MO­TO­RIS­TAS EM­BIS­TIE­RON A CA­MIÓN

DOS jó­ve­nes mo­to­ris­tas que iban ba­jo los efec­tos del al­cohol, no res­pe­ta­ron su dis­tan­cia y se es­tre­lla­ron con­tra un ca­mión.

El Heraldo de Chiapas - - Policiaca - MAR­COS Ra­mos/corresponsal

Cin­ta­la­pa.- Dos jó­ve­nes mo­to­ris­tas que iban ba­jo los efec­tos del al­cohol, no res­pe­ta­ron la su dis­tan­cia y se es­tre­lla­ron con­tra la par­te tra­se­ra de un ca­mión; un mu­cha­cho que­dó mal­he­ri­do en el pa­vi­men­to, mien­tras que su “ami­go” lo aban­do­nó.

El ac­ci­den­te se re­gis­tró al­re­de­dor de las 3:00 de la ma­dru­ga­da del vier­nes, cuan­do los in­di­vi­duos via­ja­ban en una mo­to­ci­cle­ta Ita­li­ka ne­gra con ama­ri­llo sin pla­cas de cir­cu­la­ción so­bre la 1ª Po­nien­te, en­tre la 2ª y 3ª Sur.

De­bi­do a que iban pre­sun­ta­men­te a ex­ce­so de ve­lo­ci­dad, se es­tre­lla­ron con­tra el vehícu­lo pe­sa­do de tres to­ne­la­das con pla­cas de la en­ti­dad, que es­ta­ba apar­ca­do so­bre el la­do iz­quier­do de la ca­lle, des­car­gan­do car­ne de res en ca­na­les.

Jo­sé Luis “N”, de 22 años de edad apro­xi­ma­da­men­te y ori­gi­na­rio de es­te lu­gar, que­dó mal­he­ri­do en la cin­ta as­fál­ti­ca; en tan­to, su acom­pa­ñan­te se re­ti­ró.

Un po­li­cía de Ba­rrio que re­por­tó el in­ci­den­te al nú­me­ro de emer­gen­cias (911), y en po­cos mi­nu­tos los pa­ra­mé­di­cos de la Cruz Ro­ja Me­xi­ca­na brin­da­ron los pri­me­ros au­xi­lios al ac­ci­den­ta­do. Los so­co­rris­tas in­mo­vi­li­za­ron al jo­ven y lo tras­la­da­ron al Hos­pi­tal Bá­si­co Co­mu­ni­ta­rio pa­ra que re­ci­bie­ra aten­ción es­pe­cia­li­za­da.

Los pa­ra­mé­di­cos di­je­ron que tras re­vi­sar­lo, le de­tec­ta­ron una po­si­ble frac­tu­ra en el bra­zo de­re­cho y tam­bién en el de­do anu­lar de la mano iz­quier­da, así co­mo una he­ri­da en el bra­zo iz­quier­do de va­rios cen­tí­me­tros. Los mé­di­cos del hos­pi­tal lo man­da­ron a la ca­pi­tal, ya que tam­bién ha­bía su­fri­do un neu­mo­tó­rax que po­nía en ries­go su vi­da.

Los agen­tes de trán­si­to se en­car­ga­ron de los he­chos y por las con­di­cio­nes de sa­lud del mo­to­ris­ta, pu­sie­ron los vehícu­los a dis­po­si­ción del Mi­nis­te­rio Pú­bli­co, pa­ra des­lin­dar res­pon­sa­bi­li­da­des. La mo­to y el ca­mión fue­ron lle­va­dos al co­rra­lón don­de per­ma­ne­ce­rán.

Los mo­to­ris­tas al pa­re­cer iban ebrios. / Mar­cos Ra­mos

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.