Un in­ci­den­te bo­chor­no­so

Diario El Heraldo - - Opinión -

El con­trol mi­gra­to­rio en to­do país es­tá in­trín­se­ca­men­te vin­cu­la­do a la se­gu­ri­dad na­cio­nal y al com­ba­te de ries­gos po­ten­cia­les co­mo el cri­men or­ga­ni­za­do y el te­rro­ris­mo. De allí que a lo lar­go de los años mu­chas na­cio­nes han adop­ta­do me­di­das más du­ras pa­ra vi­gi­lar a quie­nes en­tran y sa­len de su te­rri­to­rio, a la vez que es­tre­chan la co­mu­ni­ca­ción con otros paí­ses en aras de pre­ve­nir y lu­char con­tra la delincuencia a lo in­terno de ca­da uno de ellos y tam­bién la que ope­ra a ni­vel in­ter­na­cio­nal. Es­tas ele­men­ta­les re­fle­xio­nes de­vie­nen del úl­ti­mo in­ci­den­te, bo­chor­no­so y muy preo­cu­pan­te, pro­ta­go­ni­za­do por el Ins­ti­tu­to Na­cio­nal de Migración (INM).

El miér­co­les 2 de agos­to, pe­se a que te­nían or­den de captura por la­va­do de ac­ti­vos, in­gre­sa­ron al país provenientes de Mia­mi, Jor­ge Ba­rra­la­ga Ri­ve­ra y su pa­re­ja, quie­nes pa­sa­ron co­mo Pe­dro por su ca­sa en las na­ri­ces del per­so­nal de Migración. El do­min­go 30 de ju­lio, su pa­dre y exo­fi­cial po­li­cial Jor­ge Al­ber­to Ba­rra­la­ga, la es­po­sa y dos mu­je­res más ha­bían si­do cap­tu­ra­dos co­mo sos­pe­cho­sos de nar­co­trá­fi­co y la­va­do de ac­ti­vos. Al día si­guien­te, 31 de ju­lio, fue en­via­da la aler­ta a Migración so­bre Ba­rra­la­ga Ri­ve­ra y su com­pa­ñe­ra, las que de­bían ser in­gre­sa­das ip­so fac­to en el sis­te­ma. Al te­nor de los he­chos, la du­da es si real­men­te el INM ac­tua­li­zó la aler­ta ya que de ha­ber si­do así ha­brían si­do de­te­ni­dos en Es­ta­dos Uni­dos.

Pe­ro la res­pues­ta de Migración por ha­ber de­ja­do pa­sar a la pa­re­ja no ha po­di­do ser más ab­sur­da: que Ba­rra­la­ga Ri­ve­ra te­nía or­den de captura por si sa­lía del país, no pa­ra en­trar.

¿En ma­nos de quié­nes es­tá el con­trol mi­gra­to­rio en nues­tro país? Re­cor­de­mos que en 2014 fue­ron apro­ba­das le­yes más se­ve­ras con­tra el la­va­do, debido a que el 20% del di­ne­ro que mue­ve el nar­co­trá­fi­co en Cen­troa­mé­ri­ca se blan­quea­ba en Hon­du­ras. Re­cor­de­mos los es­fuer­zos de las autoridades y el re­cla­mo de la po­bla­ción pa­ra que ce­se la im­pu­ni­dad y co­rrup­ción. La Ope­ra­ción Per­seo ha ge­ne­ra­do reac­cio­nes po­si­ti­vas y se es­pe­ran más ac­cio­nes con­tra per­so­na­jes co­lu­di­dos con el cri­men or­ga­ni­za­do. Pe­ro que el INM se ha­ya evi­den­cia­do co­mo un es­la­bón dé­bil en es­ta lu­cha es cau­sa de re­pu­dio y tam­bién de alar­ma. Ge­ne­ra la mis­ma sen­sa­ción de es­tar dur­mien­do con la puer­ta de la ca­sa abier­ta de par en par

Newspapers in Spanish

Newspapers from Honduras

© PressReader. All rights reserved.