Diario El Heraldo - - Opinión -

Ya no hay es­pe­ran­za”, di­jo la ma­dre hon­du­re­ña, con voz do­li­da y acen­to llo­ro­so. “Me lla­mó ha­ce po­co, se­rá de­por­ta­do; en es­te mo­men­to me lo lle­van al ae­ro­puer­to”.

Era una en­tre­vis­ta en vi­vo por CNN res­pon­dió al pe­rio­dis­ta: “Lo aga­rra­ron al cru­zar la fron­te­ra. No pu­do ex­pli­car su ca­so, no ha­bla bien. Tie­ne 30 años, pe­ro es re­tra­sa­do, su men­te es la de un ni­ño de 15 años. El abo­ga­do ha tra­ta­do de ha­cer al­go, pe­ro no le ha­cen ca­so”.

El abo­ga­do, que tam­bién es­ta­ba en ca­bi­na, ha­bía guar­da­do in­for­ma­ción pa­ra el mo­men­to más dra­má­ti­co: el ofi­cial de mi­gra­ción ha­bía de­ci­di­do tras­la­dar al mi­gran­te a un cen­tro pro­vi­sio­nal du­ran­te 15 días pa­ra es­tu­diar su ca­so.

La ca­bi­na se lle­nó de ale­gría. “Es obra de Dios”, di­jo ella. “Es un mi­la­gro”, ex­cla­mó

Newspapers in Spanish

Newspapers from Honduras

© PressReader. All rights reserved.