¿? LOS CIO JO­VE­NES VAN A LLE­VAR­SE SU TRA­BA­JO?

Las des­tre­zas de es­tos dos ti­pos de lí­de­res de IT se ven re­la­cio­na­das por el co­no­ci­mien­to en la in­dus­tria y por la ca­pa­ci­dad que ten­gan de trans­mi­tir­le a ge­ren­cia la im­por­tan­cia de los pro­yec­tos.

IT Now Guatemala - - FUTURE -

A di­fe­ren­cia de mu­chos de sus ma­yo­res, es­ta nue­va ge­ne­ra­ción no se con­ten­ta con ha­cer el pa­pel de CIO y los CEO es­tán muy in­tere­sa­dos en ellos, es­tán dis­pues­tos a te­ner una opor­tu­ni­dad en es­ta nue­va ge­ne­ra­ción de eje­cu­ti­vos de TI.

Una nue­va ge­ne­ra­ción de pro­fe­sio­na­les de TI es­tá mar­can­do la edad cor­po­ra­ti­va de Amé­ri­ca. Son jó­ve­nes, es­tán en­tre los 25 y 36 años, son as­tu­tos, se es­tán mo­vien­do en pues­tos de di­rec­ción eje­cu­ti­va in­clu­so más rá­pi­do de lo que lo hi­cie­ron sus pre­de­ce­so­res. A di­fe­ren­cia de mu­chos de sus ma­yo­res, es­ta nue­va ge­ne­ra­ción no se con­ten­ta con ha­cer el pa­pel de CIO y los CEO es­tán muy in­tere­sa­dos en ellos, es­tán dis­pues­tos a te­ner una opor­tu­ni­dad en es­ta nue­va ge­ne­ra­ción de eje­cu­ti­vos de TI.

“El ni­vel de in­te­rés de los di­rec­to­res ge­ne­ra­les, en los co­la­bo­ra­do­res de la em­pre­sa con un me­nor nú­me­ro de años de ex­pe­rien­cia, es ma­yor en com­pa­ra­ción con lo que era an­tes”, di­jo Paul Gro­ce, que lle­va la fir­ma Ch­ris­tian and Tim­bers.

Pa­ra Gro­ce, las em­pre­sas son me­nos je­rár­qui­cas, la cre­di­bi­li­dad pro­vie­ne de lo que una per­so­na pue­de ha­cer, en lu­gar de las ca­nas en su ca­be­za.

Al­gu­nas com­pa­ñías es­tán con­si­de­ran­do me­nos can­di­da­tos con ex­pe­rien­cia, ya que es­tán más in­tere­sa­dos en el desa­rro­llo de ta­len­to de re­ser­va, ha­cien­do la pla­ni­fi­ca­ción de con­tin­gen­cia de ta­len­to pa­ra el fu­tu­ro y bus­can­do in­di­vi­duos que se­rán los nue­vos ju­ga­do­res del equi­po pa­ra los pró­xi­mos 10 a 15 años.

“Uno de los cri­te­rios prin­ci­pa­les que ve­mos en las bús­que­das es con­se­guir un gran ta­len­to que pue­de ser ali­men­ta­do y au­men­ta­do a un ni­vel su­pe­rior”, di­jo Gro­ce.

Hay otra ra­zón por la cual al­gu­nos di­rec­to­res ge­ne­ra­les bus­can ta­len­to más jo­ven, por­que con­si­de­ran que al­guien con me­nos te­nen­cia, que no ha pro­ba­do el éxi­to tie­ne más ham­bre de con­se­guir­lo a di­fe­ren­cia de una per­so­na que ya ha ex­pe­ri­men­ta­do su ca­rre­ra ver­ti­gi­no­sa. Cuan­do los CEO se en­fren­tan a un can­di­da­to que ya es­tá “gol­pea­do a lo gran­de”, se pre­gun­tan si ese in­di­vi­duo ten­drá to­da­vía la ca­pa­ci­dad de tra­ba­jar 15 ho­ras al día y si ese CIO más ex­pe­ri­men­ta­do ten­drá un en­fo­que me­nos in­ven­ti­vo de los ne­go­cios.

Eric Si­gurd­son, el lí­der de los ofi­cia­les de in­for­ma­ción Rus­sell Rey­nolds, se­ña­la que al­gu­nos de sus clien­tes ven nue­vos eje­cu­ti­vos de TI co­mo me­nos agra­va­dos por la his­to­ria.

Los lí­de­res de TI ex­pe­ri­men­ta­dos con­tem­plan lo que ha y no ha fun­cio­na­do en TI en el pa­sa­do. De acuer­do con Si­gurd­son, los di­rec­to­res de TI más jó­ve­nes son per­ci­bi­dos co­mo más adap­ta­bles a las ten­den­cias ac­tua­les en la tec­no­lo­gía que las ge­ne­ra­cio­nes an­te­rio­res.

“Cre­cí con las compu­tado­ras. No ten­go la his­to­ria de tar­je­tas per­fo­ra­das,” co­men­tó Ti­mothy Cam­pos, de 33 años de edad, CIO de Kla-ten­cor, un fa­bri­can­te de se­mi­con­duc­to­res de US$ 2 mil mi­llo­nes.

En vir­tud del he­cho de que es­ta ge­ne- ra­ción de CIO se ha mo­vi­do tan tem­prano en sus ca­rre­ras, los re­clu­ta­do­res es­tán de acuer­do en que los nue­vos di­rec­to­res de TI ten­drán más opor­tu­ni­da­des de sa­lir IT y en­trar en las fun­cio­nes de ges­tión de ne­go­cios ge­ne­ra­les que hi­cie­ron sus pre­de­ce­so­res.

“Si se con­vier­te en CIO a los 35, es di­fí­cil de creer que vas a es­tar ha­cien­do eso du­ran­te los pró­xi­mos 25 años. Ellos tie­nen una pis­ta de ate­rri­za­je más lar­ga en la que pue­den lan­zar­se en otro pa­pel, que pro­ba­ble­men­te in­clui­ría ope­ra­cio­nes”, acla­ró Si­gurd­son.

Una de las ha­bi­li­da­des que los eje­cu­ti­vos de TI jó­ve­nes pue­den fal­tar es la ex­pe­rien­cia de ges­tión de ne­go­cios, de acuer­do con Rich Brennan, lí­der de la prác­ti­ca de los ofi­cia­les de in­for­ma­ción de Spen­cer Stuart.

Él ob­ser­va que los pro­fe­sio­na­les de TI que se con­vier­ten en CIO a una edad tem­pra­na, pro­ba­ble­men­te re­cu­rren a la ru­ta téc­ni­ca, por lo que pue­de no te­ner la ex­pe­rien­cia em­pre­sa­rial y el li­de­raz­go que la ma­yo­ría de las em­pre­sas bus­can en los di­rec­to­res de TI hoy en día.

“El re­to es la ex­pe­rien­cia de la ges­tión em­pre­sa­rial y ser tra­ta­do co­mo un igual por los pre­si­den­tes de la di­vi­sión, el di­rec­tor fi­nan­cie­ro, el con­se­jo ge­ne­ral”, di­jo.

Ellos en­tien­den que ser un CIO exi­to­so re­quie­re una com­bi­na­ción de vi­sión pa­ra los téc­ni­cos y de ne­go­cio. Son cons­cien­tes de sus de­bi­li­da­des in­di­vi­dua­les y de­ben me­jo­rar ellos mis­mos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Guatemala

© PressReader. All rights reserved.