Ci­fuen­tes re­pli­ca a Díaz que Ma­drid apor­ta 1.315 mi­llo­nes a An­da­lu­cía

La Co­mu­ni­dad de Ma­drid re­cha­za las acu­sa­cio­nes de ‘dum­ping’ por apli­car bo­ni­fi­ca­cio­nes fis­ca­les

El Mundo - - PORTADA - MAR­TA BELVER MA­DRID

El Go­bierno au­to­nó­mi­co de Ma­drid se re­vuel­ve an­te las crí­ti­cas de la ma­yo­ría de las co­mu­ni­da­des au­tó­no­mas por sus bo­ni­fi­ca­cio­nes en ma­te­ria tri­bu­ta­ria. En con­cre­to, y en un men­sa­je di­rec­to al Eje­cu­ti­vo de Su­sa­na Díaz, que lo ha acu­sa­do im­plí­ci­ta­men­te de prac­ti­car dum­ping fis­cal, sub­ra­ya que só­lo es­te año ha des­ti­na­do «1.315 mi­llo­nes de eu­ros a fi­nan­ciar los ser­vi­cios pú­bli­cos fun­da­men­ta­les de An­da­lu­cía».

La pre­si­den­ta ma­dri­le­ña, Cris­ti­na Ci­fuen­tes, de­fien­de que lo que ha­ce es «ejer­cer con efi­ca­cia» sus com­pe­ten­cias, que son «las mis­mas» que tie­nen to­das las re­gio­nes in­clui­das en el ré­gi­men co­mún. «To­das ellas pue­den ba­jar los im­pues­tos co­mo lo ha­ce Ma­drid. No es­ta­mos ha­cien­do uso de nin­gún pri­vi­le­gio», ar­gu­men­ta.

De he­cho, a su jui­cio, la Ad­mi­nis­tra­ción que di­ri­ge es «víc­ti­ma del ac­tual sis­te­ma de fi­nan­cia­ción au­to­nó­mi­ca» a pe­sar de que otros go­bier­nos au­to­nó­mi­cos quie­ran pre­sen­tar­la co­mo «el prin­ci­pal be­ne­fi­cia­rio» del mis­mo «con acu­sa­cio­nes de dum­ping fis­cal». Y apos­ti­lla: «So­mos una co­mu­ni­dad muy so­li­da­ria y que­re­mos se­guir sién­do­lo, con­tri­bu­yen­do al re­equi­li­brio te­rri­to­rial y so­cial de Es­pa­ña».

Ci­fuen­tes res­pon­de así a la ofen­si­va lan­za­da por va­rios eje­cu­ti­vos re­gio­na­les, in­clui­dos al­gu­nos de su pro­pio par­ti­do (PP), por los ba­jos im­pues­tos de Ma­drid, que bo­ni­fi­ca prác­ti­ca­men­te al 100% tan­to el de Pa­tri­mo­nio co­mo el de Su­ce­sio­nes y Do­na­cio­nes. Es­tas crí­ti­cas se han ver­ti­do en el mar­co de la re­for­ma del sis­te­ma de fi­nan­cia­ción te­rri­to­rial que pre­pa­ra el Ministerio de Ha­cien­da, que ha en­car­ga­do un in­for­me al res­pec­to a un co­mi­té de ex­per­tos que se pro­nun­cia a fa­vor de una ar­mo­ni­za­ción de tri­bu­tos.

«Es­te de­ba­te no pue­de des­vir­tuar­se plan­teán­do­lo sim­ple­men­te co­mo una guerra fis­cal en­tre las au­to­no­mías. Se tra­ta de un asun­to de pro­fun­do ca­la­do, por­que afec­ta a la pres­ta­ción de ser­vi­cios pú­bli­cos esen­cia­les, que de­be de ser abor­da­do apli­can­do cri­te­rios no só­lo po­lí­ti­cos, sino tam­bién téc­ni­cos», de­fien­de la pre­si­den­ta ma­dri­le­ña.

Su Con­se­je­ría de Eco­no­mía ha en­via­do un in­for­me al de­par­ta­men­to de Cris­tó­bal Mon­to­ro en el que mues­tra su re­cha­zo a la im­po­si­ción de ti­pos ar­mo­ni­za­dos que res­ten so­be­ra­nía im­po­si­ti­va a las co­mu­ni­da­des. En él ex­po­ne que «las res­tric­cio­nes a la ca­pa­ci­dad nor­ma­ti­va ac­tual en los tri­bu­tos ce­di­dos no cons­ti­tu­yen un prin­ci­pio acor­de con los prin­ci­pios de au­to­no­mía del in­gre­so y de co­rres­pon­sa­bi­li­dad fis­cal».

Por su par­te, el pre­si­den­te de la Xun­ta, Al­ber­to Nú­ñez Fei­jóo, se mos­tró ayer par­ti­da­rio de que ha­ya «unas pau­tas» o unos «mí­ni­mos co­mu­nes» so­bre lo que pue­den ha­cer las co­mu­ni­da­des en es­ta ma­te­ria. Al tiem­po, reivin­di­có que las au­to­no­mías cum­pli­do­ras de­be­rían te­ner «una ca­pa­ci­dad fis­cal su­pe­rior» a las que no lo son, in­for­ma Eu­ro­pa Press.

AL­BER­TO DI LOLLI

La pre­si­den­ta de la Co­mu­ni­dad de Ma­drid, Cris­ti­na Ci­fuen­tes, ayer.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.