Pren­de al pú­bli­co del Fes­ti­val Cer­van­tino

El Sol de Bajío - - Circulos - NO­TI­MEX/ Guanajuato, Gto,

Mo­lo­tov in­ter­pre­tó

poé­ti­ca que en­cie­rra la na­cio­na­lis­ta fra­se “¡Arri­ba Mé­xi­co, ching... ma...!” anun­ció el ini­cio del con­cier­to que Mo­lo­tov, agru­pa­ción me­xi­ca­na de rock, ofre­ció la no­che de es­te jue­ves en la Al­hón­di­ga de Gra­na­di­tas de es­ta ciu­dad, co­mo par­te del XLVI Fes­ti­val In­ter­na­cio­nal Cer­van­tino (FIC).

“No­ko” abrió la lis­ta de te­mas in­ter­pre­ta­dos por Mo­lo­tov, y a par­tir de en­ton­ces se fue des­gra­nan­do el con­cier­to, sin pau­sa ni tre­gua. So­la­men­te un bre­ve pa­rén­te­sis pa­ra ir a ha­cer del ba­ño, dio unos mi­nu­tos de res­pi­ro al pú­bli­co que no de­jó de brin­car mien­tras los ins­tru­men­tos ele­va­ron no­tas que pa­re­cían lle­gar has­ta el in­fi­ni­to. Al­re­de­dor de 20 can­cio­nes tra­za­ron un puen­te en­tre los ini­cios de la ban­da (1995) y la ac­tua­li­dad. Han trans­cu­rri­do 23 años, sin con­tar los que el en­sam­ble pa­só pi­can­do pie­dra has­ta gra­bar su pri­mer dis­co en 1997, “¿Dón­de ju­ga­rán las ni­ñas?”, que muy pron­to se con­vir­tió en un clá­si­co jo­ven por su hu­mor ne­gro, crí­ti­ca so­cial y sus le­tras ofen­si­vas.

Le­jos que­da­ron los tiem­pos en que Ti­to

En am­bien­te

“No­ko” abrió

Fuen­tes (gui­ta­rra y voz), Micky Hui­do­bro (ba­jo, ba­te­ría y voz), Pa­co Aya­la (ba­jo, gui­ta­rra y voz) y Randy Ebright (ba­te­ría, gui­ta­rra, ba­jo y voz) eran te­lo­ne­ros de Hé­roes del Si­len­cio, La Lu­pi­ta y Cuca. Los años pa­san y ellos pei­nan ca­nas; sin em­bar­go, el vi­gor y la téc­ni­ca in­ter­pre­ta­ti­va con que se die­ron a co­no­cer ahí es­tá, lím­pi­da.

Ca­si 20 can­cio­nes in­ter­pre­tó el en­sam­ble, con le­tras que asus­tan a las bue­nas con­cien­cias, in­co­mo­dan a po­lí­ti­cos de acen­dra­da cepa par­ti­dis­ta, y has­ta cim­bran na­cio­nes don­de hay ciu­da­da­nos que mi­ran mal al me­xi­cano. La ma­gia de la no­che flo­re­ció con “Ama­teur”, “Chin­ga tu ma­dre”, “La­gu­nas men­ta­les”, “Pa­rá­si­to”, “He­re we kum”, “Vo­to la­tino” y “Fu­ga”.

A lo lar­go de to­do el con­cier­to, la res­pues­ta del pú­bli­co va­rio­pin­to, des­de ni­ños en edad prees­co­lar has­ta adul­tos de la ter­ce­ra edad, fue un bai­le mul­ti­tu­di­na­rio sin­cro­ni­za­do, co­mo pues­to por un maes­tro de bai­le al­ter­na­ti­vo, y ví­to­res y loas acom­pa­ña­das de la gri­to­na pe­ti­ción de un te­ma em­ble­má­ti­co del gru­po: “Pu­to”.

EMO­CION EN EL AI­RE

El desaho­go en su más ar­tís­ti­ca ex­pre­sión, la emo­ción se pu­do res­pi­rar en el am­bien­te. Tras aten­der el lla­ma­do de la na­tu­ra­le­za, la ban­da re­gre­só pa­ra gran­jear­se más sim­pa­tías del pú­bli­co con “Chan­wich a la chi­cho­na” (sic), pe­ro an­tes ha­bían ofre­ci­do “Pe­rro ne­gro”, “Bla­me me”, “Po­wer”, “Fri­jo­le­ro”, “Hit me”, “Mar­ciano 1&2”, “Quem pom­pó” y “Da Da Da”.

Con “Tri­bu­to a Queen” y “Má­ta­te Te­te”, Ti­to, Micky, Pa­co y Randy se des­pi­die­ron. Pe­ro la des­pe­di­da fue un me­ro ac­to pro­to­co­la­rio, por­que ni aban­do­na­ron el es­pa­cio­so es­ce­na­rio ni die­ron se­ña­les de can­san­cio o de­seos de mar­char­se. Có­mo lo ha­brían he­cho, si ellos mis­mos, en ple­na ac­tua­ción, sa­ca­ron el ce­lu­lar pa­ra to­mar fo­tos a su pú­bli­co.

El su­dor en los cuer­pos, el bri­llo en las mi­ra­das y el in­ce­san­te mo­vi­mien­to en los pies acom­pa­ña­ron a las mi­les de vo­ces que can­ta­ron a la par de Mo­lo­tov, cu­yo ál­bum de­but fue no­mi­na­do al Grammy en la ca­te­go­ría de Me­jor In­ter­pre­ta­ción de Rock La­tino Al­ter­na­ti­vo; en 2014 ganó ese pre­mio en la ca­te­go­ría de Me­jor Ál­bum Vo­cal Rock Dúo o Gru­po, por “Agua mal­di­ta”.

la lis­ta de te­mas in­ter­pre­ta­dos por Mo­lo­tov en el FIC.

pre­do­mi­nó en per­so­nas de to­das las eda­des pre­sen­tes en el FIC.

sus ma­yo­res éxi­tos en la ex­pla­na­da de la Al­hón­di­ga de Gra­na­di­tas. Fo­tos: No­ti­mex.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.