SO­LE­DAD VERSUS AIS­LA­MIEN­TO

Zona N - - Salud & Belleza -

Cuan­do por fin “sal­ta­mos” nos da­mos cuen­ta que la so­le­dad es nues­tro es­ta­do na­tu­ral, que no hay na­da de ma­lo en ella y que, por el con­tra­rio, ex­pe­ri­men­ta­mos una ple­ni­tud que en la mul­ti­tud se des­va­ne­ce. Nos di­cen que so­mos ani­ma­les so­cia­les, que nos en­fer­ma­mos y co­rre­mos pe­li­gro de muer­te si nos ais­la­mos. Así es, des­de­ñar la com­pa­ñía hu­ma­na es un signo claro de en­fer­me­dad. Es por es­to que la so­le­dad na­da tie­ne que ver con el ais­la­mien­to. En la so­le­dad tam­bién nos acer­ca­mos, de­ja­mos que el otro com­par­ta nues­tro es­pa­cio vi­tal, pe­ro cuan­do así lo desea­mos, po­de­mos en­trar a esa zo­na en don­de nos bas­ta­mos a no­so­tros mis­mos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Dominican Republic

© PressReader. All rights reserved.