De­ja vio­len­cia a ni­ños huér­fa­nos

Atien­de DIF ca­sos de or­fan­dad pa­ra dar­los en adop­ción

El Sol de Irapuato - - Local - KAR­LA AGUILERA RAN­GEL

Jo­sé Al­fon­so Bor­ja Pi­men­tel, di­rec­tor del Sis­te­ma pa­ra el Desa­rro­llo In­te­gral de la Fa­mi­lia (DIF) del es­ta­do de Gua­na­jua­to, ase­gu­ró que ofre­cen el mis­mo tra­to y aten­ción a los ni­ños que fue­ron víc­ti­mas de la vio­len­cia por sus pa­dres y a aque­llos cu­yos pa­dres fue­ron ase­si­na­dos, mien­tras que con­ti­núan tra­ba­jan­do por emi­tir cer­ti­fi­ca­dos de ido­nei­dad pa­ra po­der ser adop­ta­dos.

Es­to, lue­go de que los ca­sos de or­fan­dad in­cre­men­ta­ron has­ta 40% a cau­sa de los ho­mi­ci­dios do­lo­sos que han ocu­rri­do en to­do el es­ta­do, don­de aque­llos ni­ños son ca­na­li­za­dos por el Sis­te­ma DIF Es­ta­tal, quien se vuel­ve su tu­tor le­gal has­ta que en­cuen­tren fa­mi­lia­res que se en­car­guen de su cui­da­do o sean adop­ta­dos; mien­tras tan­to, son lle­va­dos a ca­sas de res­guar­do.

El di­rec­tor del Sis­te­ma DIF Es­ta­tal se­ña­ló que la Pro­cu­ra­du­ría Ge­ne­ral de Jus­ti­cia (PGJ) del es­ta­do de Gua­na­jua­to es la que se en­car­ga pri­me­ro del ni­ño, ni­ña o ado­les­cen­te, pa­ra des­pués ca­na­li­zar­lo con el DIF Es­ta­tal, ya que aden­tro de la PGJ hay un área es­pe­cia­li­za­da en brin­dar aten­ción a los me­no­res que son víc­ti­mas de la vio­len­cia ya sea di­rec­ta o in­di­rec­ta­men­te.

Co­men­tó que en cuan­to re­ci­ben un ca­so de ese ti­po, tra­ba­jan de ma­ne­ra in­me­dia­ta pa­ra im­ple­men­tar un pro­to­co­lo de aten­ción, el cual im­pli­ca ha­cer una re­vi­sión de sus fa­mi­lia­res pa­ra prio­ri­zar que que­de ba­jo el cui­da­do de al­gún fa­mi­liar; sin em­bar­go, men­cio­nó que hay ca­sos en que el me­nor re­quie­re es­tar en res­guar­do ins­ti­tu­cio­nal, don­de le ofre­cen aten­ción psi­co­ló­gi­ca, mé­di­ca, ali­men­ta­ción y ed ón pa­ra que más ade­lan­te sea re­in­te­gra­do a la so­cie­dad.

Jo­sé Al­fon­so Bor­ja Pi­men­tel men­cio­nó que hay ca­sos en que los ni­ños no cuen­tan con un fa­mi­liar que pue­da ha­cer­se car­go de su cui­da­do, por lo que pue­den ser adop­ta­dos, en­ton­ces bus­car la ma­ne­ra de emi­tir cer­ti­fi­ca­dos de ido­nei­dad, el cual per­mi­te la rea­li­za­ción de un pro­ce­so de adop­ción

“Tra­ba­ja­mos de ma­ne­ra coor­di­na­da la PGJ, ellos rea­li­zan las

in­ves­ti­ga­cio­nes y no­so­tros les ofre­ce­mos un es­pa­cio digno y se­gu­ro a los ni­ños, pues a to­dos los aten­de­mos con los mis­mos pro­to­co­los y aten­cio­nes has­ta que

en­cuen­tran a al­gún fa­mi­liar, o bien, pue­den ser can­di­da­tos a ser adop­ta­dos, to­do pa­ra que pue­dan re­in­te­grar­se sa­na­men­te a la so­cie­dad”

Bus­can emi­tir

cer­ti­fi­ca­dos de ido­nei­dad pa­ra re­in­te­grar a ni­ños huér­fa­nos a la so­cie­dad

Los hi­jos cu­yos pa­dres fue­ron víc­ti­mas de la vio­len­cia son aten­di­dos por el Sis­te­ma DIF Es­ta­tal. Fotos/mar­co Be­do­lla

Newspapers in Spanish

Newspapers from Mexico

© PressReader. All rights reserved.