Saúl Ancona Sa­la­zar, di­rec­tor de Tu­ris­mo del Ayun­ta­mien­to de Cam­pe­che Por un tu­ris­mo re­gio­nal

Diario de Yucatán - - ESPECIAL - Por Carlos Cá­ma­ra Gu­tié­rrez

Se de­cla­ra fiel cre­yen­te del tu­ris­mo re­gio­nal. Su an­he­lo es que en un fu­tu­ro cer­cano se con­cre­te un pro­yec­to tu­rís­ti­co en el que se apro­ve­chen las for­ta­le­zas y atrac­ti­vos de los tres es­ta­dos que in­te­gran la Pe­nín­su­la.

Saúl Ancona Sa­la­zar, ex­se­cre­ta­rio de Tu­ris­mo de Yu­ca­tán, se di­ce apa­sio­na­do de la pro­mo­ción de la in­dus­tria re­crea­ti­va y cul­tu­ral que re­dun­de en ma­yo­res opor­tu­ni­da­des pa­ra to­dos los sec­to­res de la so­cie­dad.

El maes­tro en Pu­bli­ci­dad y Re­la­cio­nes Pú­bli­cas por la Uni­ver­si­dad Anáhuac Ma­yab y con es­tu­dios de li­cen­cia­tu­ra en Tu­ris­mo, Ho­te­le­ría y Gas­tro­no­mía, se con­vir­tió el lu­nes 1 pa­sa­do en el pri­mer in­te­gran­te del ga­bi­ne­te es­ta­tal del ex­go­ber­na­dor Ro­lan­do Za­pa­ta Be­llo en te­ner una nue­va en­co­mien­da pú­bli­ca, aho­ra co­mo di­rec­tor de Tu­ris­mo y Cul­tu­ra del Ayun­ta­mien­to de Cam­pe­che.

¿Có­mo se con­vir­tió en fun­cio­na­rio del Ayun­ta­mien­to de Cam­pe­che, en­ca­be­za­do por un al­cal­de de ex­trac­ción pa­nis­ta?

Co­no­cí al ac­tual pre­si­den­te mu­ni­ci­pal de Cam­pe­che, Eli­seo Fer­nán­dez Mon­tu­far, me­ses atrás y pla­ti­ca­mos so­bre la vi­sión del tu­ris­mo, en lo que en­ton­ces ha­cía en Yu­ca­tán y có­mo veía a Cam­pe­che, con­si­de­ran­do que vi­ví en esa ciu­dad ca­si dos años an­tes de ocu­par el car­go de se­cre­ta­rio de Tu­ris­mo. Du­ran­te el en­cuen­tro ha­bla­mos de las áreas de opor­tu­ni­dad que te­nía la ciu­dad de Cam­pe­che por su gran acer­vo cul­tu­ral e his­tó­ri­co y el ni­vel tu­rís­ti­co que po­día te­ner pa­ra un ma­yor apro­ve­cha­mien­to. Des­pués nos vol­vi­mos a re­unir en otras oca­sio­nes y de ahí sur­gió su ge­ne­ro­sa in­vi­ta­ción y fi­nal­men­te ac­ce­dí.

¿Por qué acep­tó, no re­pre­sen­ta un re­tro­ce­so en su tra­yec­to­ria pro­fe­sio­nal?

Los re­tos nun­ca son ni se­rán un re­tro­ce­so. Hay ele­men­tos im­por­tan­tes pa­ra acep­tar nue­vos pro­yec­tos y es la dis­po­si­ción, el áni­mo de quien te los pro­po­ne y lo que tú deseas al­can­zar a ni­vel pro­fe­sio­nal. Re­gre­sión po­dría ser vi­vir de la nos­tal­gia, de lo que fue o pu­do ser y eso no es vá­li­do por­que ya es­tá he­cho y re­co­no­ci­do. Re­tro­ce­so es es­tar en un lu­gar don­de no te reali­ces co­mo per­so­na, aun­que sea un pues­to igual o ma­yor del que te­nías. Im­pul­sar tu­rís­ti­ca­men­te a la ciu­dad de Cam­pe­che es una ex­ce­len­te opor­tu­ni­dad que agra­dez­co.

An­tes tra­ba­jó pa­ra un go­bierno priis­ta, aho­ra pa­ra uno pa­nis­ta, ¿cuál es la di­fe­ren­cia?

