En mar­cha me­di­das que vuel­ven ri­gu­ro­so el sis­te­ma pe­ni­ten­cia­rio

Reos de alta pe­li­gro­si­dad so­lo re­ci­bi­rán sol una ho­ra al día. Ade­más, se les res­trin­gen las vi­si­tas con­yu­ga­les. Los re­clu­sos se­rán uni­for­ma­dos y ra­pa­dos. Vie­ne ex­pro­pia­ción de los pre­dios ale­da­ños a las cár­ce­les

Diario El Heraldo - - Sucesos - TE­GU­CI­GAL­PA El Heraldo dia­rio@el­he­ral­do.hn

Las re­for­mas he­chas re­cien­te­men­te por el Con­gre­so Na­cio­nal (CN) a la Ley del Ins­ti­tu­to Na­cio­nal Pe­ni­ten­cia­rio (INP) vol­ve­rán más ri­gu­ro­so es­te sis­te­ma que es­tu­vo aban­do­na­do por más de 20 años.

Con las me­di­das to­ma­das por los le­gis­la­do­res se evi­ta­rán que los pre­si­dia­rios or­de­nen crí­me­nes, se­cues­tros y has­ta el co­bro del im­pues­to de gue­rra.

Una de las no­ve­do­sas re­for­mas es la con­for­ma­ción de un Con­se­jo Téc­ni­co In­ter­dis­ci­pli­na­rio con el fin de pre­ve­nir la re­in­ci­den­cia de los pri­va­dos de li­ber­tad y fo­men­tar el res­pe­to en­tre sí mis­mos pa­ra lo­grar una ver­da­de­ra re­in­ser­ción en la sociedad.

Es­te Con­se­jo ten­drá fa­cul­ta­des de ais­lar en cel­das a los pri­va­dos de li­ber­tad con con­duc­ta inade­cua­da en los pre­si­dios.

Tam­bién, po­drá re­eva­luar la cla­si­fi­ca­ción de pe­li­gro­si­dad o agre­si­vi­dad de la per­so­na pri­va­da de li­ber­tad.

Por otra par­te, el ar­tícu­lo 89 de di­cha le­gis­la­ción es­ta­ble­ce las con­di­cio­nes en las que los pri­va­dos de li­ber­tad pue­den re­ci­bir vi­si­tas.

“Las per­so­nas in­ter­nas pue­den go­zar del be­ne­fi­cio de re­ci­bir vi­si­tas de su cón­yu­ge en ins­ta­la­cio­nes ade­cua­das pa­ra ello”, es­ta­ble­ce es­te ar­tícu­lo.

De es­tos be­ne­fi­cios se ex­cep­túan los pre­si­dia­rios con­si­de­ra­dos de alta pe­li­gro­si­dad.

Es­te ápi­ce abar­ca a los reos que se en­cuen­tran in­ter­nos en la cár­cel de má­xi­ma se­gu­ri­dad de Ila­ma, San­ta Bar­ba­ra.

Ger­man Mc­niel, sub­di­rec­tor del INP, ex­pli­có que las re­for­mas traen un “cam­bio ra­di­cal” en los 27 cen­tros pe­ni­ten­cia­rios del país.

“Ese cam­bio se ve re­fle­ja­do con la im­ple­men­ta­ción del re­cien­te tras­la­do de los 755 miem­bros de la MS y de la pan­di­lla 18 que se en­con­tra­ban re­clui­dos en el cen­tro pe­nal de San Pe­dro Su­la, ope­ra­ción que fue di­ri­gi­da por el pre­si­den­te Juan Or­lan­do Her­nán­dez jun­to a las au­to­ri­da­des de la Fuer­za de Se­gu­ri­dad In­te­ri­ns­ti­tu­cio­nal Na­cio­nal (Fu­si­na)”, ase­gu­ró Mc­niel.

Otras de las ac­cio­nes con­tem­pla­das en las re­for­mas y que es­tán en eje­cu­ción es

la prohi­bi­ción del in­gre­so de dis­po­si­ti­vos elec­tró­ni­cos co­mo ser cá­ma­ras de vi­deo, fo­to­grá­fi­cas ni dro­nes, es­tos úl­ti­mos que pue­den ser des­trui­dos por el per­so­nal de los cen­tros pe­na­les.

Tam­bién se ha uni­for­ma­do a los reos de alta pe­li­gro­si­dad, a quie­nes se les con­fec­cio­nan tra­jes co­lor na­ran­ja, que se han uti­li­za­do en los úl­ti­mos tras­la­dos que se han rea­li­za­do a El Po­zo en Ila­ma.

Ade­más, a los pri­va­dos de li­ber­tad de alta pe­li­gro­si­dad y es­pe­cial­men­te a los in­te­gran­tes de ma­ras se les ha cor­ta­do el pe­lo.

En re­la­ción a la ex­pro­pia­ción de los pre­dios ale­da­ños a los cen­tros pe­ni­ten­cia­rios, se rea­li­za­rá un es­tu­dio en­tre el INP con apo­yo del Ins­ti­tu­to Na­cio­nal Agra­rio (INA) pa­ra de­ter­mi­nar el pre­cio de los te­rre­nos y de esa ma­ne­ra de­ter­mi­nar la can­ti­dad de re­cur­sos que de­be pa­gar el Es­ta­do pa­ra

ha­cer­se de ellos en un ra­dio de 500 me­tros a la redonda de los pre­si­dios.

Ac­tual­men­te, en los 27 cen­tros pe­na­les del país exis­ten 17,700 pri­va­dos de li­ber­tad de los cua­les 9,735, que re­pre­sen­tan el 55%, es­tán pro­ce­sa­dos y 7,965, que re­pre­sen­tan el 45%, es­tán con­de­na­dos

FOTO: EL HERALDO

La re­for­ma del sis­te­ma pe­ni­ten­cia­rio ini­ció la semana an­te­rior con el tras­la­do de 755 miem­bros de ma­ras a El Po­zo.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Honduras

© PressReader. All rights reserved.