Aten­ta­do en Aus­tra­lia, con signo del EI

El ata­can­te fa­lló en ha­cer ex­plo­tar un co­che con ci­lin­dros de gas, an­tes de en­fren­tar­se a po­li­cías

El Heraldo de Tabasco - - MUNDO - EFE, Reuters y AFP

MEL­BOUR­NE, Aus­tra­lia. Un hom­bre pren­dió fuego a una ca­mio­ne­ta lle­na de ci­lin­dros de gas en el cen­tro de la ciu­dad aus­tra­lia­na de Mel­bour­ne el vier­nes y apu­ña­ló a tres per­so­nas, una de las cua­les mu­rió, an­tes de ser aba­ti­do a ti­ros por la po­li­cía, en un ata­que reivin­di­ca­do ho­ras des­pués por el gru­po yiha­dis­ta Es­ta­do Is­lá­mi­co.

El ata­can­te, que no fue iden­ti­fi­ca­do pe­ro del que se sa­be que era co­no­ci­do por la po­li­cía y los ser­vi­cios de con­tra­te­rro­ris­mo, mu­rió me­dia ho­ra des­pués de lle­gar al hos­pi­tal, a don­de fue tras­la­da­do tras re­ci­bir un dis­pa­ro en el pe­cho de la po­li­cía cuan­do tra­ta­ba de re­du­cir­le.

"Por lo que sa­be­mos has­ta aho­ra de es­te in­di­vi­duo, es­ta­mos tra­tan­do es­to co­mo un in­ci­den­te te­rro­ris­ta", di­jo en rue­da de pren­sa Graham Ash­ton, je­fe de la po­li­cía de Vic­to­ria, es­ta­do en el sud­es­te de Aus­tra­lia cu­ya ca­pi­tal es Mel­bo­ru­ne.

"Es co­no­ci­do por la po­li­cía, bá­si­ca­men­te en re­la­ción a unos fa­mi­lia­res su­yos que son de nues­tro in­te­rés. Es al­guien que en con­se­cuen­cia es co­no­ci­do por la po­li­cía de Vic­to­ria y las au­to­ri­da­des fe­de­ra­les de in­te­li­gen­cia", ex­pli­có el po­li­cía.

El agre­sor re­si­día en un su­bur­bio en el no­roes­te de Mel­bour­ne y te­nía an­te­ce­den­tes por de­li­tos re­la­cio­na­dos con dro­gas, ro­bos y con­duc­ción de vehícu­los, in­di­có Ash­ton, que evi­tó dar más da­tos so­bre el ata­can­te.

Se­gún la ca­de­na SBS, el in­di­vi­duo era un so­ma­lí con un fa­mi­liar que fue de­te­ni­do el año pa­sa­do e impu­tado con car­gos de te­rro­ris­mo.

El EI asu­mió la au­to­ría del ata­que a tra­vés de la agen­cia Amaq, afín al gru­po yiha­dis­ta, y ase­gu­ró que el au­tor de los apu­ña­la­mien­tos era de sus com­ba­tien­tes.

El ata­que tu­vo lu­gar en la cén­tri­ca ca­lle Bour­ke cuan­do el asal­tan­te es­ta­cio­nó un co­che en la en­tra­da de un cen­tro co­mer­cial. La ca­mio­ne­ta que lle­va­ba ci­lin­dros de gas se in­cen­dió en la ca­lle Bour­ke mien­tras el con­duc­tor apu­ña­la­ba a tran­seún­tes -uno de los cua­les mu­rió en el lu­gar-. Los ci­lin­dros no ex­plo­ta­ron y el in­cen­dio fue apa­ga­do en 10 mi­nu­tos, cuan­do el ata­que ha­bía ter­mi­na­do.

PER­SO­NA

mu­rió por le­sio­nes de cu­chi­llo y dos más fue­ron he­ri­das; el ata­can­te fue de­te­ni­do

Se­gún Ash­ton, un vehícu­lo con po­li­cías lle­gó al lu­gar al ca­bo de un mi­nu­to y el agre­sor ata­có a los agen­tes a pu­ñe­ta­zos por la ven­ta­ni­lla po­co an­tes de que lle­ga­ran más po­li­cías.

"En ese mo­men­to, sa­có un cu­chi­llo e in­ten­tó ata­car a los agen­tes. Uno de­to­nó su ar­ma y dis­pa­ró al pe­cho del asal­tan­te" an­tes de cap­tu­rar­lo, di­jo el co­mi­sio­na­do.

Imá­ge­nes di­fun­di­das en las re­des so­cia­les mos­tra­ron el vehícu­lo en lla­mas des­pla­zán­do­se len­ta­men­te ha­cia la ve­re­da, así co­mo las agre­sio­nes de un hom­bre al­to ves­ti­do de pan­ta­lón blan­co y tú­ni­ca ne­gra mien­tras va­rios agen­tes de la po­li­cía in­ten­ta­ban re­du­cir­lo.

La ca­lle Bour­ke ya fue es­ce­na­rio el 20 de enero de 2017 de un atro­pe­llo de­li­be­ra­do en el que mu­rie­ron seis per­so­nas, en­tre ellas un be­bé y una ni­ña de diez años, per­pe­tra­do su­pues­ta­men­te por Di­mi­trious Gar­ga­sou­las, de 28 años.

AFP

Ar­ma­do con un cu­chi­llo, el ata­can­te ma­tó a una per­so­na/

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.