Nin­gu­na. Hay que ser pro­fe­sio­nal. No me con­tra­ta­ron por la ideo­lo­gía o creen­cia per­so­nal que pu­die­ra te­ner. Es­toy, co­mo he di­cho an­te­rior­men­te, en un pro­yec­to am­bi­cio­so y con mu­chas po­si­bi­li­da­des de con­tri­buir a un cam­bio sus­tan­cio­so, a la me­di­da de lo po­si­ble. En pers­pec­ti­va, re­pre­sen­ta un desafío co­mo el que em­pren­dí en 2012 en el go­bierno es­ta­tal de Yu­ca­tán.

¿Cuál con­si­de­ra que es su prin­ci­pal le­ga­do a Yu­ca­tán co­mo se­cre­ta­rio de Tu­ris­mo?

Yo co­mul­go con las es­ta­dís­ti­cas. Ahí es­tán los nú­me­ros que de­ja­mos en ma­te­ria de pro­mo­ción de 2012 a 2018. Las obras y los pro­yec­tos de éxi­to que aho­ra son re­fe­ren­tes na­cio­na­les del tu­ris­mo. Por ejem­plo, du­ran­te el se­xe­nio, de oc­tu­bre de 2012 a ju­lio pa­sa­do, lle­ga­ron a Yu­ca­tán 8.7 mi­llo­nes de tu­ris­tas, de los cua­les el 77% son na­cio­na­les y el res­to ex­tran­je­ros, lo que re­pre­sen­ta un cre­ci­mien­to pro­me­dio de 6.1%. Tam­bién en ocupación ho­te­le­ra hu­bo un in­cre­men­to de 9.2 pun­tos por­cen­tua­les. Se­gún las ci­fras, 62.2% es el pro­me­dio anual en Mé­ri­da. En tu­ris­mo de reunio­nes 314,845 per­so­nas acu­die­ron a 1,262 even­tos, co­mo con­gre­sos y con­ven­cio­nes. El 86% fue de cor­te na­cio­nal y el 14.4% in­ter­na­cio­na­les, lo que sig­ni­fi­ca un 17.4% de cre­ci­mien­to pro­me­dio anual. Ahí es­tán los re­gis­tros do­cu­men­ta­dos.

¿Qué le fal­tó por cum­plir, qué le de­jó insatisfecho, a qué se de­bió?

Yu­ca­tán es y de­be ser un diá­lo­go con­ti­nuo con to­dos los ac­to­res y de to­dos los ni­ve­les pa­ra pro­cu­rar una cons­tan­te trans­for­ma­ción. El tiem­po siem­pre jue­ga en con­tra en el sec­tor pú­bli­co, pe­ro no en la so­cie­dad ci­vil, en­ton­ces lo que te­ne­mos que ha­cer es con­cre­tar sus de­man­das en he­chos y ac­cio­nes de go­bierno, y lo­grar, co­mo lo hi­ci­mos, una co­rres­pon­sa­bi­li­dad por­que siem­pre hay mu­cho más por ha­cer to­dos los días. Creo que hi­zo fal­ta sin du­da au­men­tar la per­noc­ta en Mé­ri­da, lle­gar a una me­ta de al me­nos dos no­ches de ma­ne­ra per­ma­nen­te, y en los prin­ci­pa­les cen­tros tu­rís­ti­cos del es­ta­do, co­mo Va­lla­do­lid, Iza­mal, Pro­gre­so, Ux­mal y Chi­chén It­zá.

Ade­más, ge­ne­rar el arri­bo de más cru­ce­ros, que si bien so­mos el cuar­to puer­to más im­por­tan­te del país, des­pués de Co­zu­mel, Mahahual y En­se­na­da, no lo­gra­mos po­ten­ciar más el arri­bo de los bar­cos y ex­cur­sio­nis­tas.

Nos que­dó pen­dien­te el pro­yec­to de ilu­mi­na­ción noc­tur­na de Ux­mal y la eje­cu­ción de la obra de mo­der­ni­za­ción del Pa­ra­dor Tu­rís­ti­co de Chi­chén It­zá, con­so­li­dar el tu­ris­mo mé­di­co y mo­ti­var la in­ver­sión pri­va­da tu­rís­ti­ca en el in­te­rior del es­ta­do. En el ca­so de la ocupación ho­te­le­ra, nos to­pa­mos con el au­men­to en el nú­me­ro de cuar­tos, lo que hi­zo que el por­cen­ta­je de ocupación no cre­cie­ra al au­men­tar sus­tan­cial­men­te la ofer­ta. Si el nú­me­ro de cuar­tos no au­men­ta­ra, el fac­tor de ocupación ha­bría si­do ma­yor.

