ti­ca, la pri­me­ra pa­ra ofre­cer ser­vi­cios re­si­den­cia­les y la se­gun­da pa­ra un ser­vi­cio más ro­bus­to a ofi­ci­nas.

De es­te mo­do, no pre­ten­den mu­dar to­tal­men­te a fi­bra óp­ti­ca pues am­bas son com­ple­men­ta­rias. Tam­po­co tie­ne pla­nes a cor­to o me­diano pla­zo de im­ple­men­tar la tec­no­lo­gía 5G, pues ase­gu­ra que aún es un con­cep­to que no se ha desa­rro­lla­do.

“He­mos ini­cia­do re­cien­te­men­te con la im­ple­men­ta­ción de LTE y no te­ne­mos pla­nes de im­ple­men­tar 5G aún pues es una tec­no­lo­gía que no se ha desa­rro­lla­do, so­lo es un con­cep­to y a par­tir de cuan­do se desa­rro­llen los pri­me­ros apa­ra­tos que so­por­ten di­cha tec­no­lo­gía pa­sa­rán al me­nos tres o cua­tro años pa­ra que lle­gue a la re­gión”, sos­tu­vo el Ale­mán.

Pe­se a ello, Joel Chá­vez, So­lu­tions Ma­na­ger de Hua­wei El Sal­va­dor, sos­tu­vo que el desa­rro­llo de la tec­no­lo­gía no pue­de fre­nar­se y que la in­ves­ti­ga­ción con­ti­núa, mien­tras se ma­te­ria­li­za el 5G más allá del con­cep­to.

“Po­see­mos apa­ra­tos que pue­den so­por­tar es­ta tec­no­lo­gía, pe­ro la red 5G no se ha im­ple­men­ta­do aún. Creo que es­te ti­po de tec­no­lo­gía, en la re­gión, no la ve­ría­mos an­tes del 2020”, sos­tu­vo Chá­vez.

Pe­ro pa­ra ex­per­tos como Juan Fran­cis­co Mar­tí­nez, pre­si­den­te de la Cá­ma­ra Sal­va­do­re­ña de Tec­no­lo­gías de In­for­ma­ción y Co­mu­ni­ca­cio­nes ( Ca­saTIC) la evo­lu­ción tec­no­ló­gi­ca pue­de ser com­pli­ca­da cuan­do se tra­ta de paí­ses en vías de desa­rro­llo.

“Des­de mi pun­to de vis­ta, creo que las com­pa­ñías no han he­cho las in­ver­sio­nes que de­be­rían de ha­cer prin­ci­pal­men­te porque, en el ca­so de El Sal­va­dor, no hay se­gu­ri­dad ju­rí­di­ca y eso res­ta con­fian­za pa­ra dar­le ce­le­ri­dad a los pro­ce­sos de in­no­va­ción pues las in­ver­sio­nes que rea­li­zan las Telcos son in­ver­sio­nes mi­llo­na­rias que no se van a re­cu­pe­rar en tres me­ses y sin se­gu­ri­dad ju­rí­di­ca es di­fí­cil”, ase­gu­ró Mar­tí­nez.

Otra de los fac­to­res que el ex­per­to ana­li­zó como des­fa­vo­ra­bles en es­te pro­ce­so de in­no­va­ción cons­tan­te es que la apa­ri­ción de nue­vas aplicaciones sa­tu­ran las re­des y so­bre­car­gan las co­mu­ni­ca­cio­nes y pe­se a que es par­te de la in­no­va­ción, las telcos no tie­nen el con­trol so­bre ello.

“Las telcos tie­ne es­tu­dios fu­tu­ris­tas de las aplicaciones que van a ve­nir pe­ro no tie­nen el im­pac­to real de las aplicaciones. Ha­ce cin­co años, cómo se iba a ima­gi­nar una tel­co que iba a sur­gir una apli­ca­ción como snap chap que con vi­deo po­dría tran­car­le una red. Aho­ra la gen­te trans­mi­te en real ti­me, lo ha­cen en Fa­ce­book, en Ins­ta­gram en Sna­pChap, en to­das las pla­ta­for­mas que pue­dan ha­cer­lo”, ase­gu­ra el ex­per­to. ¿Cómo ha si­do la evo­lu­ción?

Aun­que las telcos pres­tan ser­vi­cio pa­ra te­le­fo­nía mó­vil, te­le­fo­nía fi­ja In­ter­net y te­le­vi­sión por ca­ble, son las dos pri­me­ras que más tie­nen pa­ra ca­da ope­ra­dor. En el ca­so de la te­le­fo­nía mó­vil, ha­ce unos años atrás, pa­ra com­prar un ce­lu­lar se de­bían pa­gar pre­cios muy ele­va­dos, no so­lo porque los apa­ra­tos fue­ran cos­to­sos, sino que un plan de da­tos tam­bién re­sul­ta­ba muy ca­ro y muy po­cas per­so­nas po­dían com­prar­los.

