¡Ay, Cé­sar!

Diario Expreso - - Economía - LOURDES LU­QUE

Me en­can­ta la mi­to­lo­gía, eso se de­be a que tu­vi­mos la me­jor maes­tra de His­to­ria y de Geo­gra­fía: Sa­ra Flor Ji­mé­nez. Ella ha­cía de ca­da cla­se una aven­tu­ra, no en vano eran las úni­cas ma­te­rias en que ob­te­nía ex­ce­len­cia en no­tas.

Cuen­ta la mi­to­lo­gía grie­ga el ca­so de Íca­ro. Su pa­dre Dé­da­lo de­ci­dió es­ca­par de una is­la, ya que Mi­nos con­tro­la­ba la tie­rra y el mar. Pa­ra ello Dé­da­lo fa­bri­có alas pa­ra él y su jo­ven hi­jo, Íca­ro. En­la­zó plu­mas en­tre sí unien­do con ce­ra sus par­tes. Cuan­do al fin ter­mi­nó el tra­ba­jo, Dé­da­lo pu­do vo­lar. Equi­pó a su hi­jo y le ad­vir­tió el ries­go del ca­lor del sol que de­rre­ti­ría la ce­ra; el im­pru­den­te mu­cha­cho co­men­zó a as­cen­der. El sol ablan­dó la ce­ra que man­te­nía uni­das las plu­mas e Íca­ro ca­yó al mar.

Que mu­chos ten­ga­mos com­por­ta­mien­to de Íca­ro y que sea­mos irres­pon­sa­bles y nos acer­que­mos de­ma­sia­do al pe­li­gro, es natural. So­mos hu­ma­nos. Nues­tra vi­da es­tá lle­na de esos epi­so­dios. Pe­ro que un sa­cer­do­te de la re­li­gión ca­tó­li­ca por vo­lar ex­ce­si­va­men­te al­to, so­por­ta­do por las alas de la in­to­le­ran­cia y el irres­pe­to, ra­ye en el fa­na­tis­mo, no es co­rrec­to.

Los co­men­ta­rios de un sa­cer­do­te ca­tó­li­co en las re­des so­cia­les ha­cien­do mo­fa en ofen­sa de los se­res hu­ma­nos que de­fien­den a las per­so­nas ho­mo­se­xua­les, no re­fle­ja lo que la ma­yo­ría de ca­tó­li­cos so­mos.

Que no se con­fun­da la de­fen­sa de la es­truc­tu­ra fa­mi­liar tra­di­cio­nal y su fies­ta del 14 O, con la ho­mo­fo­bia. No­so­tros bus­ca­mos re­cor­dar, que aun­que res­pe­ta­mos a los que pien­san di­fe­ren­te, no que­re­mos que la ideo­lo­gía de gé­ne­ro nos li­mi­te nues­tra li­ber-

Que no se con­fun­da la de­fen­sa de la es­truc­tu­ra fa­mi­liar tra­di­cio­nal y su fies­ta del 14 O, con la ho­mo­fo­bia’.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Ecuador

© PressReader. All rights reserved.