DE CHI­COS

No­so­tros tam­bién ha­ce­mos nues­tra lis­ta con de­seos y me­tas... Y pa­sa­mos por al­gu­nos ba­ches pa­ra con­se­guir­los.

15 a 20 - - BOYS - Por Mr. Eco

Es muy cu­rio­so, pe­ro aun­que en el fon­do los pro­pó­si­tos de hom­bres y mu­je­res son pa­re­ci­dos, en la for­ma son to­tal­men­te dis­tin­tos. ¿A qué me re­fie­ro? Aquí un ejem­plo sen­ci­llo: es­toy ca­si 100% se­gu­ro que el pri­mer ob­je­ti­vo de am­bos al ini­ciar enero es con­se­guir el amor; sin em­bar­go, he ob­ser­va­do a tra­vés de mis her­ma­nas y so­bri­nas, quie­nes se ins­cri­ben al gym, que

LAS CHA­VAS SIEM­PRE PO­NEN CO­MO #1 EN LA LIS­TA HA­CER EJER­CI­CIO PA­RA ES­TAR EN ME­JOR FOR­MA Y TE­NER EL CUER­PO DE KIM KAR­DAS­HIAN.

En cam­bio, los cha­vos no ve­mos al fí­si­co co­mo el vehícu­lo prin­ci­pal pa­ra con­quis­tar a al­guien, nues­tras prio­ri­da­des son en ex­tre­mo di­fe­ren­tes...

PRI­MER PRO­PÓ­SI­TO: CON­TAR CON LA­NA

Los miem­bros del se­xo mas­cu­lino te­ne­mos al­go cla­ro: pa­ra ‘con­se­guir’ a esa chi­ca bo­ni­ta, más allá de un cuer­po atrac­ti­vo es ne­ce­sa­rio di­ne­ro, de otra for­ma no ha­brá pa­seos ni re­ga­los que nos per­mi­tan con­quis­tar­la. En mi ca­so, to­da­vía re­cuer­do te­ner que ven­der un gad­get pa­ra in­vi­tar a mi no­via al con­cier­to de Cold­play. La ver­dad sí me do­lió des­ha­cer­me de mi iPod, pe­ro no po­día fa­llar­le y no lle­var­la a ver a su gru­po fa­vo­ri­to.

SE­GUN­DO PRO­PÓ­SI­TO: PRO­BAR TU FUER­ZA

Sien­do ho­nes­tos, una de las co­sas que más nos ator­men­ta mien­tras cre­ce­mos es ser vis­tos por el res­to co­mo el dé­bil de la ma­na­da. Por lo tan­to, si es­ta­mos fla­cos, so­mos tí­mi­dos o inex­per­tos, in­ten­ta­re­mos cam­biar esa ima­gen a to­da cos­ta y apa­ren­tar ser su­per­hom­bres: ése se­rá el se­gun­do ob­je­ti­vo del año. Per­so­nal­men­te, cuan­do to­mé las pe­sas por pri­me­ra vez lo hi­ce más pen­san­do en lu­cir co­mo Thor e in­fun­dir mie­do y res­pe­to en­tre mis com­pa­ñe­ros, que por ver­me más ‘bo­ni­to’. En el te­ma de los no­viaz­gos su­ce­dió igual: la ne­ta sí an­du­ve con al­gu­nas ni­ñas só­lo con el ob­je­ti­vo de en­sa­yar y aga­rrar ex­pe­rien­cia.

TER­CER PRO­PÓ­SI­TO: DES­TA­CAR POR AL­GO

Has­ta hoy no he co­no­ci­do un hom­bre que no quie­ra so­bre­sa­lir an­te el res­to, ya sea co­mo el más fuer­te, in­te­li­gen­te, con di­ne­ro, etc., el pun­to es po­seer una cua­li­dad o bien ma­te­rial digno de ad­mi­ra­ción. Ésa es la ra­zón por la cual ca­da año in­ten­ta­re­mos ser me­jo­res en lo que nos apa­sio­na sin im­por­tar cuán­to di­ne­ro o tiem­po in­vir­ta­mos; al fi­nal, cree­mos que to­do se re­com­pen­sa al mo­men­to de ga­nar el re­co­no­ci­mien­to de los de­más por­que en el fon­do, ése es el com­ple­men­to per­fec­to pa­ra bus­car ser fe­liz a lo lar­go del año, ¿no?

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.