His­tó­ri­co tras­la­do de 755 pan­di­lle­ros

Ope­ra­ti­vo Unos 4,000 ele­men­tos del or­den mo­vi­li­za­ron en 50 con­vo­yes mi­li­ta­res a ma­reos de la 18 y la MS13 a la cár­cel co­no­ci­da co­mo El Po­zo, en Ila­ma, San­ta Bár­ba­ra, co­mo par­te de las ac­cio­nes pa­ra po­ner or­den

Diario El Heraldo - - Sucesos - TEGUCIGALPA Re­dac­ción El Heraldo dia­rio@el­he­ral­do.hn

El apa­ra­to de se­gu­ri­dad del Es­ta­do hi­zo his­to­ria ayer. La mi­sión era so­me­ter al cri­men.

En una ope­ra­ción sin pre­ce­den­tes, 755 miem­bros de las es­truc­tu­ras cri­mi­na­les de la pan­di­lla 18 y la MS-13 fue­ron tras­la­da­dos del cen­tro pe­nal de San Pe­dro Su­la a la cár­cel de má­xi­ma se­gu­ri­dad co­no­ci­da co­mo El Po­zo, en Ila­ma, San­ta Bár­ba­ra.

Fue un con­tin­gen­te de más de 4,000 mil mi­li­ta­res y po­li­cías el que sa­có de sus có­mo­das cel­das a los pan­di­lle­ros y ma­re­ros sin que se re­por­ta­ran in­ci­den­tes.

En la ope­ra­ción se uti­li­za­ron más de 200 vehícu­los, aviones y he­li­cóp­te­ros ar­ti­lla­dos.

Des­de las 3:00 de la ma­dru­ga­da, los equi­pos se reunie­ron en las ins­ta­la­cio­nes de la Fuer­za de Se­gu­ri­dad Na­cio­nal (Fu­si­na) pa­ra lue­go ha­cer el des­plie­gue en los al­re­de­do­res del cen­tro pe­nal y en to­do el tra­yec­to de la ca­rre­te­ra CA-5 por don­de pa­só el con­voy mi­li­tar rum­bo a San­ta Bár­ba­ra.

El pe­rí­me­tro del pe­nal fue ro­dea­do por equi­pos mi­li­ta­res. Tras to­mar sus pues­tos, los uni­for­ma­dos, ar­ma­dos con fu­si­les, bom­bas la­cri­mó­ge­nas y equi­pos an­ti­mo­ti­nes, in­gre­sa­ron al pe­nal y rom­pie­ron los por­to­nes de las cel­das ex­clu­si­vas pa­ra los dos gru­pos an­ti­so­cia­les.

A las 7:00 AM los miem­bros de la pan­di­lla 18 fue­ron

sa­ca­dos de su acon­di­cio­na­da “gua­ri­da” y fue­ron lle­va­dos a la can­cha, don­de fue­ron es­po­sa­dos y subidos a los ca­mio­nes mi­li­ta­res que es­ta­ban fren­te al por­tón prin­ci­pal del re­cin­to.

Des­de los te­chos del pre­si­dio, así co­mo de los to­rreo­nes, eran vi­gi­la­dos por los uni­for­ma­dos ar­ma­dos, ade­más de que du­ran­te to­da la eje­cu­ción de la ope­ra­ción un he­li­cóp­te­ro so­bre­vo­la­ba to­da el área del pe­nal.

De for­ma si­mul­tá­nea la mis­ma ope­ra­ción se eje­cu­ta­ba en el área de la MS-13, pe­ro es­tos in­di­vi­duos fue­ron sa­ca­dos por el la­do su­r­es­te, don­de los agen­tes abrie­ron un bo­que­te en la pa­red del mu­ro.

Por el agu­je­ro fue­ron sa­lien­do al me­nos 200 miem­bros de la MS-13 en­cha­cha­dos, los que fue­ron subidos a los ca­mio­nes fuer­te­men­te cus­to­dia­dos.

Se­pa­rar la sa­li­da de los miem­bros de las dos es­truc­tu- ras de­lic­ti­vas fue una de­ci­sión que se to­mó pa­ra que no se pro­du­je­ra un en­fren­ta­mien­to.

Den­tro de la cár­cel la se­gu­ri­dad era ex­tre­ma, mien­tras los pri- va­dos de li­ber­tad eran sa­ca­dos pa­ra ser tras­la­da­dos al pe­nal de Ila­ma.

No hu­bo opo­si­ción de los reos, se­gún fuen­tes ofi­cia­les, de­bi­do a la pla­ni­fi­ca­ción y a que no se fil­tró in­for­ma­ción pre­vio a las ac­cio­nes en­ca­mi­na­das al com­ba­te de los crí­me­nes y ex­tor­sio­nes que los pan­di­lle­ros pla­nea­ban des­de el pe­nal. Los ma­re­ros que fue­ron lle­va­dos a la cár­cel de má­xi­ma se­gu- ri­dad eran los que or­de­na­ban ex­tor­sio­nes, se­cues­tros y ase­si­na­tos des­de el pe­nal sam­pe­drano, se­gún in­for­ma­cio­nes de los cuer­pos de In­te­li­gen­cia del Es­ta­do.

