LA BAR­BA NO PA­SA DE MO­DA

El vello fa­cial apor­ta un look más va­ro­nil y so­brio.

Dominguero - - Tendencias - Por Johan­na Va­lle Co­ba va­llej@ gra­na­sa. com. ec

Es to­do un ri­tual man­te­ner la bar­ba en for­ma: la­var, ce­pi­llar y apli­car una cre­ma fi­ja­do­ra. Ir ca­da mes a la bar­be­ría pa­ra re­cor­tar­la y man­te­ner el es­ti­lo. ¿ Va­le la pe­na es­ta in­ver­sión? Más allá de la mo­da, se sue­le de­cir que la bar­ba vuel­ve a los hom­bres más gua­pos y qui­zás eso ex­pli­que que el he­cho de lle­var­la sea ten­den­cia. Pe­ro ¿ es cier­to que los hom­bres bar­ba­dos son más atrac­ti­vos? Sí, y lo re­ve­la un es­tu­dio rea­li­za­do por cien­tí­fi­cos de uni­ver­si­da­des de Aus­tra­lia y Fin­lan­dia. Sin du­da, una de las ten­den­cias mas­cu­li­nas más im­por­tan­tes del úl­ti­mo año es la bar­ba, y es que sea­mos sin­ce­ras, ca­si to­das las mu­je­res vol­tean a ver a un hom­bre que la ten­ga cui­da­da y sa­lu­da­ble. Tan­ta ha si­do la fas­ci­na­ción por es­ta mo­da que, in­clu­so, mu­chos hom­bres que no go­zan de los pri­vi­le­gios del vello fa­cial co­men­za­ron a pen­sar en los im­plan­tes co­mo una op­ción pa­ra lo­grar te­ner esa bar­ba desea­da. Es­ta no­ta va de­di­ca­da a aque­llos que ne­ce­si­tan sa­ber de sus cui­da­dos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Ecuador

© PressReader. All rights reserved.