Tec­no­lo­gía pa­ra to­dos

El Financiero Monterrey - - ENTRE LÍNEAS - Víc­tor Ro­me­ro Opi­ne us­ted: vhrch2502@gmail.com

Muy buen día que­ri­dos lec­to­res, mu­chas gra­cias por de­di­car unos minutos pa­ra leer la columna De Ca­fé y Tec­no­lo­gía.

El día de ayer se inau­gu­ró el VII Congreso Sín­dro­me de Down, con quien co­la­bo­ra­mos ya des­de ha­ce va­rios años. Me en­can­tó es­cu­char leer a una me­dia de­ce­na de chi­cos en­tu­sias­tas, hasta que en­tró en es­ce­na un jo­ven con sín­dro­me de down y ras­gos de au­tis­mo, quien con apo­yo de una ta­ble­ta lo­gró co­mu­ni­car­se ver­bal­men­te, la ta­ble­ta se­guía las ins­truc­cio­nes de lo que él que­ría de­cir.

Pla­ti­can­do con Abril Olivares, ma­dre de Ima­nol, del jo­ven de quien les pla­ti­co, coin­ci­di­mos que la tec­no­lo­gía es un apo­yo, pero lo más im­por­tan­te es que de­trás del uso de la ta­ble­ta exis­te un enor­me tra­ba­jo pre­vio de apren­di­za­je, el hard­wa­re y soft­wa­re no re­suel­ven el pro­ble­ma de co­mu­ni­ca­ción ver­bal, so­la­men­te lo fa­ci­li­ta.

Un pun­to pa­ra re­fle­xio­nar de la tec­no­lo­gía, es la ex­pec­ta­ti­va, la ex­pec­ta­ti­va de ur­gen­cia en te­ner un re­sul­ta­do y co­mo ejem­plo se me vino a la men­te una cal­cu­la­do­ra muy po­pu­lar en­tre los que es­tu­dia­mos in­ge­nie­ría en los años 90´s, que prác­ti­ca­men­te in­gre­sa­bas da­tos y lis­to, el re­sul­ta­do es­ta­ba lis­to en me­nos de un se­gun­do; ha­cer una trans­for­ma­da de La­pla­ce a mano, eso real­men­te era cham­ba ¡y de una ho­ra!

Hay una apli­ca­ción gra­tui­ta pa­ra dis­po­si­ti­vos mó­vi­les que geo lo­ca­li­za y le ayu­da a las per­so­nas con dis­ca­pa­ci­dad in­te­lec­tual a re­gre­sar a ca­sa, pla­ti­can­do con ex­per­tos en el congreso, ven en el soft­wa­re (APP´s) el ma­yor apo­yo en cuan­to tec­no­lo­gía se re­fie­re pa­ra fa­ci­li­tar la vi­da a las per­so­nas con dis­ca­pa­ci­dad.

Hoy en día, las me­jo­res es­cue­las pa­ra chi­cos con sín­dro­me de down, son las es­cue­las con­ven­cio­na­les, en don­de fo­men­tan la in­te­gra­ción, esa es la me­jor es­cue­la.

El pun­to de coin­ci­den­cia tie­ne que ver con el la to­le­ran­cia a la frus­tra­ción, hay una APP que les ex­pli­ca a las per­so­nas con una dis­ca­pa­ci­dad in­te­lec­tual, el pa­so a pa­so pa­ra ha­cer­se un sánd­wich o bien, la­var la ro­pa pa­so a pa­so, es­to los lle­va a crear un há­bi­to e ir pa­so a pa­so ven­cien­do la po­ca to­le­ran­cia a la frus­tra­ción.

Hoy acom­pa­ñé la es­cri­tu­ra con un ca­fé ame­ri­cano, aci­dez me­dia y aro­má­ti­co, apro­ve­cho pa­ra fe­li­ci­tar a los or­ga­ni­za­do­res de es­te congreso, me ha to­ca­do es­tar de cer­ca en to­do el es­fuer­zo que rea­li­zan pa­ra lle­var edu­ca­ción a pa­dres, abue­los y her­ma­nos de ni­ños con sín­dro­me de down.

Les de­seo un ex­tra­or­di­na­rio fin de se­ma­na en com­pa­ñía de la fa­mi­lia y amigos. ¡Pau­la, muy fe­liz cum­plea­ños hi­ja mía!

El au­tor es In­ge­nie­ro Me­cá­ni­co Ad­mnis­tra­dor, es­pe­cia­lis­ta en sis­te­mas de vi­deo, fun­da­dor de JSP So­lu­cio­nes SA de CV y Di­rec­tor Ge­ne­ral de AVP­roShow, con ex­pe­rien­cia de 19 años en el ramo de la In­dus­tria.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.