Ci­ne en ca­sa Spi­ke Lee ex­plo­ra a Viet­nam

“Da 5 Bloods” se apro­pia de una to­na­li­dad tan cru­da co­mo con­mo­ve­do­ra de una rea­li­dad ra­cial.

Listin Diario - - L2 - RU­BÉN PE­RAL­TA RIGAUD San­to Do­min­go

Lo in­tere­san­te de “Da 5 Bloods” (“5 San­gres”), la nueva pe­lí­cu­la de Spi­ke Lee en Net­flix, no es só­lo có­mo es­te di­rec­tor se las arre­gla pa­ra di­sol­ver las le­yes del tiem­po y mos­trar que el fin de la gue­rra es una ilu­sión.

La historia ci­ne­ma­to­grá­fi­ca abor­da la pro­ble­má­ti­ca que atra­vie­sa la co­mu­ni­dad ne­gra en Es­ta­dos Uni­dos des­de la gue­rra de Viet­nam.

Tam­bién lo­gra equi­li­brar cons­tan­te­men­te los agra­vios, la in­jus­ti­cia, el ra­cis­mo en­tre el en­ton­ces y el aho­ra, pa­ra fi­nal­men­te lle­gar a una amar­ga con­clu­sión.

Pa­ra acen­tuar un po­co más la in­tem­po­ra­li­dad, Spi­ke Lee no eli­ge jó­ve­nes ac­to­res pa­ra las es­ce­nas de la gue­rra de Viet­nam en los flash­backs, sino que de­ja que Del­roy Lin­do, Isiah Whitlock Jr. y de­más, to­men las ar­mas y va­yan a la ba­ta­lla con­tra el Viet­cong.

Pe­ro en “Da 5 Bloods”, que, por su­pues­to en su ma­yor par­te es ci­ne se­rio, in­quie­tan­te y pro­fun­do, siem­pre hay un agra­da­ble to­que iró­ni­co, que nos re­cuer­da al me­nos los ges­tos lú­di­cos y tan con­mo­ve­do­res de un Quen­tin Ta­ran­tino.

Lee a ve­ces se sien­te có­mo­do en el gé­ne­ro y ci­ta clá­si­cos co­mo “Apo­ca­lip­sis Now” y “El te­so­ro de la Sie­rra Ma­dre” con un agra­da­ble gui­ño pa­ra sa­ti­ri­zar y re­pro­du­cir la pe­lí­cu­la nor­te­ame­ri­ca­na de Viet­nam.

“Da 5 Bloods” se apro­pia así de una to­na­li­dad tan cru­da co­mo con­mo­ve­do­ra, que de nin­gu­na ma­ne­ra per­mi­te que es­ta mi­ra­da pe­ne­tran­te en el al­ma ne­gra de los EE.UU. se con­si­de­re su­til, pe­ro aun así le per­mi­te dar gol­pes en la con­cien­cia y el es­tó­ma­go de ma­ne­ra fia­ble en su desafian­te de­ci­sión de que­rer sa­cu­dir el mun­do.

Con la historia de “Da 5 Bloods”, sin em­bar­go, Spi­ke Lee no só­lo de­mues­tra que ama el ci­ne y to­das sus for­mas, tam­bién re­sal­ta que, con sus 60 años e in­nu­me­ra­bles pe­lí­cu­las de te­má­ti­ca si­mi­lar, to­da­vía es ca­paz de en­con­trar una nueva pers­pec­ti­va en el mo­ti­vo cen­tral de su tra­ba­jo y su ser en la in­dus­tria.

La pe­lí­cu­la si­gue a un gru­po de sol­da­dos ne­gros que ba­ta­lla­ron en el cruen­to con­flic­to bé­li­co.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Dominican Republic

© PressReader. All rights reserved.