A me­di­da que la tec­no­lo­gía evo­lu­cio­nó, los pre­cios fue­ron ba­jan­do y el pri­mer gran cam­bio fue la apa­ri­ción del ser­vi­cio pre­pa­go. El si­guien­te gran cam­bio fue­ron los smartp­ho­nes y el

Claudia Gó­mez del Juá­rez, Mo­vis­tar. “Nues­tra in­ver­sión tie­ne como prin­ci­pal eje re­for­zar y am­pliar nues­tra co­ber­tu­ra LTE y va­mos es­te año en la ten­den­cia de se­guir apos­tan­do por el cre­ci­mien­to y desa­rro­llo del LTE en el país. Con El Sal­va­dor, Mo­vis­tar com­ple­tó su hue­lla LTE en to­da Cen­troa­mé­ri­ca y ya que nues­tro ob­je­ti­vo es dar al clien­te la mejor red con la ma­yor ca­pa­ci­dad y la mejor ve­lo­ci­dad”.

In­ter­net mó­vil.

Sin em­bar­go, el desa­rro­llo de las aplicaciones y el uso ma­si­vo de ellas obli­ga­ron a los desa­rro­lla­do­res a bus­car una tec­no­lo­gía que per­mi­tie­ra un In­ter­net más ágil. Así sur­ge la nueva red 4G LTE, con ella se dis­po­ne de una red más rápida y con ca­pa­ci­dad pa­ra más ser­vi­cios que per­mi­ta un uso in­ten­so de da­tos, como por ejem­plo las vi­deo lla­ma­das y apps de strea­ming de TV o pe­lí­cu­las como Net­flix. En los úl­ti­mos años, la uti­li­za­ción de apps ha re­em­pla­za­do los ser­vi­cios que los ope­ra­do­res de te­le­fo­nía nos ofre­cen, el ejem­plo más cla- ro es What­sApp, que ha he­cho que el uso de SMS tra­di­cio­nal ca­si que­de en el ol­vi­do, so­bre to­do con la pe­ne­tra­ción que han al­can­za­do los smartp­ho­nes, has­ta en los paí­ses sub­de­sa­rro­lla­dos la can­ti­dad de gen­te con smartp­ho­nes es al­ta, y la mayoría de per­so­nas con smartp­ho­nes usan What­sApp pa­ra en­viar sus men­sa­jes de tex­to. Eso ha lle­va­do a los ope­ra­do­res a ofre­cer pla­nes con SMS ili­mi­ta­dos.

El otro ser­vi­cio que ha em­pe­za­do a ser re­em­pla­za­do, aun­que un poco más len­ta­men­te, es el de lla­ma­das. Hay una gran can­ti­dad de apps que per­mi­ten ha­cer lla­ma­das gra­tis o con pre­cios muy ba­jos, en donde no hay ba­rre­ras de paí­ses por lo que no exis­te el co­bro por lar­ga dis­tan­cia ni el roa­ming. Sky­pe, Vi­ber, el mis­mo What­sApp, son al­gu­nas de las apps que ofre­cen es­te ser­vi­cio. Su len­ta adop­ción se de­be a que aún no tie­nen la ca­li­dad ne­ce­sa­ria pa­ra po­der re­em­pla­zar el ser­vi­cio del ope­ra­dor, sin em­bar­go los ope­ra­do­res ya se es­tán mo­vien­do y aho­ra tam­bién ofre­cen pla­nes con lla­ma­das ili­mi­ta­das.

El roa­ming, tanto de lla­ma­das como de da­tos tam­bién ha em­pe­za­do a des­apa­re­cer, los ope­ra­do­res han em­pe­za­do a ofre­cer pla­nes que in­clu­yen na­ve­ga­ción y lla­ma­das en otros paí­ses al mis­mo pre­cio que tie­nes cuan­do es­tás en tu país.

Ac­tual­men­te pa­ra ad­qui­rir un nue­vo ser­vi­cio de te­le­fo­nía mó­vil cam­biar el ac­tual, exis­te una gran can­ti­dad de op­cio­nes: pla­nes bá­si­cos, pla­nes con di­fe­ren­tes ti­pos de In­ter­net, pla­nes de lla­ma­das ili­mi­ta­das, pla­nes sin con­tra­to, pla­nes en donde só­lo pa­gas lo que con­su­mes, ser­vi­cios pre­pa­go, In­ter­net sin con­tra­to, pla­nes que te in­clu­yen ser­vi­cios extra como Dee­zer, pla­nes familiares, ca­da uno con sus pros y con­tras, ca­da vez se­gui­rán sa­lien­do nue­vas op­cio­nes y eso es bueno pa­ra nues­tro bol­si­llo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Dominican Republic

© PressReader. All rights reserved.