¿Cuá­les son sus tres prin­ci­pa­les pro­yec­tos en su nue­vo en­car­go?

Ge­ne­rar pro­duc­to cul­tu­ral y pro­mo­ver­lo tu­rís­ti­ca­men­te en los mer­ca­dos emi­so­res in­me­dia­tos de la ciu­dad de Cam­pe­che en tér­mi­nos ge­ne­ra­les, y es­pe­cí­fi­ca­men­te le co­rres­pon­de­rá al pre­si­den­te mu­ni­ci­pal de la ciu­dad en tiem­po y for­ma de pre­sen­tar­los. Pe­ro sin du­da, y ese es mi com­pro­mi­so, lo­grar una no­to­rie­dad de to­do lo bueno y lo me­jor de es­ta his­tó­ri­ca ciu­dad de la Pe­nín­su­la.

En una pa­la­bra, ¿có­mo de­fi­ni­ría su pa­so co­mo se­cre­ta­rio de Tu­ris­mo en Yu­ca­tán?

Pa­sión. Hay que te­ner pa­sión por el tu­ris­mo.

¿Qué opi­na de su su­ce­so­ra en el go­bierno de Yu­ca­tán?

Creo que Mi­che­lle (Frid­man Hirsch) po­drá ex­pan­dir las gran­des opor­tu­ni­da­des que Yu­ca­tán tie­ne. Co­mo siem­pre he di­cho, hay que cons­truir de lo rea­li­za­do, por lo me­nos fue mi ca­so, y con­si­de­ro que la nue­va ti­tu­lar de Tu­ris­mo cuen­ta con un es­pí­ri­tu in­no­va­dor pa­ra desa­rro­llar una nue­va eta­pa pa­ra la ac­ti­vi­dad tu­rís­ti­ca en el Es­ta­do.

¿En su nue­vo car­go bus­ca­rá com­ple­men­tar su lí­nea de tra­ba­jo en­tre Cam­pe­che y Yu­ca­tán?, ¿có­mo?

Por su­pues­to, soy fiel cre­yen­te del tu­ris­mo re­gio­nal, pe­ro to­do tie­ne su mo­men­to y su tiem­po. Pri­me­ro for­ta­le­ce­re­mos la iden­ti­dad tu­rís­ti­ca y cul­tu­ral de la ciu­dad de Cam­pe­che. Pa­so a pa­so siem­pre se lle­ga más le­jos. Hay que apos­tar a fa­vor del tu­ris­mo re­gio­nal en la Pe­nín­su­la pa­ra be­ne­fi­ciar a las co­mu­ni­da­des; es­to a tra­vés de la in­te­gra­ción de nue­vos pro­duc­tos que per­mi­tan un ma­yor in­te­rés en la vi­si­ta, co­mo en el ca­so del mu­ni­ci­pio de Cam­pe­che y sus co­mu­ni­da­des.

“Mi com­pro­mi­so, co­mo di­rec­tor de Tu­ris­mo del Ayun­ta­mien­to de Cam­pe­che, es lo­grar una no­to­rie­dad de to­do lo bueno y lo me­jor de es­ta his­tó­ri­ca ciu­dad

Ima­gen de la Pla­za de la In­de­pen­den­cia, y un de­ta­lle de la Ca­te­dral, en el co­ra­zón de la ciu­dad de San Fran­cis­co de Cam­pe­che, Cam­pe­che, ur­be que es con­si­de­ra­da Pa­tri­mo­nio Cul­tu­ral de la Hu­ma­ni­dad por la Unes­co

So­bre es­tas lí­neas, Saúl Ancona Sa­la­zar, di­rec­tor de Tu­ris­mo y Cul­tu­ra del Ayun­ta­mien­to de Cam­pe­che, con el al­cal­de de esa ciu­dad, Eli­seo Fer­nán­dez Mon­tu­far. A la iz­quier­da, un as­pec­to de un atar­de­cer en la bahía de la ca­pi­tal cam­pe­cha­na

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.