AN­TO­NIO ASFURA

EL APUESTO HON­DU­RE­ÑO QUE BUS­CA CON­QUIS­TAR A CENTROAMÉRICA CON SU VOZ

Hola Guatemala - - Contenido - (SI­GUE)

En­tre­vis­ta con el ga­lán

hon­du­re­ño

Es can­tan­te, com­po­si­tor, au­tor e in­clu­so co­di­rec­tor y co­pro­duc­tor de su pro­pio ma­te­rial

ÉL ES UN APASIONADO de la mú­si­ca. Las me­lo­días re­co­rren sus ve­nas al la­do de un al­ma hon­du­re­ña que im­preg­na en ca­da can­ción y en ca­da pro­yec­to que em­pren­de co­mo can­tan­te, com­po­si­tor, au­tor e in­clu­so co­di­rec­tor y co­pro­duc­tor de su pro­pio ma­te­rial.

An­to­nio Asfura es un hon­du­re­ño re­si­den­te en los Es­ta­dos Uni­dos. Na­ció en San Pe­dro Su­la e in­cur­sio­nó en el mun­do del en­tre­te­ni­mien­to, cuan­do a los die­ci­sie­te años se mu­dó a los Es­ta­dos Uni­dos y fue in­vi­ta­do a par­ti­ci­par en va­rios pro­gra­mas de te­le­vi­sión pa­ra la ca­de­na de Uni­vi­sión.

Des­de ahí, su in­sa­cia­ble per­se­cu­ción por ha­cer reali­dad el sue­ño de su vi­da, se ha ma­te­ria­li­za­do en va­rias pro­duc­cio­nes mu­si­ca­les, co­mo la que lan­zó en sep­tiem­bre del año an­te­rior, con el dis­co “Adic­ción”, cu­ya can­ción del mis­mo nom­bre, lo­gró po­si­cio­nar­se entre las 10 can­cio­nes más so­na­das en to­do el te­rri­to­rio de Hon­du­ras por ra­dios na­cio­na­les.

El can­tan­te, com­po­si­tor y au­tor An­to­nio Asfura pa­só de par­ti­ci­par en mu­chos pro­gra­mas de te­le­vi­sión a fir­mar con Gat­bik, una com­pa­ñía dis­que­ra, dis­tri­bui­do­ra y pu­bli­ca­do­ra en los EE.UU, con quien lan­zó su pri­mer éxi­to mu­si­cal «Sin Du­da» en el año 2013.

Su ca­rre­ra se ha ca­rac­te­ri­za­do por to­mar en cuen­ta te­mas so­cia­les, que han per­mea­do en ca­da una de sus pro­duc­cio­nes. En su pri­mer ál­bum lan­zó una can­ción y una no­ve­la, en for­ma­to de li­bro, ba­sa­da en una his­to­ria real y de­di­ca­da a to­dos los in­mi­gran­tes obli­ga­dos a de­jar su tie­rra. Es­ta his­to­ria, am­bien­ta­da al­re­de­dor del año 1920, re­la­ta lo que fue la vi­da de Yul Zu­ri­ta, un in­mi­gran­te que se vio for­za­do a de­jar sus raí­ces y su pa­tria con ape­nas do­ce años de edad. Pa­rien­tes, ami­gos y sueños que­da­ron atrás pa­ra ir en bus­ca de una me­jor vi­da, pe­ro siem­pre re­cor­dan­do las tra­di­cio­nes fa­mi­lia­res y su ama­da ciu­dad de

“Al fi­nal del día, la aven­tu­ra no es el des­tino, sino ca­da pa­so de ese via­je”

Be­lén. His­to­rias co­mo es­tas son las que es­te jo­ven desea dar a co­no­cer. An­to­nio Asfura es un aven­tu­re­ro de la ba­la­da, y un de­fen­sor de las cau­sas de in­jus­ti­cia e in­mi­gra­ción su­fre la re­gión. ¡HO­LA! pla­ti­có de cer­ca con es­te ga­lán que es­tá ha­cien­do his­to­ria al po­si­cio­nar sus éxi­tos en lo al­to de las lis­tas en la ra­dio den­tro y fue­ra de su país. —Cuén­ta­nos acer­ca del mo­men­to más di­fí­cil que tu­vis­te que su­pe­rar an­tes de tu llegada a Uni­vi­sión. —Con mi llegada a Es­ta­dos Uni­dos se abrie­ron puer­tas que nun­ca ima­gi­né. Al ini­cio de mi ca­rre­ra, y gra­cias a Dios, tu­ve la opor­tu­ni­dad de tra­ba­jar pa­ra va­rios pro­gra­mas de Uni­vi­sión, lo cual me per­mi­tió co­no­cer mu­chas per­so­nas y po­der avan­zar po­co a po­co en lo que ver­da­de­ra­men­te me lle­na co­mo per­so­na y ar­tis­ta: la mú­si­ca. —¿Qué es lo que más ex­tra­ñas de San Pe­dro Su­la? —Mi gen­te, mi ciu­dad, y las tra­di­cio­nes tan her­mo­sas que con mu­cha ale­gría re­cuer­do. Cuan­do tú tie­nes las co­sas, no echas de me­nos na­da. Pe­ro cuan­do su­ce­den cam­bios y lo que te­nías se va entre tus ma­nos, es cuan­do ver­da­de­ra­men­te apren­des a va­lo­rar y a ex­tra­ñar. —Sa­be­mos que eres can­tan­te, com­po­si­tor, au­tor e in­clu­so co­di­rec­tor y co­pro­duc­tor de tu pro­pio ma­te­rial, ¿qué ha si­do lo más im­por­tan­te de es­tas fa­ce­tas? —Cuan­do tú tie­nes la po­si­bi­li­dad de po­der in­vo­lu­crar­te al 100% en to­do lo que te re­la­cio­na co­mo ar­tis­ta y pue­des rea­li­zar los di­fe­ren­tes as­pec­tos que for­man tus pro­duc­cio­nes y que te for­man co­mo profesional, apren­des a va­lo­rar más el tra­ba­jo que to­das las per­so­nas a tu al­re­de­dor ha­cen, apren­des a dis­fru­tar más tu ca­rre­ra, cre­ces en co­no­ci­mien­to, y al fi­nal pue­des evo­lu­cio­nar más co­mo

