Ve­da, Cues­tión de to­dos

Zona N - - Contenido -

Úl­ti­ma­men­te he­mos vis­to en nues­tras re­des y me­dios de co­mu­ni­ca­ción cam­pa­ñas en pro­tec­ción de al­gu­nas es­pe­cies ma­ri­nas. Exis­te un me­ca­nis­mo de pre­ser­va­ción de cier­tas es­pe­cies acuá­ti­cas un tan­to irres­pe­ta­do: las ve­das, un tér­mino uti­li­za­do pa­ra nom­brar el es­pa­cio de tiem­po en que es­tá prohi­bi­da la ca­za, pes­ca y co­mer­cia­li­za­ción de una es­pe­cie de pe­ces o ma­ris­cos du­ran­te su épo­ca y lu­gar de re­pro­duc­ción. Son es­ta­ble­ci­das con el fin de evi­tar la de­pre­da­ción de es­tos animales. Cui­dar el me­dio en que vi­vi­mos es co­sa de to­dos. siem­pre hay al­go que po­de­mos ha­cer por me­jo­rar nues­tras con­di­cio­nes de vi­da y la de otras es­pe­cies. La so­bre­pes­ca es una pro­ble­má­ti­ca mundial, que va más allá de la des­apa­ri­ción de las es­pe­cies

que con­su­mi­mos ex­ce­si­va­men­te, sino que ade­más con­lle­va drás­ti­cos cam­bios en los eco­sis­te­mas, pues los animales ma­ri­nos desem­pe­ñan una im­pres­cin­di­ble fun­ción en la com­po­si­ción de es­tos. Es por ello que, co­mo se­res ra­zo­na­bles, de­be­mos pres­tar aten­ción a su pre­ser­va­ción y re­pro­duc­ción sos­te­ni­ble y otras por pre­ven­ción en al­gu­nas tem­po­ra­das por el ries­go de in­to­xi­ca­ción por con­su­mo de al­gu­nas es­pe­cies co­mo el me­ro, la ba­rra­cu­da, la pi­cúa, en­tre otras, que en cier­tas tem­po­ra­das con­tie­nen la ci­gua­to­xi­na, que al ser con­su­mi­da, pue­de pro­vo­car la in­to­xi­ca­ción co­no­ci­da co­mo la “ci­gua­te­ra”, que de­ge­ne­ra, in­clu­so, en la muer­te.

Ade­más, en nues­tro país, el lam­bí, la lan­gos­ta y la del pez lo­ro, son ve­da­dos por tem­po­ra­das. El pez lo­ro fue ob­je­to de una im­por­tan­te cam­pa­ña de con­cien­ti­za­ción du­ran­te la pa­sa­da Se­ma­na San­ta. Destacadas fi­gu­ras ar­tís­ti­cas y em­pre­sas na­cio­na­les, se su­ma­ron a la ini­cia­ti­va que, con el le­ma “las pla­yas ha­blan”, me­dian­te las re­des so­cia­les y ela­bo­ran­do men­sa­jes es­cri­tos so­bre la are­na, bus­ca­ba in­cen­ti­var en los do­mi­ni­ca­nos la dis­mi­nu­ción del pez lo­ro en sus die­tas, por ser el prin­ci­pal pro­duc­tor de are­na en las pla­yas. Manuel Ale­jan­dro Rodríguez Re­don­do, pre­si­den­te de la Fun­da­ción Ma­guá, en So­súa, nos com­par­te su pa­re­cer acer­ca de la im­por­tan­cia del res­pe­to de es­tos de­cre­tos de pre­ven­ción y co­men­ta: “La im­por­tan­cia ra­di­ca en que si vio­la­mos las ve­das, esas es­pe­cies van a se­guir en pe­río­do crí­ti­co de ex­tin­ción o se van a ex­tin­guir de­fi­ni­ti­va­men­te, cau­san­do así la des­apa­ri­ción de otras es­pe­cies que de­pen­den de ellas y, ade­más, que con las ve­das, se ga­ran­ti­za la sos­te­ni­bi­li­dad de las pes­que­rías”.

El Con­se­jo Do­mi­ni­cano de Pes­ca y Agri­cul­tu­ra, en con­jun­to con el Mi­nis­te­rio de Agri­cul­tu­ra y Me­dio Am­bien­te, ve­lan por el res­pe­to de las ve­das, in­for­man­do a to­dos los in­vo­lu­cra­dos en la pes­ca y co­mer­cia­li­za­ción de animales acuá­ti­cos, así co­mo a la po­bla­ción ci­vil, las fe­chas pa­ra las que es­tán con­tem­pla­das las ve­das. Es­tas en­ti­da­des, en su ges­tión por la con­ser­va­ción del me­dio am­bien­te ma­rino cos­te­ro, tam­bién rea­li­zan cons­tan­tes ope­ra­ti­vos ma­rí­ti­mos y te­rres­tres en con­tra de su vio­la­ción y ex­plo­ta­ción ma­si­va. Sin em­bar­go, sus es­fuer­zos no son su­fi­cien­tes, la des­apa­ri­ción de las pes­que­rías lo­ca­les es un he­cho real. De­bi­do a la so­bre­pes­ca en aguas do­mi­ni­ca­nas, al­gu­nos pes­ca­do­res y co­mer­cian­tes en­tran de ma­ne­ra ile­gal en aguas de otras is­las pa­ra así su­plir la de­man­da de es­pe­cies co­mo: el pez lo­ro, la lan­gos­ta, el can­gre­jo ma­rino, el par­do y otros, co­men­ta Rodríguez Re­don­do. COODOPESCA, Me­dio Am­bien­te, Fun­da­ción Ma­guá y otras ins­ti­tu­cio­nes man­tie­nen cons­tan­te la lu­cha por el res­pe­to de las ve­das, al fi­nal de la jor­na­da, con la úni­ca sa­tis­fac­ción de cum­plir co­mo na­ción con la la­bor de pre­ser­var el me­dio en que vi­vi­mos. Si to­dos po­ne­mos nues­tro es­fuer­zo, jun­tos ga­ran­ti­za­mos la co­mer­cia­li­za­ción pes­que­ra sos­te­ni­ble y el dis­fru­te de los ciu­da­da­nos y vi­si­tan­tes de nues­tro país, de un de­li­cio­so pla­to pre­pa­ra­do a ba­se de los más fres­cos man­ja­res del mar.

Pa­ra que co­noz­cas más so­bre es­tos pe­río­dos, aquí te pre­sen­ta­mos un lis­ta­do de las ve­das más im­por­tan­tes que se rea­li­zan en nues­tro país de ma­ne­ra anual, en pe­río­dos pre­vis­tos y es­ta­ble­ci­dos por la ley:

24

Newspapers in Spanish

Newspapers from Dominican Republic

© PressReader. All rights reserved.