La his­to­ria tras la mar­ca

Lo­grar la fór­mu­la pa­ra so­bre­sa­lir fue prue­ba y error pa­ra los paí­ses que al­can­za­ron el éxi­to, el re­to aho­ra es lo­grar la per­ma­nen­cia ba­jo la ima­gen dis­tin­ti­ti­va.

Mercados & Tendencias Guatemala - - ESPECIAL - Por Ma­ría Mel­ba Calero / ma­ria.calero@gru­po­cer­ca.com

Una mar­ca país pro­vee una vi­sión in­te­gral de la na­ción que re­pre­sen­ta, pues in­te­gra di­men­sio­nes re­le­van­tes; ya sea pa­ra: con­si­de­rar­lo co­mo un des­tino tu­rís­ti­co ideal, in­ver­tir, pro­mo­ver las cua­li­da­des de sus pro­duc­tos y ser­vi­cios o es­ta­ble­cer­se en él con su fa­mi­lia.

Se­gún Va­nes­sa Es­qui­vel, Con­sul­ting Di­rec­tor Mé­xi­co, Cen­tro Amé­ri­ca y Ca­ri­be de In­ter­brand, la mar­ca país es un ac­ti­vo vi­vo, di­se­ña­do pa­ra pro­mo­ver la co­ne­xión en­tre una na­ción y quie­nes se re­la­cio­nan con ella. “Es el me­dio pa­ra que las per­so­nas co­noz­can, en­tien­dan y ha­blen de las cua­li­da­des de la gen­te que re­si­de en él, de su cul­tu­ra y su per­so­na­li­dad. Bien ges­tio­na­da pro­mue­ve las re­la­cio­nes, el or­gu­llo y fa­ci­li­ta la di­fe­ren­cia­ción”, ex­pre­sa.

Le pre­sen­ta­mos las mar­cas y dis­tin­ti­vos con las que se es­tá pro­mo­vien­do los paí­ses.

La mar­ca país es un ac­ti­vo vi­vo, di­se­ña­do pa­ra pro­mo­ver la co­ne­xión en­tre una na­ción y quie­nes se re­la­cio­nan con ella Va­nes­sa Es­qui­vel, Con­sul­ting Di­rec­tor Mé­xi­co, Cen­tro Amé­ri­ca y Ca­ri­be de In­ter­brand

Newspapers in Spanish

Newspapers from Guatemala

© PressReader. All rights reserved.