Ro­sell in­dig­na a la CEOE: «Hay es­pa­cios en­tre su­mi­sión to­tal e in­de­pen­den­cia»

El pre­si­den­te de la pa­tro­nal pi­de bus­car pa­ra Ca­ta­lu­ña «vías in­ter­me­dias en­tre la in­de­pen­den­cia y la su­mi­sión to­tal», in­clui­da la re­for­ma de la Cons­ti­tu­ción In­dig­na­ción en la cú­pu­la em­pre­sa­rial, que no res­pal­da la pro­pues­ta

El Mundo - - PORTADA - CAR­LOS SE­GO­VIA MA­DRID

El pre­si­den­te de la CEOE, Juan Ro­sell, ha pro­vo­ca­do in­dig­na­ción en la cú­pu­la de la pa­tro­nal de Es­pa­ña con sus opi­nio­nes so­bre la cues­tión ca­ta­la­na. El pre­si­den­te de la pa­tro­nal pi­de bus­car pa­ra Ca­ta­lu­ña «vías in­ter­me­dias en­tre la in­de­pen­den­cia y la su­mi­sión to­tal», in­clui­da la re­for­ma de la Cons­ti­tu­ción

La irri­ta­ción se acre­cen­tó ayer al sa­lir­se Ro­sell del guion con una pro­pues­ta no in­clui­da en el co­mu­ni­ca­do de la pa­tro­nal so­bre Ca­ta­lu­ña en la vís­pe­ra. En de­cla­ra­cio­nes a la Ca­de­na Ser, Ro­sell de­fen­dió una se­gun­da Tran­si­ción en Es­pa­ña con una nue­va re­for­ma de la Cons­ti­tu­ción co­mo vía in­ter­me­dia en­tre la in­de­pen­den­cia de Ca­ta­lu­ña y «el aca­ta­mien­to por­que sí y la su­mi­sión to­tal». Lo hi­zo ade­más tras ase­gu­rar el Rey Fe­li­pe VI que «la Cons­ti­tu­ción pre­va­le­ce­rá fren­te a quie­nes quie­bren la con­vi­ven­cia».

Ya en la vís­pe­ra, Ro­sell pro­vo­có ma­les­tar en la Jun­ta Di­rec­ti­va por ser par­ti­da­rio de sal­dar la cues­tión ca­ta­la­na con «una no­ti­ta» evi­tan­do en lo po­si­ble un pro­nun­cia­mien­to de la pa­tro­nal so­bre el desafío ile­gal del mo­men­to en Es­pa­ña, co­mo ya in­for­mó EL MUN­DO.

Sus de­cla­ra­cio­nes de ayer re­vol­vie­ron aún más a los di­ri­gen­tes. «Son de­cla­ra­cio­nes ex­tem­po­rá­neas, es un error gra­ve de­cir que Ca­ta­lu­ña se en­cuen­tra en si­tua­ción de su­mi­sión. No es eso lo que pien­sa CEOE», afir­mó a es­te dia­rio un al­to di­ri­gen­te de la pa­tro­nal.

«En nin­gún ca­so se ha acor­da­do en CEOE pro­po­ner una re­for­ma de la Cons­ti­tu­ción pa­ra re­sol­ver desafec­cio­nes en Ca­ta­lu­ña, no es nues­tro pa­pel, co­rres­pon­de a los partidos po­lí­ti­cos», ase­gu­ra otro di­ri­gen­te. Lo más que han ex­pre­sa­do la pro­pia CEOE y, esta se­ma­na, Cepyme, es es­te plan­tea­mien­to: «To­dos te­ne­mos que ha­cer un es­fuer­zo pa­ra fa­ci­li­tar la con­vi­ven­cia den­tro de los már­ge­nes que per­mi­te nues­tro or­de­na­mien­to ju­rí­di­co, y ha­ce­mos un lla­ma­mien­to por­que nun­ca es tar­de pa­ra el diá­lo­go».

En to­do ca­so, hay lí­neas ro­jas. Por ejem­plo, el vi­ce­pre­si­den­te de CEOE y pre­si­den­te de la pa­tro­nal ma­dri­le­ña CEIM, Juan Pa­blo Lá­za­ro, de­fien­de que «en cual­quier ne­go­cia­ción fu­tu­ra, en­ca­mi­na­da a apor­tar vías de so­lu­ción, se evi­te fa­vo­re­cer a unas Co­mu­ni­da­des Au­tó­no­mas res­pec­to de otras». Es tam­bién la posición de la Con­fe­de­ra­ción de Em­pre­sa­rios de An­da­lu­cía, en­tre mu­chas otras.

«Ro­sell es­tá ya más fue­ra que den­tro, le que­da aún un año co­mo pre­si­den­te de CEOE y esta ca­sa tie­ne sus tiem­pos, pe­ro se­rá sus­ti­tui­do por al­guien que re­pre­sen­te la posición de la ins­ti­tu­ción sin de­va­neos», aña­de un miem­bro de la Jun­ta Di­rec­ti­va.

Fuen­tes pró­xi­mas a Ro­sell ma­ti­za­ron que és­te hi­zo de­cla­ra­cio­nes «a tí­tu­lo per­so­nal» y que no es la primera vez que pi­de so­lu­cio­nes pa­ra «desafec­ción». El pre­si­den­te de CEOE ad­mi­tió ayer que la pa­tro­nal ha de­ci­di­do apo­yar «to­das las me­di­das ne­ce­sa­rias y opor­tu­nas pa­ra res­ta­ble­cer la le­ga­li­dad en Ca­ta­lu­ña», pe­ro pu­so más én­fa­sis en el fu­tu­ro tras el 1-O. «Hay un pro­ble­ma en Ca­ta­lu­ña y no po­de­mos de­cir que el pro­ble­ma ya no exis­ti­rá tras el uno de oc­tu­bre (...) Hay que vol­ver a lo que hi­ci­mos en el año 1977 y 1978», ani­mó re­cla­man­do un nue­vo «pac­to te­rri­to­rial» in­clui­da la re­for­ma cons­ti­tu­cio­nal «pa­ra que po­da­mos vi­vir con tran­qui­li­dad y pros­pe­ri­dad los pró­xi­mos 40 años».

Ro­sell, que re­em­pla­zó en 2010 a Ge­rar­do Díaz Fe­rrán sos­tie­ne que de­ja­rá el car­go al ago­tar su man­da­to en di­ciem­bre de 2018 y que no se­rá ac­ti­vo en fa­vor de nin­gún can­di­da­to en la cam­pa­ña elec­to­ral, pe­ro esta rec­ta fi­nal se es­tá ha­cien­do lar­ga a des­ta­ca­dos miem­bros de la pa­tro­nal. «No es el mo­men­to, en pleno desafío, pa­ra de­cir lo que ha di­cho. Te­ne­mos de pre­si­den­te a un pa­to co­jo y eso se nota en la or­ga­ni­za­ción», la­men­ta uno de los di­ri­gen­tes con­sul­ta­dos. «No re­pre­sen­ta a los em­pre­sa­rios es­pa­ño­les», apun­ta otro di­rec­ti­vo. «Un pre­si­den­te de CEOE no de­be ha­blar a tí­tu­lo per­so­nal», re­ma­cha otro.

AN­TO­NIO HE­RE­DIA

El pre­si­den­te de la Con­fe­de­ra­ción Es­pa­ño­la de Or­ga­ni­za­cio­nes Em­pre­sa­ria­les, Juan Ro­sell.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.