Ra­joy descoloca a Ri­ve­ra tras pac­tar con Sán­chez re­for­mar la Cons­ti­tu­ción

El pre­si­den­te del Go­bierno prio­ri­zó afian­zar el apo­yo del PSOE pa­ra ac­ti­var el ar­tícu­lo 155

El Mundo - - ESPAÑA - RAÚL PIÑA MA­DRID

La se­mi­lla que ger­mi­nó el fren­te cons­ti­tu­cio­na­lis­ta que han te­ji­do PP, PSOE y Ciu­da­da­nos fue el «apo­yo sin fi­su­ras» que des­de el pri­mer mo­men­to Al­bert Ri­ve­ra mos­tró a Ma­riano Ra­joy en su res­pues­ta al desafío in­de­pen­den­tis­ta del Go­vern. Cho­ca­ron en los pla­zos pa­ra apli­car el ar­tícu­lo 155 de la Cons­ti­tu­ción –que pre­vé, en­tre otras co­sas, que el Es­ta­do asu­ma com­pe­ten­cias au­to­nó­mi­cas–, pe­ro nun­ca hu­bo ries­go de rup­tu­ra. Eran ta­llo y flor. Así, el prin­ci­pal ob­je­ti­vo de Mon­cloa fue re­gar el apo­yo del PSOE, más es­qui­vo en su alian­za. De ahí que la reu­nión cla­ve del mar­tes por la no­che, que ac­ti­vó la res­pues­ta cons­ti­tu­cio­nal an­te la hui­da ha­cia de­lan­te de Car­les Puig­de­mont, fue­ra en­tre Ma­riano Ra­joy y Pe­dro Sán­chez. El cie­rre de fi­las ger­mi­nó con un pac­to en­tre am­bos pa­ra abrir den­tro de seis me­ses el de­ba­te so­bre la re­for­ma de la Cons­ti­tu­ción.

Ri­ve­ra y Ra­joy han man­te­ni­do abier­to un ca­nal per­ma­nen­te de diá­lo­go en las úl­ti­mas se­ma­nas. Lla­ma­das, men­sa­jes, reunio­nes en Mon­cloa. El lí­der de la for­ma­ción na­ran­ja em­pleó una es­tra­te­gia de pre­sión pú­bli­ca ha­cia Ra­joy pa­ra que ac­ti­va­ra el ar­tícu­lo 155 y con­vo­ca­ra elec­cio­nes au­to­nó­mi­cas en Ca­ta­lu­ña. Lo re­pi­ten to­dos sus por­ta­vo­ces co­mo man­tra ma­cha­cón. Pi­dió una ci­ta a Ra­joy el vier­nes pa­sa­do en Mon­cloa, an­tes del Con­se­jo de Mi­nis­tros, don­de se lo reite­ró por enési­ma vez. Era el lo­gro po­lí­ti­co que bus­ca­ba.

Pe­ro en las úl­ti­mas ho­ras de ne­go­cia­ción y búsqueda de apo­yos por par­te del Go­bierno, Mon­cloa prio­ri­zó con­ten­tar al PSOE y no a Ciu­da­da­nos. Ra­joy ci­tó a Sán­chez en Mon­cloa a úl­ti­ma ho­ra del mar­tes. Los so­cia­lis­tas apo­ya­rán las ac­cio­nes que em­pren­da Ra­joy, des­pués de que es­te ac­ce­die­ra a po­ner en mar­cha de in­me­dia­to la co­mi­sión de es­tu­dio y mo­der­ni­za­ción del Es­ta­do au­to­nó­mi­co en el Con­gre­so –im­pul­sa­da por los so­cia­lis­tas–, a que du­re seis me­ses y a que, in­me­dia­ta­men­te des­pués, se abra el de­ba­te de la re­for­ma de la Cons­ti­tu­ción.

Ra­joy y Ri­ve­ra con­ver­sa­ron por te­lé­fono a pri­me­ra ho­ra de la ma­ña­na de ayer, an­tes de que co­men­za­ra el Con­se­jo de Mi­nis­tros ex­tra­or­di­na­rio. El pre­si­den­te le des­gra­nó los pa­sos que iba a dar, así co­mo lo ha­bla­do con Sán­chez. Los so­cia­lis­tas ya se pre­pa­ra­ban pa­ra ca­pi­ta­li­zar el éxi­to po­lí­ti­co. «Bien­ve­ni­do a la re­for­ma de la Cons­ti­tu­ción», le lle­gó a de­cir Mar­ga­ri­ta Ro­bles, por­ta­voz del PSOE, a Ri­ve­ra, tra­tan­do de evi­den­ciar pú­bli­ca­men­te quién ha­bía apun­ta­do pun­tos en su ca­si­lle­ro.

Ri­ve­ra, bus­can­do vol­tear la si­tua­ción, di­jo ale­grar­se «de que el Go­bierno ha­ya re­ca­pa­ci­ta­do y ha­ya asu­mi­do la pro­pues­ta que Ciu­da­da­nos le hi­zo ha­ce unas se­ma­nas». Un in­ten­to de ca­pi­ta­li­zar la res­pues­ta del Es­ta­do y no que­dar­se fue­ra, to­da vez que el PSOE ya te­nía su fo­to.

Es­ta si­tua­ción, don­de el pro­pio Ra­joy en su in­ter­ven­ción en el Con­gre­so afeó a ERC no acu­dir a la co­mi­sión de es­tu­dio del mo­de­lo te­rri­to­rial pro­pues­ta por el PSOE, des­co­lo­có a Ciu­da­da­nos. Des­de la for­ma­ción na­ran­ja qui­sie­ron re­cor­dar que lle­va­ron en su pro­gra­ma elec­to­ral la re­for­ma de la Car­ta Mag­na y que era un asun­to que ya ha­bían pac­ta­do en el acuer­do de go­bierno fa­lli­do con Sán­chez y que en el pac­to de in­ves­ti­du­ra con el PP se re­co­ge «es­tu­diar la ac­tua­li­za­ción del tex­to cons­ti­tu­cio­nal».

Esas as­pe­re­zas de úl­ti­ma ho­ra se evi­den­cian en el ma­les­tar que el mar­tes por la no­che ha­bía en la di­rec­ción de Ciu­da­da­nos con Ra­joy. En sus úl­ti­mos con­tac­tos con Mon­cloa se ha­bía trans­mi­ti­do que se­ría el pre­si­den­te del Go­bierno quien re­pli­ca­ría al dis­cur­so de Puig­de­mont. Fi­nal­men­te fue la vi­ce­pre­si­den­ta. «No en­ten­de­mos que el pre­si­den­te del Go­bierno no sal­ga hoy», ex­pre­sa­ron fuentes de la di­rec­ción.

An­te la si­tua­ción ge­ne­ra­da, Cs qui­so lan­zar un avi­so so­bre la re­for­ma cons­ti­tu­cio­nal: hay que aco­tar su pe­rí­me­tro. Tra­zó una cla­ra lí­nea ro­ja: «No ti­re­mos de lo fá­cil, que es dar a los in­de­pen­den­tis­tas lo que pi­den».

32 Dipu­tados. Son los es­ca­ños de Cs en el Con­gre­so, que no su­man ma­yo­ría con los 137 del PP.

BERNARDO DÍAZ

Al­bert Ri­ve­ra, ayer en el Con­gre­so de los Dipu­tados, an­tes de com­pa­re­cer an­te los me­dios pa­ra va­lo­rar la de­ci­sión del Go­bierno de ac­ti­var el ar­tícu­lo 155.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.