«Con mi llegada a Es­ta­dos Uni­dos se abrie­ron puer­tas que nun­ca ima­gi­né. Al ini­cio de mi ca­rre­ra, y gra­cias a Dios, tu­ve la opor­tu­ni­dad de tra­ba­jar pa­ra va­rios pro­gra­mas de Uni­vi­sión, lo cual me per­mi­tió co­no­cer mu­chas per­so­nas y po­der avan­zar po­co a po­co en lo que ver­da­de­ra­men­te me lle­na

co­mo per­so­na y ar­tis­ta: la mú­si­ca»

ar­tis­ta. Al fi­nal del día, la aven­tu­ra no es el des­tino, sino ca­da pa­so de ese via­je. —¿Cuál ha si­do la sa­tis­fac­ción más gran­de que te ha de­ja­do tu ca­rre­ra co­mo ar­tis­ta? —El amor del pú­bli­co. El que me per­mi­tan ser par­te de ca­da uno de ellos y de po­der en­trar a sus co­ra­zo­nes, es lo que me lle­na co­mo per­so­na, ar­tis­ta, y me sa­tis­fa­ce. —Cuén­ta­nos, ¿qué te conquista de una mu­jer? —Que ten­ga un buen co­ra­zón acom­pa­ña­do de una mi­ra­da sen­ci­lla y una dul­ce son­ri­sa. —Al­gu­nos de tus te­mas mu­si­ca­les to­can te­mas sen­si­bles co­mo la in­mi­gra­ción o el mal­tra­to ani­mal, ¿cuál es el prin­ci­pal ob­je­ti­vo que quie­res al­can­zar con es­te ti­po de le­tras? —Mi pri­me­ra pro­duc­ción mu­si­cal “Sin Du­da: La Can­ción y La No­ve­la”, con­sis­tió en una can­ción y una his­to­ria ba­sa­da en la vi­da real y de­di­ca­da fer­vien­te­men­te a to­do in­mi­gran­te obli­ga­do a de­jar su tie­rra. La can­ción se trans­mi­tió en ra­dios de va­rios paí­ses, en agos­to de 2014, “Sin Du­da”, fil­ma­da por la com­pa­ñía pro­duc­to­ra de Red­mon­kie lle­gó a la ci­ma de las lis­tas de ra­dios en Hon­du­ras, ocu­pan­do la po­si­ción #1 por 3 se­ma­nas con­se­cu­ti­vas. Mu­chas aso­cia­cio­nes en con­tra del mal­tra­to ani­mal, in­clu­yen­do la or­ga­ni­za­ción de de­re­chos de los ani­ma­les más gran­des del mun­do “PETA La­tino”, han com­par­ti­do el vi­deo mu­si­cal en sus re­des so­cia­les, cau­san­do un mo­vi­mien­to muy po­si­ti­vo entre sus co­mu­ni­da­des. —¿Qué te apa­sio­na de re­pre­sen­tar a tu país an­te una in­dus­tria tan com­pe­ti­ti­va? —Tie­nes mu­cha ra­zón cuan­do di­ces que es una in­dus­tria muy com­pe­ti­ti­va. Pe­ro son esos de­ta­lles es­pe­cia­les co­mo el amor a mi pa­tria, el dar lo me­jor de mí mis­mo, el ayu­dar a fo­men­tar el ar­te por me­dio de Gat­bik, y con­tri­buir al cre­ci­mien­to cul­tu­ral de mi país, lo que me per­mi­te so­bre­pa­sar obs­tácu­los pa­ra re­pre­sen­tar­la de la me­jor ma­ne­ra. —¿Có­mo quie­res que te re­cuer­den en tu país? —Bueno, eso me gus­ta­ría me­jor de­jar­lo al cri­te­rio de ca­da per­so­na. Lo que sí te pue­do ga­ran­ti­zar es que con­ti­nua­ré tra­ba­jan­do muy du­ro, y con la ayu­da de Dios es­pe­ro lle­gar a sus co­ra­zo­nes y que mis pro­duc­cio­nes sean del agra­do de to­dos us­te­des. ¡Siem­pre da­ré lo me­jor de mí!

Su pri­me­ra pro­duc­ción mu­si­cal “Sin Du­da: La Can­ción y La No­ve­la”, con­sis­tió en una can­ción y una his­to­ria ba­sa­da en la vi­da real y de­di­ca­da fer­vien­te­men­te a to­do in­mi­gran­te obli­ga­do a de­jar su tie­rra. La can­ción se trans­mi­tió en ra­dios de va­rios paí­ses, en agos­to de 2014, “Sin Du­da”, fil­ma­da por la com­pa­ñía pro­duc­to­ra de Red­mon­kie lle­gó a la ci­ma de las lis­tas de ra­dios en Hon­du­ras, ocu­pan­do la

po­si­ción #1 por 3 se­ma­nas con­se­cu­ti­vas.

(SI­GUE)

An­to­nio Asfura es un aven­tu­re­ro de la ba­la­da, y un de­fen­sor de las cau­sas de in­jus­ti­cia e in­mi­gra­ción su­fre la re­gión.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Guatemala

© PressReader. All rights reserved.