EL VER­DA­DE­RO

Expresiones - - Ocio (e) -

El amor no es una re­la­ción. El amor es un es­ta­do, no tie­ne na­da que ver con na­die más. Uno no se enamo­ra. Uno es amor. Por su­pues­to, si eres amor es­tás enamo­ra­do, pe­ro ese es el re­sul­ta­do, la con­se­cuen­cia, pe­ro no el ori­gen. El ori­gen es que eres amor. ¿ Quién pue­de ser amor? Si no eres cons­cien­te de quién eres, no po­drás ser amor. Se­rás mie­do. El mie­do es exac­ta­men­te lo con­tra­rio al amor. Re­cuer­da que el odio no es lo con­tra­rio del amor, co­mo la gen­te pien­sa. El odio es amor al re­vés, no es lo con­tra­rio del amor. Lo con­tra­rio del amor real­men­te es el mie­do. Con el amor te ex­pan­des, con el mie­do te en­co­ges. Con el mie­do te cie­rras, con el amor te abres. Con el mie­do du­das, con el amor con­fías. Con el mie­do te que­das en so­le­dad. Con el amor des­apa­re­ces; se des­va­ne­ce la cues­tión de la so­le­dad. Si no exis­tes, ¿ có­mo te pue­des sen­tir so­lo? OSHO

Newspapers in Spanish

Newspapers from Ecuador

© PressReader. All rights reserved.