“UNA GRAN VIC­TO­RIA SE­RÍA LA SON­RI­SA DE TO­DAS LAS PER­SO­NAS”

VÍC­TOR PENALBER

Metro Ecuador (Guayaquil) - - PORTADA -

Víc­tor Penalber es ca­rio­ca, como se les lla­ma a los na­ci­dos en Río de Ja­nei­ro. Por ello, los Jue­gos Olím­pi­cos pa­ra es­te ju­do­ka son mu­cho más que otro de­sa­fío de­por­ti­vo en su ca­rre­ra den­tro del ju­do. “Río de Ja­nei­ro es en­can­ta­dor. Una ciu­dad di­fe­ren­te, muy bo­ni­ta. Creo que la ac­ti­tud del ca­rio­ca es muy bue­na, siem­pre muy re­cep­ti­vo, gus­ta de re­ci­bir per­so­nas y mos­trar la ciu­dad. Y creo que esa ener­gía de Río de Ja­nei­ro es muy bue­na, y va a ser­lo en las Olim­pia­das”, di­ce ilu­sio­na­do.

Nos en­con­tra­mos con él en el ae­ro­puer­to de de Río, an­tes de que se em­bar­ca­ra a Abu Dha­bi, pa­ra par­ti­ci­par en un Grand Slam den­tro del cir­cui­to mun­dial. “Exis­te una lu­cha in­ter­na muy fuer­te y se es­tán dispu­tan­do cu­pos en­tre los atle­tas bra­si­le­ños. Es siem­pre im­por­tan­te es­tar pun­tuan­do y creo que la par­te si­co­ló­gi­ca es la ca­be­za lo bas­tan­te fuer­te, pue­de es­tar pre­pa­ra­do fí­si­ca­men­te, téc­ni­ca­men­te. Siem­pre tie­ne que ha­ber un equi­li­brio. Cuan­do una de esas par­tes fa­lla, echa to­da la pre­pa­ra­ción aba­jo. En­ton­ces cuan­do exis­te más ar­mo­nía en la pre­pa­ra­ción es cuan­do se lle­ga al ma­yor ni­vel”, ex­pli­ca Penalber.

“Como de­le­ga­ción creo que lo que me da­ría or­gu­llo ha­cer una gran Olim­pia­da. Eso se­ría un gran or­gu­llo. Una gran fies­ta, que las per­so­nas sa­lie­ran de Río de Ja­nei­ro fe­li­ces, con una son­ri­sa en el ros­tro, sa­bien­do que Bra­sil hi­zo unos gran­des Jue­gos Olím­pi­cos. Creo que va a ser la me­jor vic­to­ria que la gen­te pue­de dar pa­ra no­so­tros mis­mo y pa­ra to­do el mundo. Ha­cer un gran even­to, una gran fies­ta, fue­ra de las me­da­llas las per­so­nas du­ran­te los Jue­gos Olím­pi­cos”.

Yo creo que la gen­te se preo­cu­pa un po­co de la si­tua­ción eco­nó­mi­ca del país. La gen­te es­tá siem­pre en­te­ra­da, pe­ro pro­cu­ro no preo­cu­par­me tan­to. El fo­co per­so­nal es muy gran­de pen­san­do en una Olim­pia­da den­tro de tu país, la gen­te acom­pa­ña cla­ro la si­tua­ción pe­ro no que­da por fue­ra. Pe­ro ten­go la cer­te­za de que Bra­sil es­tá pa­san­do por una fa­se de cri­sis pe­ro se va a re­cu­pe­rar y no­so­tros te­ne­mos que se­guir pen­san­do en nues­tros sue­ños, que tam­bién son los sue­ños de mu­chos bra­si­le­ños tam­bién.

Creo que se­ría un trans­for­ma­ción de mi vi­da, sig­ni­fi­ca to­do. Siem­pre me gus­ta de­cir que es un sue­ño mu­cho ma­yor del que so­ñé. Cuan­do co­men­cé

tu­ve un sue­ño tan gran­de de que las Olim­pia­das pu­die­ran ser den­tro de Río de Ja­nei­ro. Por eso, una me­da­lla olím­pi­ca en Río de Ja­nei­ro creo que se­ría un cam­bio to­tal de vi­da. Du­ran­te y des­pués. Yo creo que con to­do lo que hice en mi vi­da des­de pe­que­ño, to­da la pre­pa­ra­ción, to­das las per­so­nas que me ayu­da­ron, de al­gu­na for­ma con­se­gui­ría re­tri­buir to­do lo que me die­ron y que me hi­cie­ron ser el atle­ta que soy. Y creo que cam­bia des­pués de las Olim­pia­das, los ca­mi­nos que voy a se­guir des­pués de las Olim­pia­das en el de­por­te y has­ta fue­ra del de­por­te. Creo que cam­bia to­do, es una trans­for­ma­ción de vi­da.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Ecuador

© PressReader. All rights reserved.