Tras­la­do

Cer­ca de las 8:00 AM, mien­tras los con­tin­gen­tes tra­ba­ja­ban en el in­te­rior de la cár­cel, fa­mi­lia­res de los pri­va­dos de li­ber­tad co­men­za­ron a lle­gar con bol­sas de co­mi­da a los al­re­de­do­res, pues in­di­ca­ron que los miér­co­les era día de vi­si­ta.

A las 9:40 AM los 50 ca­mio­nes car­ga­dos con los reos se for­ma­ron en fi­la pa­ra el con­voy en­ca­be­za­do por mo­to­ci­cle­tas con mi­li­ta­res, po­li­cías de trán­si­to y pa­tru­llas. El pri­mer con­voy sa­lió a las 10:00 AM por el bu­le­var del Sur de San Pe­dro Su­la y to­mó la ca­rre­te­ra a Tegucigalpa pa­ra lle­gar al des­vío de Pi­to So­lo y arri­bar a Ila­ma, San­ta Bár­ba­ra.

El se­gun­do des­fi­le de ca­mio­nes cus­to­dia­dos por ca­rros mi­li­ta­res que iban ar­ma­dos con ame­tra­lla­do­ras sa­lió mi­nu­tos des­pués por la mis­ma ru­ta.

Al sa­lir de Vi­lla­nue­va, uno de los ca­mio­nes se de­tu­vo, pues un pri­va­do de li­ber­tad

su­pues­ta­men­te con­vul­sio­nó, por lo que fue pa­sa­do a una am­bu­lan­cia que era par­te del con­voy en la que le brin­da­ron la aten­ción mé­di­ca.

Du­ran­te el re­co­rri­do, las ca­rre­te­ras es­ta­ban res­guar­da­das por miem­bros de los di­fe­ren­te ba­ta­llo­nes de Hon­du­ras que fue­ron mo­vi­li­za­dos pa­ra la Ope­ra­ción Ar­pía.

Atrás, los reos de la pan­di­lla 18 de­ja­ron el mó­du­lo en el que te­nían áreas ex­clu­si­vas pa­ra sus vi­si­tas con­yu­ga­les de­co­ra­das con lu­ces de co­lo­res, así co­mo cli­ma­ti­za­das y con te­le­vi­so­res plas­ma y

equi­pos de so­ni­do mo­der­nos.

Pa­ra su abas­te­ci­mien­to te­nían un mi­ni­sú­per sur­ti­do con di­fe­ren­tes pro­duc­tos y mer­ca­de­rías pa­ra la ven­ta.

Lle­ga­da a El Po­zo

Una vez que in­gre­sa­ron los pe­sa­dos au­to­mó­vi­les a la cár­cel ca­da gru­po de pri­va­dos de li­ber­tad fue en­tre­ga­do a las au­to­ri­da­des del Ins­ti­tu­to Pe­ni­ten­cia­rio, don­de se si­guie­ron to­dos los pro­ce­di­mien­tos de re­gis­tro y con­trol pa­ra su in­gre­so.

Co­mo par­te de las nor­mas a cum­plir, ca­da reo re­ci­bió

su ove­rol co­mo uni­for­me, el cual es de uso obli­ga­to­rio en vir­tud de que no ten­drán más ac­ce­so a sus pren­das per­so­na­les.

Los uni­for­mes son anaran­ja­do pa­ra má­xi­ma se­gu­ri­dad, azul pa­ra me­dia­na se­gu­ri­dad y ver­de pa­ra mí­ni­ma, se­gún in­for­mó Ca­sa Pre­si­den­cial

(1) Uno de los pan­di­lle­ros que fue­ron tras­la­da­dos cuan­do era cam­bia­do de vehícu­lo por ele­men­tos mi­li­ta­res. (2) Los mo­vi­li­za­dos son in­te­gran­tes de la pan­di­lla 18 y la MS-13. (3) Du­ran­te la ac­ción se re­qui­rió un he­li­cóp­te­ro de la Fuer­za Aé­rea. (4) Mi­li­ta­res ar­ti­lla­dos es­ta­ban lis­tos. Ni si­quie­ra la llu­via los mo­vió de sus pues­tos. (5) El vas­to con­tin­gen­te mi­li­tar re­du­jo a la im­po­ten­cia a los pan­di­lle­ros. (6) Los reos fue­ron mo­vi­li­za­dos en 50 con­vo­yes de la Po­li­cía Mi­li­tar. (7) Los al­re­de­do­res del pe­nal de San Pe­dro Su­la fue­ron sa­tu­ra­dos de mi­li­ta­res. (7) Ins­tan­te en que los reos lle­ga­ban a El Po­zo, en Ila­ma, San­ta Bár­ba­ra.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Honduras

© PressReader. All rights reserved.